Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 18 2 2006 57 La película iraní Offside favorita para los premios de la Berlinale, que se entregan hoy Los conservadores se han sentido amenazados en las posibilidades de desarrollo y no es así dice la directora del CARS temporales hasta que se integre al discurso museístico. De momento, un centenar de obras de cuarenta artistas puede verse en el museo. Los conservadores creen injusto que estos proyectos se realicen de espaldas al personal científico y técnico del museo. Las congas de Ray Barretto, uno de los pioneros del jazz latino, dejaron de latir Dos operaciones de corazón acabaron con el músico de origen puertorriqueño y de la salsa al jazz latino. Ése fue el camino que recorrió el genial conguero de origen boricua, muerto ayer en un hospital de Nueva Jersey MANUEL DE LA FUENTE MADRID. Esta noche no sonarán las congas en el quarter. Ni en el club. Ni en Brooklyn, ni en Harlem, ni en el Bronx. Ni lanzará su grito de guerra y de caza El watusi Las congas del jazz, las congas de la salsa y también las congas en miniatura eternamente colgadas de su cuello han callado para siempre, han dejado latir, como su corazón. Ray Barretto, puertorriqueño nieto de españoles (canarios, concretamente) ha muerto en Nueva Jersey tras ser sometido a una implantación de cinco by pass, primero, y luego a una intervención de urgencia, de la que al final no se ha repuesto. Apenas hace un par de semanas de que Barretto fuera nombrado Maestro del Jazz, un premio que siempre ha sido considerado como el auténtico Oscar del género y que el percusionista recibió en reconocimiento a una carrera de más de cincuenta años. Se da la circunstancia, también, de que el conguero es el segundo artista de origen latino (el saxofonista cubano Paquito D Rivera fue el primero) que obtuvo el galardón, una distinción que poseen, nada más y nada menos que Dizzy Gillespie, Count Basie, Miles Davis, Ella Fitzgerald, Art Blakey, Sonny Rollins, Ornett Coleman, Max Roach, Lionel Hampton, Wayne Shorter y Herbie Hancock. Ray Barretto, al que se conocería después como Hard Hands (manos duras) nació en 1929 en el barrio neoyorquino de Brooklyn, en el seno de una familia puertorriqueña en la que b Del jazz a la salsa, Martínez de Aguilar se defiende Para la directora del CARS, lo ocurrido se debe a la inquietud generada porque, después de mucho meditar, se solicitó la creación de plazas laborales fuera de Convenio para jefes del Departamento de Colecciones y de Exposiciones. Creo que el Cuerpo de Conservadores se ha sentido amenazado en las posibilidades de desarrollo. No es así. Y han podido tener la expectativa de ocupar esos puestos. Es lícito. Cuando llegué, yo planteé crear una estructura similar a la del Prado. No pudo ser, porque tiene otro estatuto jurídico. Es insuficiente la estructura que hay en el museo y está insuficientemente pagada. Lo que hemos hecho es abrir el abanico, no sólo a funcionarios. Se tienen que crear muchos más puestos de trabajo y mejorar las condiciones de trabajo de los que están en el museo Niega que no hayan sido informados sobre el Plan Museológico: Se les presentó al día siguiente de aprobarse en el Patronato y se les explicó por activa y por pasiva. A partir de una primera ordenación que hice con Juan José Lahuerta se va a discutir y se va a pedir informes a cada uno. En el Plan Museológico tendrá que participar todo el mundo ¿El trabajo de Lahuerta y Aurora Fernández no lo podían haber hecho los conservadores? Se les ofreció, pero no presentaron un proyecto. Además, hay algunos trabajando en proyectos propuestos por ellos. En todos los museos del mundo se trabaja con conservadores y con comisarios externos. Pero me han dicho que van a colaborar y que habrá una lealtad total ¿No se lo ha tomado como un pulso a su gestión? No Ray Barretto ABC nació su pasión por la música gracias a su madre, una apasionada de todo lo que sonase a afrocaribeño. En esa época- -recordaba el día de ser premiado- -mis héroes eran estrellas latinas como Arsenio Rodríguez y Machito. Pero luego, al empezar a escuchar en la radio a monstruos del jazz como Benny Goodman y Duke Ellington descubrí la otra parte de mi En esos años, Barretto puso los cimientos para poder convertirse posteriormente en uno de los padres del jazz latino. Por un lado, su experiencia vital y musical en los guetos hispa- nos de Harlem y el Bronx, y por otro lado su pasión por el swing de Ellington, Basie y Goodman. Barretto comenzó su andadura musical a finales de los cuarenta, pero empezó a ser realmente una figura a partir del 57 cuando entró a formar parte de la banda del legendario Tito Puente, en sustitución del no menos legendario Mongo Santamaría. Hasta el mismísimo Charlie Parker se fijó en aquel joven capaz de tocar primorosamente las congas con las yemas de los dedos, con las palmas y hasta con los codos. Después de cuatro años con Puente, se convirtió en el percusionista más buscado en la escena de Nueva York. Pasen y anoten, la lista de sus compañeros de escenario no tiene pérdida: Max Roach, Charlie Parker, Art Blakey, Sonny Stitt, Lou Donaldson, Red Garland, Wes Montgomery, Davis, Freddie Hubbard y Gillespie. En 1967 se integró de hecho y por derecho en la Fania All Stars, de la que llegó a ser director musical. Tampoco faltaron en su carrera colaboraciones con la Reina de la Salsa, Celia Cruz, en ¡Tremendo Trío! y Ritmo en el corazón Desde entonces y hasta hace unos pocos días antes de su desaparición, Ray Barretto estuvo actuando y grabando por todo el mundo, y su reputación era la de una leyenda, tanto entre los grandes de la salsa como entre los grandes del jazz. A pesar de que su instrumento preferido eran unas simples congas, Barretto se convirtió en una auténtica enciclopedia viviente del latin jazz y de la salsa progresiva, cuyo ejemplo y cuyos pasos han tenido enorme repercursión, tanto en aquel lado del Atlántico como en éste. Las congas de Ray Barretto han callado para siempre. Pero como a él le gustaba decir: ¡Seguimos en la onda! Aula de Cultura La Fundación Vocento presenta: MOZART Concierto en su doscientos cincuenta aniversario Intervendrá: Cuarteto de Cámara Eloy Martes 21 de febrero de 2006 20.00 horas Centro Cultural de Círculo de Lectores C O Donnell, 10- Madrid Metro: Príncipe de Vergara (Entrada libre- Aforo limitado) ABC Los textos de las anteriores conferencias del Aula de Cultura se podrán encontrar en: www. abc. es informacion auladecultura