Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 15 2 2006 27 Sadam Husein asegura ante el tribunal que le juzga que lleva tres días en huelga de hambre René Preval, abocado al parecer a la segunda vuelta, denuncia un fraude masivo en las elecciones de Haití Un ministro de Berlusconi usará camisetas con las caricaturas J. V. BOO. CORRESPONSAL ROMA. El ministro italiano Roberto Calderoli dijo ayer que ha estampado camisetas con las caricaturas que no quiere el Islam. Me las voy a poner desde ahora y estoy dispuesto a regalarlas a quien me las pida Según el titular de Reformas Institucionales, jefe de la xenófoba Liga Norte, no hay que bajarse los pantalones, sino acabar con la distinción hipócrita de Islam terrorista e Islam pacífico En una campaña electoral convertida en concurso de necedades entre la coalición de Gobierno, el ministro Calderoli provocó a Berlusconi, pues ya que se ha comparado a Jesucristo, que lo siga de verdad, y que evangelice los valores cristianos en lugar de dejarse evangelizar por el Islam Calderoli ha tomado el relevo de Umberto Bossi también en cuanto a despropósitos, y la semana pasada criticó a Benedicto XVI porque, ante los ataques a las embajadas danesas, no ha convocado una cruzada, como hacían otros Papas Un hijo de Sharón, condenado en Israel a nueve meses de cárcel por corrupción Omri renunció a su escaño y se declaró culpable para salvar a su padre b A seis semanas de las eleccio- nes generales, el presidente de la Kneset sostiene que el Parlamento saliente es el más corrupto de la historia de Israel JUAN CIERCO. CORRESPONSAL JERUSALÉN. Nueve meses de cárcel (a cumplir a partir del 31 de agosto tras una prórroga de medio año por el coma de su padre) seis meses de servicios sociales; una multa de 53.000 euros y un ejemplo para el resto de políticos y de partidos, en plena campaña electoral, a sólo seis semanas de los comicios del 28 de marzo. Omri Sharón, hijo del primer ministro de Israel en coma desde el 4 de enero, dimitió hace unas semanas como diputado del Likud, se reconoció culpable de los cargos en su contra (violación de la ley electoral, fraude, falso testimonio) y se sacrificó para salvar la última etapa de la carrera de su progenitor. Éste, sin embargo, cayó gravemente enfermo poco después, poniendo así fin a sus andanzas políticas. Poco le ha importado su situación familiar al Tribunal de Tel Aviv, salvo para aplazar su ingreso en prisión. Se trataba, y así lo han resaltado los jueces envueltos en el caso y el fiscal general del Estado, Menajem Mazuz, de dar ejemplo entre una clase política muy corrompida que ha perdido el respeto de la mayor parte de la sociedad israelí. De hecho, con 9 diputados de la actual legislatura siendo investigados por la Policía, el presidente de la Kneset, Reuven Rivlin, ha sentenciado no sin estupor que Israel se encuentra ante el Parlamento saliente más corrupto de la historia del país Nativ Negev, abogado de Omri Sharón, ha anunciado el recurso contra una sentencia que considera desproporcionada, aunque cabe recordar Omri Sharón escuchaba ayer el veredicto en el tribunal del distrito de Tel Aviv EFE ciones violentas o la quema de embajadas. A despecho de los intentos de Solana, siguen registrándose episodios violentos en algunos países a cuenta de las caricaturas. Así, dos personas murieron ayer por heridas de bala en Lahore, cuando los guardas de seguridad de una sucursal del Union Bank trataron de repeler a un grupo de exaltados que pretendían incendiar la oficina. La Policía paquistaní dispersó a más de 15.000 manifestantes- -hubo 37 heridos- -que querían quemar sucursales bancarias y la Asamblea regional. En la capital de Pakistán, Islamabad, hordas de islamistas intentaron quemar por segundo día consecutivo embajadas, sedes oficiales y bancos. Cumplirá su pena a partir del 31 de agosto, tras una prórroga de seis meses por la enfermedad de Sharón que el acusado podía haber sido condenado, con la ley israelí en la mano, hasta a siete años de prisión. Omri Sharón recaudó en 1999, para las primarias del Likud a las que se presentaba y luego ganó su padre, siete veces más de lo permitido por la ley. Hizo incluso firmar a su padre documentos falsos para conseguir sus objetivos y contactó con hombres de negocios, israelíes y extranjeros, que financiaron las campañas. El olor a podrido que se extiende por muchos de los rincones de la política israelí, según destacan los medios de comunicación hebreos, se acrecienta con la condena del lunes, también por financiar de manera ilegal una campaña para las primarias del Likud. A una de las baronesas de este partido ultranacionalista, Naomi Blumenthal, le puede caer asimismo una pena de cárcel tras haberse probado que pagó hoteles de lujo a miembros del Comité Central del Likud a cambio de sus votos para dichos comicios internos. Así las cosas, no sin cierta ironía, algunos comentaristas israelíes se fijan en las recientes elecciones legislativas palestinas para aventurar lo que puede suceder en las del 28 de marzo en Israel. Hamás ganó los comicios palestinos de modo arrollador por el hartazgo de la población de la corrupción de la ANP y de Al Fatah. Corrupción que también corre a raudales por los bastidores políticos hebreos. Y es que todo se pega, menos la belleza, más aún si unos y otros están tan juntos como lo están palestinos e israelíes.