Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 15 2 2006 Nacional LA POLÍTICA ANTITERRORISTA DEL GOBIERNO LAS VÍCTIMAS 13 La Facultad de Derecho de la Universidad Autónoma de Madrid, donde ETA asesinó hace diez años a Francisco Tomás y Valiente, rindió ayer un homenaje al profesor Sin manos blancas D. MARTÍNEZ CHEMA BARROSO El Gobierno trasladará a CiU los datos que tiene sobre el fin de ETA ABC MADRID. El Gobierno se ha comprometido con CiU a proporcionarle información sobre los datos que maneja para asegurar, como hizo el jefe del Ejecutivo el pasado viernes, que estamos ante el inicio del principio del fin de ETA. Parece que los convergentes, convertidos en nuevos socios parlamentarios del Gobierno, se dan por satisfechos con esta versión en privado de su inicial petición de explicaciones, cuando el portavoz parlamentario de CiU, Josep Antoni Duran Lleida, reclamó que Zapatero informara a los Grupos Parlamentarios en la comisión de Secretos Oficiales. Finalmente, según argumentó ayer Duran Lleida, no parece que vaya a prosperar esta petición por falta de apoyo de otros grupos, aunque los convergentes se negaron por su parte a sumarse a la petición de comparecencia de Zapatero que ayer presentó el PP en la Junta de Portavoces. Duran explicó que no estamos dispuestos a firmar un papel con el PP porque lo usa para desgastar al Gobierno aunque también indicó que Zapatero debería ser más cauto y prudente a la hora de hablar de hipotéticos procesos de paz. En definitiva, CiU no renuncia a tener información aunque sea en conversaciones en privado con miembros del Gobierno, entre ellos con el ministro del Interior, José Antonio Alonso. A las 10: 48, en la Facultad de Derecho de la Universidad Autónoma de Madrid se guardó un minuto de silencio. Previamente, profesores como Pedro Cruz Villalón o Antonio Cidoncha Martín habían explicado a sus alumnos la figura de Francisco Tomás y Valiente en el mundo del Derecho y la Docencia. Y el silencio se oyó a esa hora porque a las 10: 48 del 14 de febrero de 1996 el ruido de tres disparos retumbó por los pasillos de la cuarta planta de la Facultad llevándose la vida del profesor y ex presidente del Tribunal Constitucional. El etarra asesino vive ahora encarcelado en Francia en espera de defenderse en un juicio mientras su víctima sólo pudo recibir ayer un homenaje. Fue un acto en el que se mostró cariño y admiración por el profesor asesinado, pero no se vieron las manos blancas el símbolo que precisamente creó esta Universidad en protesta por la muerte de Francisco Tomás y Valiente y que luego acompañó a las víctimas que le siguieron. No obstante, ayer, como todos los días, estuvieron presentes las palabras del ex presidente del Tribunal Constitucional y fue al lado de ellas donde recibió el homenaje. Y es que en la puerta principal de la Facultad de Derecho hay una lápida que recuerda el atentado con una frase del fallecido: Cada vez que matan a un hombre... nos matan un poco a cada uno de nosotros La escribió en un artículo que dedicó a la víctima que le precede en el listado de ETA: el socialista Fernando Múgica, acribillado también a tiros en una calle de San Sebastián ocho días antes. Debajo de la lápida que, con letras doradas, recoge esa especie de epitafio, el rector de la Universidad Autónoma, Ángel Gabilondo, depositó un ra- mo de dieciocho rosas rojas. Mientras, en la calle se fue formando la concentración: unas trescientas personas- -alumnos y profesores- -y una bandera española suspendida entre dos árboles en la que se había escrito: Con las víctimas No se exhibieron pancartas; sólo algunos alumnos a iniciativa propia portaban carteles del tamaño de sus carpetas, en los que, junto a la firma de la Asociación Víctimas del Terrorismo, se leía ¡Negociación! en mi nombre ¡no! Tras un minuto de silencio, el rector tomó la palabra para recordar que el movimiento de manos blancas y el grito Basta ya nació a propuesta de los estudiantes de la Universidad Autónoma. Gabilondo destacó de Tomás y Valiente la defensa que hizo de los valores democráticos y su firme posición a favor de los cauces constitucionales para una sociedad más libre y más justa El nombre del profesor lo extendió a tantas y tantas víctimas del terror a las que quiso hacer llegar una vez más nuestra solidaridad A continuación, el discurso del rector tomó una dirección más política. En este sentido, dijo que la palabra de Tomás y Valiente sigue resultándonos aún más indispensable. En un contexto en el que la necesaria controversia se confunde con la confrontación verbal, donde la expresión de las diferencias se lee en demasiadas ocasiones como la negación de los argumentos del otro o cuando las buenas razones constitucionales se utilizan como arma arrojadiza Más adelante, Gabilondo pidió que la palabra que el amó libere los espíritus y confirme nuestras convicciones, lejos del vocerío interesado de los quieren patrimonializar los valores y cerca de quienes luchan por la defensa y difusión de las libertades El discurso y el homenaje terminó en aplauso y con prisas de muchos de los asistentes para llegar a tiempo al acto que en memoria del asesinado se celebró en el Tribunal Constitucional. De regreso a las aulas, algunos alumnos polemizaban sobre la negociación con ETA. Los alumnos de la Autónoma también recordaron a Tomás y Valiente ERNESTO AGUDO