Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
28 Internacional LUNES 13 2 2006 ABC Condoleezza Rice plantea una polémica revolución para los diplomáticos estadounidenses de carrera, forzando destinos en lugares peligrosos, más idiomas y mayor diversidad racial. A esta reestructuración no se escapará la plantilla en España De París a Bujumbura TEXTO: PEDRO RODRÍGUEZ. CORRESPONSAL FOTO: EPA WASHINGTON. Foggy Bottom, el tranquilo barrio de la capital de Estados Unidos donde se encuentra la poco historiada sede del Departamento de Estado, encara estos días una llamativa y excepcional dosis de nerviosismo y de intrigas burocráticas. El origen de toda esta agitación se encuentra en los planes recientemente esbozados por Condoleezza Rice para inyectar una dosis de significativas reformas en la carrera diplomática de un país que parece más necesitado que nunca de la mejor representación posible por todo el mundo. De acuerdo a las iniciativas impulsadas por la secretaria de Estado, uno de los pilares de la Administración Bush con mayor autonomía e iniciativa, el servicio exterior del gigante americano tiene que abandonar su actual eurocentrismo Lo que va a implicar el inmediato redespliegue durante este verano de un centenar de diplomáticos desde cómodos puestos en Washington o el Viejo Continente hacia algunos de los países más problemáticos y peligrosos del Tercer Mundo como Nigeria o Pakistán. A esta reestructuración no se escapará la plantilla de la representación diplomática de Estados Unidos en España, país que pese a las actuales complicadas relaciones políticas con Washington continúa siendo un destino muy apetecible. Estos cambios sufridos podrían llegar a afectar durante los próximos años hasta un tercio de los 6.400 diplomáticos de carrera con que cuenta el Departamento de Estado. Personal que además deberá hacer realidad la intención de abrir oficinas de representación con un solo funcionario en ciudades no capitales. Según Rice, hay más de doscientas ciudades en el mundo con más de un millón de habitantes donde no tenemos ninguna presencia formal y ahí es donde hoy en día nos la jugamos Cheney hiere por accidente a un amigo durante una cacería P. R. WASHINGTON. El vicepresidente de Estados Unidos, Dick Cheney, disparó accidentalmente una perdigonada contra un compañero de sus aficiones cinegéticas durante una cacería de codornices celebrada este fin de semana en un rancho privado de Texas. La víctima, un abogado de San Antonio identificado como Harry Whittington, recibió una extensa descarga en el lado derecho de su cuerpo, con múltiples perdigones alcanzándole en la mejilla, el cuello y el pecho. El herido en este incidente, ocurrido el sábado pero no divulgado hasta última hora del domingo, fue atendido inicialmente por el equipo médico que acompaña permanente a Cheney hasta que pudo ser trasladado al Hospital Memoria de Corpus Christi donde se encuentra ingresado sin que peligre su vida pero acompañado de su esposa y del apesadumbrado vicepresidente. Según ha explicado la dueña del rancho donde ha tenido lugar el suceso, Katharine Armstrong, el número dos de la Administración de George W. Bush estaba cazando en compañía de Harry Whittington y de una tercera persona. Tras separarse del grupo para cobrar una pieza, el abogado habría recibido la no letal descarga al interponerse entre el vicepresidente de los Estados Unidos y una codorniz. Menos recepciones Dentro de esta tendencia de menos recepciones y más trabajo útil, Condoleezza Rice también ha indicado que las posibilidades de ascenso en la sufrida carrera diplomática de Estados Unidos- -donde las embajadas más golosas se mantienen como recompensa a favores políticos- -van a estar condicionadas al servicio prestado en lugares peligrosos. Además de requerirse el dominio de dos lenguas extranjeras, especialmente aquellas habladas por individuos inclinados a utilizar lanzagranadas y gritar muerte a América en urdu, farsi o árabe. Condoleezza Rice también ha planteado la necesidad de una mayor diversidad en el servicio exterior, excesivamente dominado por el arquetipo de hombres blancos anglosajones. Aunque en el actual Departamento de Esta- Rice, cuando pronunció su discurso sobre la diplomacia en enero en Georgetown do, cuatro de las seis subsecretarías están ocupados por mujeres, entre el medio centenar de puestos de máxima responsabilidad en Foggy Bottom no se encuentra más de media docena de minorías. El demoledor argumento lanzado por Condi Rice en una de sus intervenciones estelares en la Universidad de Georgetown es que resulta intolerable que los tres últimos secretarios de Estado- -la hija de inmigrantes europeos, el hijo de inmigrantes jamaicanos y la hija del segregado Sur de Estados Unidos- -sean mucho más diversos que el resto de la carrera diplomática con la que trabajan Además de cuestionar lo incomprensible de que un país como Estados Unidos tenga más diplomáticos destinados en Alemania, con una población de ochenta y dos millones, que en la India con sus mil millones de habitantes. A juicio de Walter Russell Mead, analista del Council on Foreign Relations aunque estas órdenes sean muy frustrantes para diplomáticos veteranos en búsqueda de años descansados en París o Roma, estos cambios significan una importante y largamente necesitada transformación de la política exterior de Estados Unidos que en sus plantillas demuestra un lastre arcaico producto de la Guerra Fría. A su juicio, aquellos que rechazan todo de la política exterior de la Administración Bush deberían por lo menos respaldar estas reformas planteadas por la secretaria de Estado La propia Condoleezza Rice ha descrito los cambios planteados como diplomacia transformacional siguiendo el adjetivo tan utilizado por la Administración Bush para justificar cambios radicales en el status quo En opinión de la responsable diplomática de Estados Unidos, ha llegado la hora de reconocer que en la esfera global del siglo XXI, las más grandes amenazas emergen dentro de países y no entre países, importando mucho más el carácter fundamental de ciertos regímenes que la distribución de poder internacional