Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
92 Deportes PRIMERA DIVISIÓN VIGÉSIMA TERCERA JORNADA SÁBADO 11 2 2006 ABC Athletic- Real Madrid Lafuente Iraola Prieto Aduriz Orbaiz Lacruz Amorebieta Ustaritz Gurpegui Urzaiz Ronaldo Robinho Zidane Cicinho P. García S. Ramos M. Salgado Woodgate Casillas Suple Athletic: Aranzubía (p. s. Bordas, Felipe, Murillo, Expósito, Casas, Guerrero y Llorente ntes R. Madrid: Cobeño (p. s. Diogo, Pavón, R. Carlos, Gravesen, Baptista y Cassano La visita del Real Madrid hoy, a Bilbao, herido después de la goleada de Zaragoza añade mayor dramatismo si cabe a la incierta suerte del Athletic, colista y amenazado por el primer descenso de su historia Dañobeitia San Mamés teme ir al infierno TEXTO LUIS ARRIETA Guti R. Bravo R. Domínguez San Mamés 22.00 Aut. La 2 Cambios por doquier en el Madrid frente al Athletic JOSÉ MANUEL CUÉLLAR MADRID. Mitad por necesidad, mitad para resguardar a algunos jugadores en el intento de proeza del martes ante el Zaragoza, Juan Ramón López Caro va a cambiar a medio equipo en el encuentro ante el Athletic. Así, hay una serie de bajas forzosas, como Helguera y Mejía. A otros, como Beckham, se le deja fuera tanto por su eterna lumbalgia como para reservarle. Roberto Carlos va, pero López Caro podría darle descanso, lo mismo que a Gravesen. En la derecha, Salgado será lateral y Cicinho jugará por delante de él. En el centro de la zaga volverá Woodgate para jugar al lado de Sergio Ramos con Raúl Bravo por la izquierda. También Pablo García entraría en el medio centro en lugar de Gravesen. La mayor duda que maneja el técnico es en la segunda línea de cuatro, donde hay tres para dos puestos: Zidane, Guti y Baptista, con posibilidades de suplencia para el último. López Caro se negó ayer a dar explicaciones tácticas o de otro tipo sobre el 6- 1 de Zaragoza y dijo que sólo tenía que dárselas a sus jugadores, sin tener en cuenta a los aficionados: Ya hemos sufrido suficiente para volver a recordar el pasado. He dado las explicaciones que consideraba convenientes y ya está. Ahora sólo pensamos en dar mucha guerra al Zaragoza en el partido de vuelta, pero primero tenemos una cita muy exigente en Bilbao En el Athletic, las dos novedades respecto al once que cayó en La Rosaleda serán las entradas de Urzaiz y Dañobeitia en lugar de Llorente y del sancionado Yeste. Clemente ha estado ensayando toda la semana tanto la defensa de cinco, con Lacruz, Ustaritz y Prieto como centrales e Iraola y Amorebieta en los laterales, como la defensa de cuatro, haciendo Lacruz de lateral derecho y subiendo Iraola unos metros. La primera opción parece la más probable para este partido. BILBAO. Cuando los clientes se acercan a la barra del bar Frankfurt, de Barcelona, para pedir el carajillo matinal ya saben que no tienen otro remedio que volver a releer una frase lapidaria, a un metro de la humeante cafetera: Dios sólo creó un equipo perfecto, el Athletic; a los demás los llenó de extranjeros Tan exclusivista mensaje es propiedad intelectual de la Peña Leones, que aglutina en la capital catalana a 165 románticos seguidores del equipo bilbaíno, atemorizados desde hace varias semanas por el fundado riesgo, admiten algunos socios, de que después de tanto tiempo jugando con fuego, acabemos quemándonos de verdad En otras palabras, que el centenario club rojiblanco baje este año por primera vez en su historia a Segunda división. El descenso es esa palabra tabú entre la feligresía de San Mamés. Se sabe que existe y que cada domingo se asoma, pero ningún aficionado, con el corazón en un puño, se atreve a pronunciarla. Hasta en los chat abiertos a la opinión de las 536 peñas atléticas repartidas por el mundo apenas se detectan referencias muy vagas, quizá en una mezcla intangible de miedo y fe ciega. Eso sí, como excepción sirva la porra de la Peña Latinoamericana que concede ya un 31 por ciento a la posibilidad real de caer en el pozo. En Bilbao, en cambio, a pesar de los sucesivos mazazos encajados desde septiembre y, sobre todo, de la psicológica derrota del último sábado en Málaga, no ha cundido todavía el derrotismo. Tal vez no falte mucho. Posiblemente todo dependa de esta noche en la que llega un herido Real Madrid, rival por antonomasia en la Catedral Los españoles, españoles como se hartan de vociferar los jóvenes cachorros abertzales de Herri Norte, pueden ser, precisamente, los verdugos como ya hicieran en la Copa. Perder entra dentro de lo posible y tampoco sería lo más grave; lo preocupante de verdad sería perder luego en Santander, porque ya nos quedarían menos oportunidades admite el ex presidente José Julián Lertxundi, abanderado de quienes siguen viendo al Athletic en Primera. Hay rivales peores parece consolarse. Tiempo de críticas Desde Ciudad Real, por el contrario, Raúl García Corral, máximo responsable de la Peña Miguelturra, es más pesimista. Nos podemos ir a Segunda. El equipo está muy mal. Hay pocos veteranos que están rindiendo y muchos de la cantera que no funcionan El temor a convertirse en el primer mandatario del Athletic que baja a Segunda no deja vivir a Fenando Lamikiz, un abogado nacionalista de 47 años, que nunca pensó en semejante calvario cuando hizo realidad en septiembre de 2004 el deseo compartido con su difunto padre de convertirse en presidente. Además, se siente acosado. Si por decir que el Athletic es el mejor equipo del mundo me dan bofetadas aquí, en Bilbao, voy a tener que callarme y ya está declaraba indignado el pasado jueves con su habitual sonrisa definitivamente perdida por tanta amargura. Sin demasiados aliados mediáticos en quien cobijarse, algunas fuerzas significativas de la vida social vizcaína no se recatan ya en afirmar que Lamikiz está amortizado Desde luego, como avisa un miembro de la Peña Orbaiz de Llodio, no quiero ni pensarlo por él, pero si bajamos Lamikiz tiene que irse a muchos kilómetros de Bilbao Lertxundi también se adentra por esta senda crítica. Le ha podido el revanchismo. Se ha cargado la modernidad en Lezama, hizo mobbing a Valverde, se cargó el equipo filtrando todos los sueldos, ha desprestigiado hasta el Memorial Uría (un ex presidente muerto a los 40 años) se ha cargado la Fundación Athletic, fue un frívolo en el fichaje de Zubiaurre y ahora está recogiendo los cristales rotos No puede olvidarse que hace ahora 16 años, Lamikiz reventó el primer presupuesto de Lertxundi. Nadie dudó entonces que el PNV había encontrado a un killer para devolver la afrenta a quien osó derrotar en las urnas a su candidato, José María Arrate. Éste, que luego se tomó la revancha y ostento el cargo siete años, tuvo a Lamikiz como directivo en una de sus juntas y cree que si la bola entrara, todo le consideraríamos desde ese momento como el mejor presidente porque valor se le supone, aunque no se puede hablar de su gestión desde fuera Idéntica filosofía Para Iñaki Unzueta, profesor de la Universidad del País Vasco, no está tomando cuerpo todavía la sensación de crítica hacia el club porque el nacionalismo sirve de paraguas Este analista entiende que el modelo en el que se ha instalado el Athletic es un reflejo de lo que el nacionalismo quiere Precisamente la agitación social que en Vizcaya viene provocando el declive rojiblanco no deja indiferente al PNV. Muy al contrario, se traslada a sus órganos de dirección. A nadie se le oculta que Lamikiz tiene el manto protector de José Luis Bilbao, diputado general. Tampoco es menor cierto que el propio Iñigo Urkullu, presidente de los peneuvistas vizcaínos, ha mantenido contactos con los ex jugadores Genar Andrinúa y Josu Urrutia ante un eventual recambio en la dirección del club. Otro nacionalista, Javier Clemente, tiene en sus manos la suerte de un equipo que transita cabizbajo, receloso de