Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
60 Cultura MARTES 7 2 2006 ABC Sergio Pitol: Es muy irreverente y agresivo hacer mofa de una figura religiosa como Mahoma Los Príncipes inaugurarán el viernes una Biblioteca con su nombre en el Cervantes de Sofía b El escritor pensó que la conce- sión del premio Cervantes era una broma que me gastaba alguna malandrina amiga hasta que escuchó la voz de la ministra ANTONIO ASTORGA MADRID. Otoño literario de 2005. El escritor mexicano Sergio Pitol- -cronista del esperpento delirante y macabro que nos aprisiona- -en un eterno retorno nietzschiano viaja a España con El mago de Viena (Editorial Pre- Textos) su fe de vida, bajo el brazo. En su gira por Madrid, Barcelona y Valencia presenta asimismo un volumen con sus mejores relatos, entre ellos una maravilla llamada Nocturno de Bujara En ese mes de septiembre, algunos amigos, editores y periodistas me dicen que yo podría ganar el premio Cervantes o que estaría muy cerca Pitol se asombra, porque generalmente mi obra y mi persona han sido retirados de la vida pública La última semana antes del fallo del galardón, Jorge Herralde le llama (según detalló el escritor mexicano ayer, en su fugaz visita a Madrid camino de Sofía) Me dijo: Mira, no te hagas ilusiones, hay otras personas, es difícil, olvídalo Mi ami- go Ullán también me lo confirma: Jamás te van a dar el premio Y Juan Villoro que fue jurado me remata: Es difícil Pitol se queda absolutamente tranquilo, sin posibilidades y pensando en historias que novelar, como las del detective Gogol. Pero el 1 de diciembre el teléfono le importuna el sueño e inmediatamente se fuga de los brazos de Morfeo: Estaba durmiendo, descuelgo el teléfono y de repente escucho la voz de una señora que dice que me han concedido el premio Cervantes. Pensé que era alguna malandrina amiga que me gastaba una broma ese día, pero la señora siguió hablando y descubrí que se trataba de la ministra de Cultura Carmen Calvo Entonces supe que era cierto. Quince minutos después mi casa era un hervidero y los siguientes días, muy tensos. Sergio Pitol, ayer en el Instituto Cervantes de Madrid valescos. paródicos, caricaturizantes del esperpento- -tiene otro encaje: la angustia. Y un arraigo: las letras eslavas, sobre todo la rusa y la polaca. En su discurso de inauguración de la Biblioteca Pitol del nuevo Instituto Cervantes en Sofía este viernes, el autor de El arte de la fuga (obra que, junto a El viaje y El mago de Viena componen su tríptico autobiográfico) hablará de la función del libro en la sociedad y de sus bibliotecas de Babel. Para ello Pitol retoma una cita del pope de la crítica, Harold Bloom, quien sostuvo en el Instituto Cervantes de Nueva York que el Quijote no son sólo dos personajes (Quijano y Panza; Alonso y Sancho) sino que hay un tercero: la sombra del propio Quijote. Son enigmas que se encuentran en su obra EFE El detective Nikolai Gogol, en paro El Cervantes interrumpió toda su vida actual y anterior. Y, entre otras creaciones, una novela policiaca protagonizada por Nikolai Gogol, porque es un personaje que siento muy cerca, como la carga de locura que le rodea Pero al genial loco de Gogol Cervantes le ha dejado en paro, de momento. La literatura desatada de Pitol- -repleta de personajes excéntricos, carna- ¿Qué efecto provocará el libro en la sociedad? Pitol ausculta: Una sociedad más culta, más laica, más abierta y con un mayor número de estudiantes interesados en contactar con distintas literaturas El pensamiento de Pitol no es apocalíptico sobre el libro e internet: Se complementan; no habrá destrucción libresca por parte de Internet Pero sí es crítico con respecto a las caricaturas de Mahoma: Es muy irreverente y muy agresivo hacer mofa de una figura religiosa importante. No creo que los árabes hayan hecho eso con Jesucristo hasta ahora. Vivimos en tiempos de provocaciones ¿De qué obra propia se siente más orgulloso? Responde sin dudar: El mago de Viena Ahí soy muchísimo más radical concluye.