Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 7 2 2006 Nacional 23 Muere un hombre en Marbella cuando era reducido por dos policías locales El juez ordenó anoche el arresto de cuatro agentes y dos civiles Cuerpo reconoce que hubo violencia porque el individuo era muy agresivo algunos testigos dicen que lo golpearon contra un poste y un coche J. M. CAMACHO MÁLAGA. Un ciudadano británico murió ayer al mediodía en Marbella tras ser detenido por varios agentes locales que acababan de reducirlo. Minutos después perecía antes de que llegara la ambulancia. Los policías habían recibido varias llamadas porque un individuo paseaba semidesnudo y profería gritos insultantes. El superintendente del Cuerpo, Rafael del Pozo, manifestó a ABC que la víctima, cuya identidad se desconocía anoche ya que iba sin documentación, fue reducida con la colaboración de dos ciudadanos del municipio. Horas después, el titular del Juzgado número 2 de Marbella ordenó el arresto de todos los implicados en los hechos, cuatro agentes y los dos civiles que ayudaron a reducir al fallecido. Los cuatro policías locales fueron detenidos por la Policía Nacional y han sido suspendidos cautelarmente del servicio mientras dure la investigación, según informa Efe. Los hechos ocurrieron sobre las dos y media de la tarde en la avenida Camilo José Cela, en pleno centro de la ciudad. La Policía acudió al lugar tras haber recibido varias llamadas de vecinos alertando de que un individuo, de gran corpulencia, se paseaba semidesb El jefe del nudo por la zona. Lo encontraron con el torso al aire y un pantalón de pijama, y profiriendo gritos. Varios testigos indicaron que volvía de bañarse de una playa de la localidad cuando una pareja de policías locales lo detuvo violentamente El superintendente de la Policía reconoció que hubo violencia porque la víctima era sumamente agresiva por lo que se ne- cesitó la colaboración ciudadana para reducirlo. Según Del Pozo, dos vecinos ayudaron a los agentes en la detención hasta que llegaron otros dos motoristas de la Policía Local. Del Pozo explicó que acudió una dotación de policías, que intentó controlar al individuo y, una vez reducido, comenzó a ponerse enfermo. Según el superintendente, antes de morir escu- pió saliva por la boca La autopsia confirmará si sufría alguna enfermedad. Por su parte, algunos de los testigos manifestaron que uno de los agentes golpeó al detenido contra un poste y contra un coche sin que él tuviera una actitud violenta. Los mismos testigos explicaron que, a los pocos minutos, otra pareja más de agentes de la Policía Local apareció en el lugar de los hechos, y uno de ellos le puso la rodilla en el cuello y le apretó fuertemente contra el suelo. El cuerpo de la víctima fue trasladado al Instituto Anatómico Forense para practicarle la autopsia correspondiente, al tiempo que desde el Ayuntamiento de Marbella se pedía prudencia y cautela para no llegar a conclusiones precipitadas. El cadáver de la víctima yace en plena calle rodeado de policías y de testigos del crimen JOSELE LANZA La juez ve indicios de trato degradante y lesiones en el caso Roquetas CRUZ MORCILLO MADRID. La titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Roquetas, Estefanía López, ha dictado un auto en el que aprecia que los hechos que acabaron con la muerte de Juan Martínez Galdeano en el cuartel de esta localidad pudieran ser constitutivos de delito de trato degradante y de lesiones La juez imputa ambos delitos a los nueve agentes implicados en el caso, incluido el guardia en prácticas, y ordena además que continúe la investigación, según las fuentes jurídicas consultadas. El delito de lesiones está penado con entre seis meses y cinco años de prisión y el de trato degradante lleva aparejada una condena de entre seis meses y dos años. Todos los agentes implicados, excepto el guardia alumno, siguen suspendidos de sus funciones co- mo consecuencia de la sanción impuesta en su día por el Ministerio del Interior y el de Defensa. El próximo 18 de febrero seis de ellos podrían reincorporarse al trabajo, tras cumplir esta medida cautelar, aunque es poco probable que lo hagan dado que el proceso judicial sigue abierto. El teniente al mando del cuartel y otro funcionario tampoco podrán volver a sus puestos porque además del cese en su trabajo se les retiró el destino. cias necesarias encaminadas a esclarecer lo sucedido. En el relato de lo ocurrido se recoge que Juan Martínez Galdeano llegó al cuartel sobre las 16.20 horas del citado día en estado de agitación y excitación y pidiendo ayuda. Narra los gritos, la confusión y la violencia- -incluidas las lesiones a una agente y el mordisco a otro- -desplegada por esta persona hasta que fue conducida al coche policial en el que iba a ser trasladado a otras dependencias. A continuación explica el auto la intervención del teniente y cita que hizo uso de una defensa eléctrica, que no funcionaba- -como también quedó acreditado en las pruebas periciales- -por lo que ordenó a sus hombres que inmovilizaran al detenido. El auto sigue explicando la participa- ción de los nueve imputados, uno a uno; señala que Galdeano fue atado con un lazo de seguridad por las piernas por uno de ellos y que se utilizó un spray de defensa hasta que en un momento dado los funcionarios comprobaron que el arrestado no respiraba. Da cuenta de las maniobras de resucitación y del resultado final: la muerte del detenido como consecuencia de una reacción adversa a un consumo de drogas de abuso, debido a un consumo previo de cocaína, según consta en el informe forense que obra en autos Cura en 20 días Detalla el escrito las lesiones que sufrió la víctima, tal y como aparecen en el informe forense inicial y en la ampliación que se realizó posteriormente, sin dejar de lado las conclusiones que recoge este último. Galdeano se habría curado de sus lesiones en 20 días. A la vista de estos hechos acreditados, la juez Estefanía López aprecia un presunto delito de lesiones y otro de trato degradante. Contra este auto cabe recurso, si bien la defensa de los agentes no se ha pronunciado aún sobre el mismo. Consumo previo de cocaína La juez, en el auto fechado el pasado día 3, describe los hechos ocurridos el 24 de julio del año pasado en el cuartel de Roquetas de forma sucinta, pero sin dejar cabos sueltos, y refleja que ya han prestado declaración todos los imputados y se han practicado las diligen- Los nueve guardias civiles, incluido el que estaba de prácticas, siguen imputados tras este pronunciamiento