Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
94 Economía VIERNES 3 2 2006 ABC Bergé distribuirá los vehículos del grupo indio Tata Motors en España A. POLO MADRID. Bergé Automoción, el primer grupo de distribución de automóviles español, ha alcanzado un acuerdo con Nissho Motor España para hacerse cargo de la importación y comercialización de Tata Motors, el principal fabricante de vehículos de la India. Tata Motors es la división de vehículos del grupo privado Tata, uno de los mayores conglomerados industriales del país asiático, presente en cerca de cuarenta países y cinco continentes a través de las actividades que desarrolla en energía, productos de consumo, hoteles, siderurgia y acero, ingeniería, sistemas de información y comunicaciones, consultoría, editoriales, servicios financieros, así como farmacia y productos químicos. El pasado ejercicio contabilizó una facturación de 24.000 millones de dólares (cerca de 20.000 millones de euros) La marca, especialmente dirigida a clientes de la clase media urbana y rural, confía en vender alrededor de 4.500 unidades durante este año de sus modelos Indica y Indigo (turismos) Gran Safari (todoterreno) y pick up de acuerdo con las previsiones avanzadas ayer por Eduardo Divar, director general de Tata Motor España. El objetivo de la firma india pasa por comercializar 7.000 vehículos el próximo año, 9.500 en 2008, 13.000 en 2009 y 18.000 en 2010. Para impulsar las reducidas ventas cosechadas desde que hace dos lustros se implantó en España, Tata Motors reestructurará y modernizará su red de concesionarios, actualmente formada por 55 centros distribuidos por las principales ciudades del país, hasta alcanzar alrededor de setenta en 2010. La compañía ofrecerá una garantía de tres años o 100.000 kilómetros, ampliable hasta seis años si el cliente lo demanda. El Gobierno pone fin a la era Moraleda en Agricultura y cambia a sus altos cargos Puxeu destituye a los directores generales de Agricultura, Ganadería y Alimentación b El nuevo secretario general de Agricultura busca un equipo más profesional para negociar con Bruselas y rescata a un ex alto cargo del gabinete de Arias Cañete PALOMA CERVILLA MADRID. Cinco meses después de ser nombrado secretario general de Agricultura, Josep Puxeu culminará hoy, con la previsible aprobación del Consejo de Ministros, el nuevo organigrama del Ministerio de Agricultura, que supone el fin de la etapa del anterior responsable, Fernando Moraleda, hoy secretario de Estado de Comunicación. La reestructuración de las tres principales direcciones generales: Agricultura, Ganadería y Alimentación, apartará de la gestión a las tres personas de la confianza de Moraleda, que serán sustituidos por gente con mayor peso negociador en Bruselas y con las comunidades autónomas, con el objetivo de crear una estructura más profesional, según ha podido saber ABC de fuentes solventes. sará a Madrid como asesor del secretario general de Agricultura, y María Echevarría ocupará su lugar. Estos nombramientos no serán inmediatos, sino que se producirán dentro de unos días, ya que son competencia del Ministerio de Asuntos Exteriores. La llegada de Puxeu al Ministerio de Agricultura se ha caracterizado por una gestión más profesional y una mejor sintonía entre la secretaría general y la titular de este departamento, Elena Espinosa. De hecho, la necesidad de reforzar la posición negociadora en Bruselas supone el reconocimiento de que durante la gestión de Moraleda se cosecharon fracasos como la negociación de las reformas de las OCM del aceite, tabaco y algodón, que ahora se intentan solventar. Fin del plan lácteo Puxeu es un profesional con una gran experiencia negociadora y no ha compartido, en algunos casos, la estrategia adoptada en Bruselas para intentar defender los intereses de España. Antes de ocupar este cargo en el Ministerio, formó parte de los gabinetes de los ministro Carlos Romero y Pedro Solbes. Otro de los puntos de discrepancia con la gestión de Moraleda ha sido el plan lácteo, como demuestra la decisión del Ministerio de Agricultura de abrir el mercado de cuotas lácteas, frente al intervencionismo del anterior secretario general, que puso en marcha un proyecto en el que tan sólo se permitía vender la cuota al Estado, que era quien la repartía entre los ganaderos. El carácter intervencionista de esta medida finalizó ayer con la publicación en el Boletín Oficial del Estado de una orden ministerial que permitía las cesiones temporales de cuota para el periodo 2005- 2006, que, a partir de ahora, serán gestionadas por las comunidades autónomas. Josep Puxeu ABC Carlos Escribano a Ganadería Los nombres que Puxeu ha propuesto para que sean aprobados por el Gobierno son el de Francisco Mombiela Muruzábal, actual presidente del Fega (Fondo Español de Garantía Agraria) que sustituirá a Angel Luis Álvarez Fernández al frente de la dirección general de Agricultura; Carlos Escribano, que volvería a ocupar el cargo de director general de Ganadería, que ya gestionó durante el mandato de Miguel Arias Cañete como ministro de Agricultura. En la actualidad, Carlos Escribano es asesor de Puxeu y sustituirá a Beatriz Garcés de Marcilla. Finalmente, el tercer cambio afectará a la dirección general de Alimentación, en la que cesará María Echeva- rría, siendo sustituida por Almudena Rodríguez. La única dirección general que no sufrirá cambios será la de Desarrollo Rural, en la que mantendrá al frente a Francisco Amarillo. Junto al objetivo de buscar un equipo más profesional, Josep Puxeu también tratará de reforzar la oficina de la representación permanente de España en Bruselas. Para ello, el actual director, José Manuel Rodríguez, regre- Los fracasos en la negociación europea y decisiones como el plan lácteo, claves para acometer los cambios EDICTO DON JAVIER GÓMEZ CORDERO, secretario del Juzgado de Primera Instancia número uno, de Quintanar de la Orden. HAGO SABER: Que en los autos de suspensión de pagos de Mármoles Internacionales de La Mancha, seguidos en este Juzgado de Primera Instancia número uno de Quintanar de la Orden con el número 300 2004, por providencia de esta fecha, se ha señalado para la celebarción de la junta general de acreedores para aprobación del convenio el día 24 de abril de 2006 a las diez treinta horas en la Sala de Audiencias de este Juzgado, sito en plaza de la Constitución, s n, de esta localidad. Los acreedores podrán comparecer personalmente o por medio de otra persona a favor la cual se haya otorgado poder notorial bastante que deberá exhibir en el acto de la celebración de la junta. En Quintanar de la Orden, a 10 de enero de 2006. El La secretario (ilegible) Iberia y los sindicatos de tierra cierran el convenio de 18.500 trabajadores A. P. MADRID. Iberia y los sindicatos mayoritarios (UGT, CC. OO. y Asetma) que representan los intereses del personal de tierra, anunciaron ayer un principio de acuerdo sobre el contenido final del XVI Convenio Colectivo que afecta a cerca de 18.500 trabajadores, el equivalente al 75 de la plantilla de la aerolínea. El convenio tendrá una vigencia desde el pasado 1 de enero de 2005 al próximo 31 de diciembre. El preacuerdo laboral se produce dos días antes de que la aerolínea concluya su traslado a la nueva terminal T 4 del aeropuerto Madrid- Barajas, uno de los procesos logísticos más com- plejos que jamás ha afrontado ninguna compañía española. En materia de empleo, el pacto supone que cerca de 1.600 trabajadores (entre fijos a tiempo parcial y fijos a tiempo completo) serán contratados con carácter indefinido. Para ofrecer una mayor estabilidad, las dos partes han acordado que los contratos de duración determinada no podrán superar los doce meses en un periodo de 18. Desde una óptica económica, los trabajadores de tierra que estaban activos en 2005 se distribuirán una paga única de 18 millones de euros el próximo mes de marzo. De igual forma, el nuevo convenio colectivo establece, con carácter indefinido, un nuevo sistema de participación de beneficios no consolidable, así como un nuevo sistema de regulación de horas extraordinarias y la desaparición del transporte colectivo, que será compensado con el pago de 6,75 euros por día y trabajador. El preacuerdo laboral alcanzado no goza del respaldo de los sindicatos minoritarios de tierra (CTA, CNT, Cisa, IC y Sepha) al entender que el texto debía haber sido sometido previamente a votación en la comisión negociadora. Tras el cierre de esta mesa, la dirección de Iberia debe afrontar ahora la compleja discusión de los respectivos convenios colectivos de los tripulantes de cabina y pilotos, colectivos ambos que se oponen a la implementación de las medidas recogidas en el Plan Director 2006- 2008.