Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
56 Sociedad MIÉRCOLES 1 2 2006 ABC Tecnología Los internautas de la tierra de Kasparov cambian el ajedrez por el Putin- Chess Se juega en la red de forma gratuita D. MERRY DEL VAL. SERVICIO ESPECIAL MOSCÚ. En el país de las grandes glorias del ajedrez, como Kasparov, ha nacido una variante electrónica del juego, que causa furor entre los internautas rusos y podría llegar a convertirse en una moda global como la del tetris, el tamagochi o cualquiera de los productos de entretenimiento insignia de la era cibernética. El Putin- Chess tiene en común con el ajedrez el tablero y las fichas, pero las reglas son completamente diferentes y de hecho está pensado para un solo jugador. Los que lo han probado dicen que tiene efecto adictivo y pueden pasarse horas ante la pantalla sin notar que corre el tiempo. El Putin- Chess no es de creación reciente, aunque haya empezado ahora a ponerse de moda en Rusia. El padre de la criatura Sumerk Bogov, ideó el invento en el año 1994, cuando la red estaba mucho menos desarrollada que actualmente, y en principio estaba concebido para los miniordenadores personales de bolsillo, las PDA. Fue en el año 2003 cuando Bogov adaptó el juego a los ordenadores personales y lo lanzó a la red. El Putin- Chess es un juego muy sencillo, cuyas reglas captan incluso los niños en cuestión de pocos minutos, según los usuarios. El único requisito es conocer los movimientos de las piezas del ajedrez. El jugador utiliza las fichas negras y blancas simultáneamente y el objetivo consiste en ir alineando figuras. Cuando en una misma línea se sitúan cuatro fichas del mismo color, el programa las retira del tablero y da puntos al jugador. De esta manera, hay que eliminar del tablero la mayor cantidad posible de fichas. El Putin- Chess recuerda al conocido juego Lines sólo que resulta mucho más interesante, dado que cada ficha del ajedrez tiene un movimiento propio. El autor del juego en la página web del Putin- Chess puede encontrarse un largo y alambicado texto en el que el autor del juego cuenta la historia de su creación. La idea del nombre Putin- Chess tiene un origen un tanto oscuro y procede de las fantasías futuristas del autor y sus ideas acerca de la revolución tecnológica en la era cibernética. En opinión de Bogov, adepto de la serie cinematográfica Matrix la globalización tecnológica va a tener lugar en dos etapas. Durante la primera, la Humanidad se agrupará en torno a una serie de conjuntos supraestatales que él denomina áreas políticas DVD y que tendrían un precedente en los ocho grandes distritos administrativos okrug en que Vladimir Putin dividió el territorio de Rusia poco después de su llegada al poder. En la segunda etapa se producirá la creación de lo que Bogov denomina Neosfera, una superinteligencia artificial con cobertura sobre todo el planeta. Aunque no todo el mundo tome en serio las profecías un tanto excéntricas del creador del Putin- Chess, lo que sí está claro es que el número de aficionados a su juego crece día a día, aunque por el momento se trate de un fenómeno específicamente ruso. Bogov ha colgado en su web un documento de audio en el que los internautas pueden también escuchar el relato de la creación del juego de labios de su propio autor. En muy pocos días, el documento fue descargado por más de diez mil usuarios. Origen del nombre Cualquier usuario de la red puede jugar on line con sólo conectarse a la página www. Putin- Chess. ru, aunque por desgracia, de momento, todos los textos están en ruso. En dicha página