Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
8 Opinión MIÉRCOLES 1 2 2006 ABC LA BURBUJA CARTAS AL DIRECTOR Pueden dirigir sus cartas a ABC: Por correo: C Juan Ignacio Luca de Tena, 7. 28027 Madrid Por fax: 913.203.356. Por correo electrónico: cartas abc. es ABC se reserva el derecho de extractar o reducir los textos de las cartas cuyas dimensiones sobrepasen el espacio destinado a ellas. SE ACABÓ EL DINERO BARATO ODOS sabemos que el euribor es el indicador más utilizado para calcular el precio de las hipotecas. Y que un buen comprador de vivienda es el que consigue un préstamo al tipo de interés que tenga un menor porcentaje añadido a ese indicador. Pero el euribor es, en realidad, el tipo al que se prestan dinero entre sí los 60 principales bancos en el mercado interbancario del euro. Y se obLUIS IGNACIO tiene calculanPARADA do la media aritmética simple de los valores diarios para las operaciones de depósito en euros a plazo de un año. Bueno, pues el euribor se situó ayer, al finalizar enero, en el 2,833 por ciento, la cota más alta de los últimos tres años, después de haber subido seis décimas en cuatro meses. Cuando el Banco de España confirme el dato, esa subida les supondrá a los compradores de vivienda un aumento de la cuota mensual de unos 30 euros al mes para una hipoteca de 120.000 euros a veinte años. Pero para el resto de los mortales este repunte del euribor anticipa nuevas subidas en los tipos de interés oficiales, el 2,25 por ciento en la eurozona frente a un 4,5 en Estados Unidos, con la subida de ayer. ¿Por qué cabe esperar que se esté acabando la era del dinero barato? Porque las autoridades monetarias mundiales se han propuesto que los tipos sean neutrales, es decir, no estén prácticamente subvencionados para quien se endeuda y resulten al mismo tiempo ruinosos para el que ahorra, ya que son inferiores a la inflación. Cuanto más se aleje la inflación europea del objetivo del 2 por ciento; más alto se mantenga el precio del petróleo; más se recalienten las economías como consecuencia de un crecimiento demasiado alegre de la inversión, el consumo y el gasto público; cuanto más crezca la inseguridad en los puntos calientes del planeta, más fácil será que se produzcan subidas de los tipos oficiales de interés. Porque el dinero contante y sonante, ése que va a financiar vía deuda pública el déficit presupuestario de Estados Unidos, exigirá una mayor remuneración. Matrimonios y politonos Tras intentar dar de baja el servicio telefónico que tengo actualmente contratado en mi domicilio, me comentan que tendría que pagar una cantidad porque el contrato exige un periodo mínimo de permanencia por un año. Recientemente, un familiar intenta cambiarse de operador de telefonía móvil y le dicen que le dan determinadas condiciones, siempre que en los siguientes dieciocho meses no cause baja en el servicio, so pena de indemnización. Es paradójico que actualmente sea más fácil cambiar de cónyuge que de compañía telefónica, ya que, con la ley del divorcio exprés el periodo mínimo del contrato matrimonial son tres meses. Se han eliminado los periodos de reflexión necesarios para tomar este tipo de decisiones, así como una causa en que se base el deseo de romper la unión matrimonial. Sin duda, el móvil se ha convertido en nuestra sociedad en un elemento del cual es difícil prescindir, pero parece que el vínculo que establecen un hombre y una mujer (perdón, ahora dos personas) en un proyecto de vida común es mucho más importante y con una vocación de permanencia mayor que el ofrecido por una empresa de servicios. La familia, célula básica de nuestra sociedad, merece una mayor protección institucional por nuestras leyes que el efímero periodo de una primavera. Javier Martínez Soto. Madrid. Relativismo censurable catalán Hay quien afirma que España avanza hacia la democracia; es cierto que España avanza en la democracia, pero no creo que el destino sea precisamente afianzarla. Mientras España trata de olvidar, nuestro Gobierno parece empeñado en reavivar la Guerra Civil. Es cierto que para avanzar es preciso dejar el pasado atrás, pero no hemos de olvidar que el pasado es la causa de nuestro futuro. Y, desde luego, ni la retirada de estatuas va a hacer que el régimen franquista no haya tenido lugar ni, por supuesto, el otorgar premios a asesinos va a hacer que éstos dejen de serlo, o que los españoles olvidemos que lo son. Y mientras algunos tratan de borrar de un plumazo la historia de España, otros tratan de volver atrás, ¿O es que difiere en algo la censura del CAC de la censura de Franco? Dicho organismo ha sido creado en Cataluña para censurar a los medios que difundan información no veraz Al tener noticia de ello me planteé cuestiones tales como en base a qué criterio van a determinar qué es veraz. ¿No son ellos relativistas? ¿No hablan ellos de tu verdad y mi verdad como si no existiese realmente la verdad ¿No dicen ellos que todo depende del cristal con que se mire? Gracias a Dios, no han tardado en disipar mis dudas. El criterio que van a aplicar es, sin duda alguna, su verdad. Ahora sé que si miro por su cristal resultará que las madres de los militares, los que se encargan de defender la nación española y con ello a todos y cada uno de los españoles, son unas prostitutas. Ahora sé, y lo supe siempre, que mirando por su cristal lo único que puedo sentir como española es el deseo de que se rompa un cristal que, además de atentar contra la indisoluble unidad de la nación española, trata de justificar la censura bajo la libertad de expresión, como quien trata de justificar el asesinato indiscriminado bajo la defensa de la vida. Ana Querejeta Roca. Madrid. T culo 85 del reglamento del Impuesto, y que además se gravaban bienes distintos a los hereditarios o caudal relicto, con los que aparecían confundidos. Se trata, pura y simplemente, de unas actuaciones administrativas al margen de la ley y en clara manifestación de apropiación indebida, en la que sus autores en un Estado de Derecho incurren en prevaricación por negligencia o ignorancia inexcusable. José María de Jaime. Ciudad Real. Respuesta del estanquero En respuesta a la carta de Rodríguez y su idea de que son los estanqueros los que marcan el ritmo del consumidor, sólo puedo decir que nada se Embargo de bienes Con fecha 15 de agosto de 2005 fueron embargados todos los saldos existentes en mis cuentas corrientes de bancos y cajas de ahorros de la localidad. 80.000 euros estiman el importe de mi deuda por el concepto de Impuesto de Sucesiones; pero se da la circunstancia de que el hecho imponible a fecha o fallecimiento de la caudante de la herencia, mi madre, es de 5 de junio de 1991, mientras que la liquidación del impuesto tiene lugar el 26 de junio de 2001, es decir, diez años más tarde, y cuando la deuda entonces reclamada era de unos 33.000 euros, sin estimar la reducción del artí- aleja más de la realidad. Debe usted saber que esta empresa tabaquera americana vendió su producto a un precio y a la semana siguiente envió mensajes a todos los estanqueros para decirles que a partir de ese momento debían vender todos los cigarrillos de Philip Morris 20 céntimos más baratos de lo que se compraron a fábrica. Eso supone pérdidas de miles de euros en unas cuentas corrientes que distan mucho de ser boyantes. Los trabajadores de este sector se han visto obligados a boicotear los productos de esta empresa para salvar el pan, no para enriquecerse, y es que, a estas alturas, ya deberíamos todos ser conscientes de quiénes son los únicos que ganan pase lo que pase. Rosario del Pozo Morales. Barcelona. Clases de ciudadanía En principio no tengo nada en contra de una asignatura de Ciudadanía que promueva valores que ayuden a ser buenos ciudadanos, aunque creo que eso también se puede hacer a través de todas las otras asignaturas del currículum. Pero temo que en la misma se justifique el aborto como un derecho a la salud reproductiva, se defienda la eutanasia como derecho a una muerte digna y se consideren moralmente lícitas las relaciones homosexuales en función del derecho a disfrutar de la propia sexualidad. Si tal cosa acaeciese por así figurar en el programa, o por el enfoque que pueda darle el profesor, resultaría que se estaría conculcando el derecho constitucional de muchos padres a educar a sus hijos de acuerdo con sus convicciones morales y religiosas. Antes de que estos padres llegaran a plantear recurso de inconstitucionalidad por los cauces adecuados, sería mejor que se estableciera la voluntariedad de dicha asignatura. El mismo derecho que asiste a los padres que no quieren para sus hijos clases de Religión lo tienen también los que no quieran clases de Ciudadanía. José Luis Jiménez Villanueva. Madrid.