Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 27 1 2006 Sociedad 53 Ciencia El Rey insta a no permitir que se pierdan capacidades científicas demostradas Don Juan Carlos entregó los Premios Nacionales de Investigación b En nombre de los galardonados La peligrosidad del virus de la gripe aviar depende de una sola proteína b Las pandemias Los cinco galardonados Premio Blas Carrera en Ciencias Físicas, de los Materiales y de la Tierra: Pedro Miguel Echenique, catedrático de Física de la Materia Condesada en la Universidad del País Vasco. Premio Enrique Moles en Ciencia y Tecnología Químicas: Miguel Ángel Valcárcel Cases, catedrático de Química Analítica en la Universidad de Córdoba. Premio Alejandro Malaspina en Ciencias y Tecnologías de los Recursos Naturales: Miguel Delibes de Castro, profesor de Investigación del CSIC en la estación Biológica de Doñana. Premio Julio Rey Pastor en Matemáticas y Tecnologías de la Información y las Comunicaciones: Manuel Hermenegildo Salinas, catedrático de Inteligencia Artificial de la Universidad Politécnica de Madrid. Premio Juan de la Cierva en Transferencia de Tecnología: Ignacio Fernández de Lucio, investigador científico en el Instituto de Gestión de la Innovación y el Conocimiento del CSIC y la Universidad Politécnica de Valencia. dijo, debemos promover iniciativas empresariales que tengan su origen en proyectos de investigación científica y desarrollo tecnológico En nombre de los cinco científicos premiados intervino Pedro Miguel Echenique, catedrático de Física de la Materia Condensada en la Universidad del País Vasco, quien reclamó más recursos para la Ciencia y afirmó que intervino el profesor Echenique, quien afirmó que una sociedad científicamente informada es menos susceptible de manipulación ALMUDENA MARTÍNEZ- FORNÉS MADRID. Sabed que vuestra obra es un motivo de orgullo para todos y que vuestro ejemplo engrandece a la sociedad española Con estas palabras Su Majestad el Rey alentó ayer a los científicos durante la entrega de los Premios Nacionales de Investigación. Unos galardones- -dotados con 76.500 euros cada uno- -que reconocen la valiosa y esforzada labor de los hombres y mujeres que dedican lo mejor de sus vidas a la búsqueda de nuevos descubrimientos científicos y a su aplicación mediante innovaciones tecnológicas de diversa naturaleza En el acto, que se celebró en el Palacio Real y al que también acudió Su Majestad la Reina, Don Juan Carlos afirmó ante la ministra de Educación y Ciencia, María Jesús San Segundo, y ante más de un centenar de científicos, que no permitir que se pierdan capacidades científicas demostradas y ayudar al desarrollo de las vocaciones científicas en los jóvenes es una responsabilidad que nos incumbe a todos la cultura del siglo XXI va a ser, en gran medida, una cultura científicotécnica. Si queremos que nuestro país forme parte del grupo de los países desarrollados, tanto los dirigentes políticos como la sociedad en general deben ser conscientes de ello y actuar en consecuencia El profesor Echenique explicó cómo la investigación contribuye a crear una atmósfera de innovación, de creatividad y de exigencia de rigor intelectual en el tratamiento de todo tipo de problemas, que impregna, como por ósmosis, a todas las demás actividades Por eso, afirmó, una sociedad científicamente informada es más libre, menos susceptible de manipulación por grupos de presión y más capaz de participar responsablemente en la toma de decisiones que se produjeron en 1957 y 1968, y que causaron relativamente pocos muertos, fueron desencadenadas por virus con la proteína NS 1 desactivada Más recursos Agregó que el progreso científico- tecnológico exige una inversión nacional fuerte y sostenida y un sistema internacionalmente competitivo en el que sea rentable, personal e institucionalmente, hacer las cosas bien En su opinión, se necesitan más recursos, una gestión más eficiente y profesional, una mejor evaluación y un aumento claro de la inversión privada. En el acto también intervino la ministra de Educación y Ciencia, quien recordó que su departamento ha aumentado un 25 por ciento el presupuesto del CSIC, así como los fondos de I+ D. Además, señaló San Segundo que su Ministerio ha aumentado en 45 millones de euros los recursos destinados a investigadores en formación, de forma que este año se alcanzarán los 150 millones. ABC MADRID. Un grupo de científicos estadounidenses ha descubierto una proteína que podría explicar la peligrosidad de los virus de la gripe aviar, según publica hoy la revista Science en su versión on line Esta proteína, denominada NS 1, dispone de una secuencia de aminoácidos en uno de sus extremos que es capaz de unirse a ciertos receptores de una célula infectada y anular, de esta manera, determinadas funciones clave que en circunstancias normales servirían para protegerla de agresiones externas. Los virus de la gripe humana también poseen la proteína NS 1, pero ésta carece de la cadena de aminoácidos que los virus de la gripe aviar usarían como arma según cree el investigador John Obenauer y sus colegas del Hospital de Niños St. Jude en Memphis. Para realizar su estudio, los biólogos secuenciaron el genoma completo de 169 cepas distintas de virus de la gripe aviar y algunas partes de otras 160 cepas diferentes, y las compararon con el genoma de los virus de la gripe humana. Iniciativas empresariales El Rey, que calificó a la Ciencia de elemento decisivo de progreso y prosperidad futura también alentó a reducir la distancia que nos separa de otros grandes países europeos en cuanto a productividad e innovación. Para ello, Cadena mortal Los científicos descubrieron que las pandemias de gripe que se produjeron en 1957 y 1968, y que causaron relativamente pocos muertos, fueron desencadenadas por virus que tenían la proteína NS 1 desactivada En cambio, todos los virus H 5 N 1 responsables de un gran número de víctimas, poseían la cadena de aminoácidos mortales en su versión de la proteína NS 1. El equipo de investigadores de Memphis analizó los virus de la gripe aviar, que entre 1976 y 2004 fueron aislados de numerosas especies de aves silvestres, así como pollos y otras aves domésticas. Sus resultados, que pueden ser consultados en el banco genético, duplican de una vez el número de los datos hasta ahora disponibles de agentes patógenos H 5 N 1, se asegura en el artículo publicado en Science Los científicos estadounidenses aplicaron un novedoso procedimiento, desarrollado por ellos mismos y denominado Proteotyping Dicho procedimiento se concentra en las diferencias en los aminoácidos de las proteínas virales y es capaz de detectar incluso los cambios más pequeños en el genoma de los agentes patógenos, variaciones que las técnicas usadas actualmente pueden pasar fácilmente por alto, según Obenauer y colegas. De izquierda a derecha, Pedro M. Echenique, Miguel Á. Valcarcel, Miguel Delibes, Manuel Hermenegildo e Ignacio F. de Lucio EFE