Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 23 1 2006 Madrid 41 Los dueños proyectan un edificio comercial aislado y singular que pueda ser un hito y su proyecto se presentará en Fitur. Desde hace ocho años, la perfumería Gal, una de las industrias más antiguas asentadas en Alcalá de Henares, iba amenazando con la posibilidad de tener que abandonar el municipio y de instalarse en una fábrica mayor y mejor acondicionada para los modernos procesos productivos. Aquella idea se convirtió en realidad en septiembre de 2004, cuando la vieja factoría comenzó a funcionar- -sin tener que salir de Alcalá- -en el polígono de La Garena, en la entrada de la localidad por la antigua N- II. A finales de ese año la Junta Local de Gobierno del municipio aprobó la licencia de obra para la demolición de parte de las antiguas instalaciones de la empresa. La demolición no afectó al conjunto del edificio, ya que se respetó la fachada y los jardines de la fábrica como elemento visual de decoración y como memoria de una de las primeras industrias llegadas a la ciudad. Vista aérea de la fábrica de productos cosméticos Gal, en Alcalá de Henares ABC Un hotel, comercios y 815 pisos sustituirán a la histórica fábrica Gal de Alcalá Una inmobiliaria compra los terrenos para levantar tres grandes manzanas b Grupo Reyal cede al Ayuntamien- Recalificación de terrenos El acuerdo entre la compañía perfumera y el Consistorio estaba basado en la recalificación de las 120 hectáreas sobre las que se asienta la actual planta, que dejaron de tener un uso industrial para pasar a uno residencial. De hecho, este suelo se convertirá en apenas dos años en un nuevo barrio con unas 900 viviendas. Gracias a las plusvalías que obtuvo la empresa por su puesta en valor en el mercado, Gal pudo financiar la adquisición de unos 80.000 metros cuadrados en La Garena, una de las nuevas áreas industriales de la ciudad. to la parte que se conserva del clásico edificio para construir un ambicioso centro museístico que promocione la ciudad MIGUEL OLIVER MADRID. Un hotel de cuatro estrellas, una mediana superficie comercial y 815 viviendas sustituirán en breve a la emblemática fábrica Gal de Alcalá de Henares. El grupo inmobiliario Reyal se ha hecho con la propiedad de los terrenos, situados junto al casco histórico de la ciudad complutense. El Plan Parcial aprobado por el Ayuntamiento de dicha localidad incluye la cesión al municipio de la parte que se conserva del clásico edificio, en el que las autoridades municipales impulsarán un ambicioso proyecto museístico y de promoción turística de la ciudad. El resto de la reserva de suelo municipal se destinará para construir alrededor de 75 viviendas, además de 18.000 metros cuadrados de equipamientos sociales y 33.000 de zonas verdes. La inmobiliaria, todavía, no le ha puesto fecha al inicio de las obras. La intención de la compañía, una vez que el Ayuntamiento conceda la licencia, es simultanear los trabajos de edificación con los de urbanización. Respecto al proyecto, Reyal levantará tres grandes manzanas de vivienda libre en altura (planta baja, más cuatro alturas y ático) Las superficies de los inmuebles varían entre los apartamentos de un dormitorio a pisos de cinco habitaciones. De momento, sin embargo, no se han fijado los precios de venta. En las par- celas que se ceden al Consistorio, será éste el que decida el régimen de vivienda y si éstas estarán destinadas al Plan de Vivienda Joven. El futuro centro comercial tendrá una extensión de 2.336 metros cuadrados edificables. Será, según apuntan desde la compañía, un espacio de tipo medio, que no llegará a gran superficie. La intención de sus responsables es que sea un edificio aislado y singu- lar que puede convertirse en un hito referencial de la zona y del proyecto. De momento, sin embargo, no está determinado el tipo de comercio que se incluirá en este complejo aunque, como apuntan fuentes de la empresa, se tratará de una marca comercial de primer nivel Por lo que respecta al hotel, estará gestionado por la cadena Rafael (división hotelera del grupo inmobiliario) Reclaman que la obesidad mórbida compute en la lista de espera ABC MADRID. La asociación El Defensor del Paciente pidió ayer al Ministerio de Sanidad que, de forma inmediata y en todas las comunidades autónomas, sea obligatoria la inclusión de las operaciones por obesidad mórbida en el cómputo de lista de espera. Hizo esta petición tras la muerte el sábado de un hombre que pesaba 213 kilos, se rompió una cadera y tuvo que ser rescatado por los bomberos para llevarle al hospital, donde poco después falleció por parada cardiorrespiratoria. El Defensor del Paciente cree que la Administración margina a los pacientes con esta patología e indicó que se trata de enfermos que acuden numerosas veces a urgencias, que pierden su trabajo, su pareja y que tienen una calidad de vida prácticamente nula. El fallecido, de 43 años, llevaba dos años esperando que le operaran.