Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 22 1 2006 Internacional 35 Irán aceptaría un compromiso si China participa en la propuesta rusa Ofrece crear una asociación tripartita para enriquecer uranio iraní, Mahmud Ahmadineyad, animó a las naciones islámicas a emplear su potencial económico para cortar las manos del enemigo ANTONIO S. SOLÍS. CORRESPONSAL VIENA. Irán parece reaccionar a la presión de la UE y de EE. UU. O eso, o Teherán vuelve a aplicar la táctica de una de cal y una de arena que tan buenos resultados le deparó en los tres años que el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) lleva intentando determinar si su programa nuclear tiene o no finalidad militar. Según una información del semanario alemán Der Spiegel, Teherán habría informado al ministro de Exteriores de Alemania, Frank- Walter Steinmeier, de su disposición a aceptar una propuesta rusa que contente tanto a Occidente como a la república islámica. La oferta de Moscú consiste en que Irán controle todo el proceso de conversión de uranio hasta la fase final, el enriquecimiento, que sería realizado en territorio ruso. De esta forma, Teherán dispondría de un programa atómico completo, y Occidente tendría garantías de que el material atómico no se destina a la fabricación de armas. La iniciativa rusa fue puesta sobre la mesa el pasado noviembre y fue recibida bien por la UE, pese a que significa renunciar a su reclamación de principio de que Irán no fabrique combustible atómico. Sin embargo, la oferta rusa fue rechazada en aquella ocasión por Teherán, que desde entonces ha ido reactivado su programa de enriquecimiento. Ahora, Irán estaría dispuesta a reconsiderar su parecer siempre b El presidente LA INTENCIÓN DE UN MUERTO E Ahmadineyad visitaba el viernes el santuario de Sit Zeinab, en Damasco que China se una a Rusia en esa sociedad mixta. La noticia llega a dos semanas de que el OIEA se reúna en Viena para debatir una moción de la UE para denunciar a Irán ante el Consejo de Seguridad por ocultar su programa atómico durante dos décadas. Una postura que no es compartida por Pekín ni Moscú, socios económicos AFP de Teherán que apuestan por la vía de la negociación. Por otra parte, el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, animó a ayer todas las naciones islámicas a emplear su potencial económico para cortar las manos del enemigo Irán ha advertido en varias ocasiones que, en caso de sanciones, reducirá sus suministros de petróleo. Teherán construye un satélite espía con la colaboración de una compañía italiana J. CIERCO JERUSALÉN. Israel no parece todavía dispuesto a dar el primer paso para pararle los pies a Irán y a su programa nuclear (prefiere esperar una acción conjunta desde el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas en forma de sanciones económicas y diplomáticas) pero eso no significa que no concentre su mirada, al menos la de muchos pares de ojos de sus servicios de Inteligencia, en las actividades persas en este sentido. Con la vista fija en Teherán y aledaños, los israelíes, y así lo ha revelado el Canal 2 de la televisión hebrea, habrían destapado un acuerdo entre la compañía italiana Carlo Gavazzi Space y las autoridades iraníes para construir un satélite espía. El citado canal de televisión mostró incluso fotos de las reuniones entre italianos e iraníes y enseñó documentos en los que quedaba reflejado dicho compromiso, bautizado como el Proyecto Mesbah Es más, según fuentes de la Inteligencia Militar israelí, la construcción de este satélite no sería un hecho aislado, pues lo que Teherán pretendería sería obtener de su contraparte italiana la experiencia, conocimientos y capacidad suficientes para fabricar en el futuro, y de manera independiente, otros satélites con fines similares. La noticia, que no fue desmentida desde Irán, echa si cabe más leña al fuego de la presión internacional sobre el régimen de los ayatolás, que a través del guía de la revolución y de su presidente han dejado bien claro que seguirán adelante con sus distintos proyectos nucleares y de defensa, pese a las insistentes amenazas de sanciones de Naciones Unidas que cada vez pesan más sobre el régimen iraní. l último mensaje atribuido a Osama bin Laden es uno de los más reveladores de entre la veintena de los que muchos le consideran autor desde el 11- S. La CIA se ha apresurado a ratificar su autenticidad- ¿se habrá dado igual prisa Al Yasira en transmitírselo a la CIA para que lo analice? -Quienes desde hace años sostenemos que, con toda probabilidad, Bin Laden está muerto, no vemos en esta cinta indicios de supervivencia. En todo caso, la cinta debería ser atribuida a un grupo terrorista y más en concreto a quienes hoy gestionen la franquicia AlQaida. Entre sus objetivos, eso es seguro, estaba revivir el mito de RAMÓN que Bin laden está vivo PÉREZ- MAURA después de más de un año sin un solo comunicado atribuido a él. Y la segunda razón apunta a la necesidad de empezar a concienciar a los seguidores de su lucha de que las cosas no van bien para los yihadistas en Irak. Hace tiempo que nadie puede discutir que las principales víctimas de las acciones terroristas en Irak son los propios iraquíes, que no las fuerzas extranjeras. Hasta ahora, con los suníes ampliamente apartados del proceso político, podía haber una comunidad que simpatizara con esa barbarie. Pero con la incorporación de la mayoría de la comunidad suní al proceso democrático, los yihadistas serán vistos cada vez más como los enemigos a los que hay que batir. Y con toda probabilidad, cuando esos yihadistas se encuentren luchando sólo contra fuerzas iraquíes, descubrirán que éstas son bastante menos respetuosas con las reglas de la guerra que las fuerzas occidentales. El marqués de Queensbury no estuvo nunca en Bagdad. Un tercer objetivo de la cinta probablemente sea fomentar la idea de que conviene retirarse de Irak ahora que hay una posibilidad de alto el fuego. Esperemos que no sean muchos los que den el más mínimo valor a la palabra de los terroristas. Y si se lo dan, que recuerden que en ese escenario el autor de la cinta podría reivindicar que fue Al- Qaida quien sacó a los occidentales de Irak. Más allá de los objetivos de los asesinos, lo más interesante de esta cinta es la divergencia de criterios entre el supuesto Bin Laden y su lugarteniente Ayman al- Zawahri. Éste último lleva años hablando de crear una superpotencia islámica a partir de la toma del poder en varios países- -ha mencionado Arabia Saudí y Paquistán- En cambio, el Bin Laden del pasado jueves sigue hablando de operaciones en Occidente- -preferiblemente en los Estados Unidos- -del estilo del 11- S mientras que habría que buscar una tregua para reconstruir Afganistán e Irak Igual resulta que de verdad está vivo Osama bin Laden y lo que quiere es que la empresa constructora propiedad de su familia se lleve la contrata. Que sus arcas deben estar bastante afectadas...