Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 20 1 2006 Nacional EL DESAFÍO DEL ESTATUTO CATALÁN 15 Rechazo frontal a que el preámbulo afirme: De modo natural, muchos ciudadanos y ciudadanas sienten a Cataluña como una nación volo. Rubalcaba justificó la fórmula porque optamos por transcribir lo que pasa, por explicar lo que existe, no por definir. Y lo que existe es un sentimiento Sentado esto, reiteró que no habrá nación en el articulado. Respecto a la financiación, la apertura del Gobierno en la cesta de impuestos tampoco es suficiente. Zapatero ofrece el 50 por ciento de impuestos especiales, el 35 de IVA y hasta el 50 de IRPF. Pero no acepta una Agencia Tributaria única, como reclaman los nacionalistas, sino una catalana, una estatal y un consorcio para gestionar IRPF e impuesto de sociedades. De aquí no bajará. En competencias, la gestión de puertos y aeropuertos se transferirá a Cataluña con la creación de un consorcio en el que estará presente el Estado; la Generalitat tendrá capacidad para gestionar permisos de trabajo de inmigrantes; asumirá labores de inspección de trabajo; tendrá capacidad de iniciativa para convocar referendos previa autorización del Gobierno; y habrá un Consejo de Justicia de Cataluña. También hay un principio de acuerdo en materia de educación en la franja 0- 3 años. El presidente del Gobierno pacta con Carod mientras Ibarra pide parar y buscar al PP El líder de ERC dice que el jefe del Ejecutivo ya no ve tan urgente el acuerdo bandera de la implicación del presidente en la reforma para justificar su optimismo sobre un posible entendimiento final I. ANGUERA BARCELONA. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, mantuvo el miércoles una larga conversación telefónica con el líder de ERC, Josep Lluís Carod- Rovira, en el transcurso de la cual ambos constataron las opciones de acuerdo sobre la reforma del Estatuto. Así lo aseguraba ayer el líder republicano, mientras dos destacados dirigentes del PSOE como el ministro de Defensa, José Bono, y el presidente de Extremadura, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, reclamaban a Zapatero que detenga el proceso de reforma. Ibarra abogó por detener las reformas estatutarias en marcha para buscar consensos previos con el PP, a su juicio imprescindibles, con respecto a la reforma constitucional, las de los estatutos y la financiación autonómica. Agregó que no hay tampoco b Carod- Rovira hace prisas, ni agobios, como para andar corriendo sin que nos enteremos de qué estamos haciendo e insistió en que es una irresponsabilidad suponer que la reforma se soluciona entre el Gobierno y la autonomía. Sin embargo, mientras Ibarra hacía esta petición el líder de ERC confirmaba en Barcelona que Zapatero mantiene su implicación e interés en la reforma estatutaria catalana, que el miércoles analizó con Carod- Rovira. El dirigente republicano trasladó a Zapatero la imposibilidad de cerrar un acuerdo definitivo esta semana, con lo que se mostró de acuerdo el presidente, pero dejó bien clara su predisposición al pacto. Carod rechazó condicionar la negociación de la ley más importante de Cataluña a la celebración de un acto privado de un partido concreto, por muy importante que sea en referencia a las presio- El portavoz de ERC dice que Cataluña es una nación, lo diga o no el Estatuto mientras Bono lo rechaza nes de la dirección socialista para cerrar un acuerdo antes de la celebración del comité federal del PSOE, que tendrá lugar mañana. Al margen de los plazos, se mostró muy esperanzado en la posibilidad de cerrar un acuerdo sobre el articulado del Estatuto, pero consideró muy improbable la posiblidad de cerrar un acuerdo respecto al modelo de financiación y a la definición de Cataluña como nación. En este sentido, insistió en que Cataluña es una nación, lo diga o no el Estatuto pero coqueteó por primera vez con la posibilidad de que no se incluya en el articulado. Es una cuestión de ver cómo queda todo el edificio del Estatuto, si el edificio es consistente tendrá el apoyo de ERC Bono se había referido poco antes a este punto: Por las noticias que tengo, ni en el articulado ni en el preámbulo se va a decir que Cataluña sea una nación afirmó con rotundidad mientras sus compañeros abrían una nueva sesión de negociaciones. En contraste, Maragall declaró a Punto Radio que el término nación sí va a estar en el texto del Estatuto