Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 16 1 2006 Cultura 51 Raúl del Pozo: La Moncloa es la enfermedad terminal de los presidentes b El periodista y escritor repasa ROSA SALA ROSE Filóloga e investigadora El nazismo alemán fue, también, producto de la Ilustración La autora del imprescindible Diccionario crítico de mitos y símbolos del nazismo se adentra mañana y el jueves en la Fundación Juan March en El misterioso caso alemán una reflexión sobre la notoria resistencia a la comicidad y el realismo de la cultura germana TEXTO: SERGI DORIA FOTO: YOLANDA CARDO mañana en el Aula de Cultura de ABC, organizada por la Fundación Vocento, las claves de su libro Los cautivos de La Moncloa JORGE SÁINZ MADRID. Para el periodista y escritor Raúl del Pozo, La Moncloa es la enfermedad terminal de todos los presidentes de España. Y cuenta que el único líder del Ejecutivo que fue capaz de ahuyentar esos fantasmas fue Leopoldo Calvo- Sotelo, que tocaba el piano para apartar el maleficio Autismo, quizá endiosamiento, como si estar rodeados de aduladores y fontaneros les hiciera sentirse Napoleón cuenta. Raúl del Pozo une anécdotas y juicios en su último libro, Los cautivos de la Moncloa (Planeta) un repaso esencial a las dos legislaturas de Aznar y los primeros meses del desembarco en el poder de Zapatero. No se trata de una crónica política exclusivamente. Se cuentan intimidades y otros secretos explica. Con estos mimbres, Raúl del Pozo desglosará los contenidos fundamentales de su libro, y alguno más, en un charla en el Aula de Cultura de ABC, organizada por la Fundación Vocento, que tendrá lugar mañana, a partir de las 20 horas, en el Centro Cultural Círculo de Lectores de Madrid (calle O Donnell, 10) Además de retratar a Aznar en las cenas que compartieron o a Rodríguez Zapatero en los tediosos e interminables viajes de la campaña electoral que sufrieron, Del Pozo abordará las peligrosas relaciones entre los políticos y los periodistas. El roce y el compartir tantas horas de trabajo hacen que fragüe la relación señala, aunque hay que guardar las distancias. Si el periodista se deja arrastrar por la fascinación hacia la figura del político, surgirán los problemas BARCELONA. ¿Cómo conjugar Auschwitz con Goethe y Schubert? Rosa Sala Rose (Barcelona, 1969) lo denomina El misterioso caso alemán Sus pesquisas por la literatura alemana, desde el siglo XVIII hasta la I Guerra Mundial, le llevan a replantear el camino único término que acuñó el historiador Gordon Craig para explicar cómo una nación civilizada acaba hozando en la barbarie. Hasta ahora, ese oscuro trayecto había sido estudiado desde la Filosofía y la Historia; Sala Rose lo analiza a través de la Literatura, esa esponja de lo que se gesta en la sociedad y que puede aportar indicios sobre un misterio todavía por resolver Cuando el culto a la belleza coqueteó con la banalidad del mal... -Genocidio y poesía. El nazismo está repleto de ambivalencias... -Se ha presentado siempre el nazismo como hijo del Irracionalismo, pero es también un producto de la taxonomía científica de la Ilustración. -Antisemitismo, nacionalismo y xenofobia... ¿Asunto alemán, o patologías transversales del pensamiento occidental? -El antisemitismo alemán tiene raíces más profundas y extensas en lo cultural y el antisemitismo cultural es un fruto ilustrado. El antisemitismo francés, en efecto, fue muy virulento a finales del XIX con el caso Dreyfus. En el caso alemán, nace de la construcción de una identidad nacional enfrentándose al resto de identidades europeas y se entrecruza con un momento glorioso de la cultura. -Goethe, Schiller, Heine, Nietzsche, Wagner... La Alemania de la Rosa Sala, en su domicilio barcelonés luz, manoseada por la Alemania de las sombras... -Goethe y Schiller se resistían a la adulteración hitleriana... De Goethe, el nazismo aprovechó el concepto fáustico que elaboró Spengler. En cuanto a Nietzsche, sus aforismos también nutren el pensamiento anarquista. Wagner sí que encajó mejor: había construido una religión secular del culto al arte y fue un antisemita de primera hora. -Hemos citado a Spengler... Proporcionó ideas, pero luego no sinto- nizó con Hitler... -Como Ernst Jünger y Thomas Mann, representantes de la llamada revolución conservadora debió sentirse asqueado por la vulgaridad del nazismo que representaban las SA de Röhm. -Sesenta aniversario del Proceso de Núremberg. Alfred Rosenberg dijo que se habló de todo menos de nacionalsocialismo... -Porque si se hubiera abordado el nacionalsocialismo como cosmovisión alternativa de cariz pesudoreligioso, hubieran entrado en un territorio delicado para todo el mundo, incluso a los Estados Unidos... En el ámbito antisemita recuerde el libro de Henry Ford, El judío internacional ¿Qué pervive en nuestros días del nazismo? -Lo que llama más la atención son los skin heads pero lo más grave es la negación del Holocausto por los neonazis. Tenemos muchas herencias: la publicidad de perfumes en blanco y negro y la mirada perdida en el horizonte: pura estética Riefenstahl; el turismo de masas y la eliminación de las clases en algunos medios de transporte; el ecologismo, que es muy alemán, anterior al nazismo y se vincula al nacionalismo étnico: los primeros parques nacionales se fundaron en la época nazi... Y la medicina alternativa: recordemos el Hospital Rudolph Hess, que se sustentaba en la medicina natural y homeopática. -El presidente iraní también niega el Holocausto... -La relación del mundo árabe y el nazismo es un libro todavía por escribir.