Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
56 MIÉRCOLES 11 1 2006 ABC TEMPLOS DE LA CULTURA Con motivo de la colección Museos del mundo que ABC publica a partir del próximo domingo, la autora de este artículo explica las claves para mantener en su plenitud una obra de arte 1 Cómo se restaura un cuadro TEXTO: PILAR SEDANO DIRECTORA DEL DEPARTAMENTO DE RESTAURACIÓN DEL MUSEO DEL PRADO MADRID. El Departamento o Área de Restauración comprende además de los servicios de restauración de las diferentes especialidades (pintura, escultura, artes decorativas, marcos y documento gráfico) el Gabinete de Documentación Técnica que realiza los estudios físicos (radiografía y reflectografía infrarroja) el Laboratorio de Química que caracteriza los materiales, y un equipo de fotógrafos especializados que documentan las intervenciones. Cuando en el Museo del Prado se plantea la restauración de una obra, el Departamento de Restauración inicia un proceso de trabajo que implica a todas las secciones. Antes de intervenir directamente sobre la pieza y tras una primera observación, se realiza una exhaustiva documentación fotográfica del estado de conservación con iluminación convencional, rasante y ultravioleta. A continuación se realiza una radiografía que aporta información de la estructura interna de la obra y pone de manifiesto deterioros no detectables a simple vista, como la existencia de lagunas de pintura original, injertos en la tela del lienzo o madera, elementos de unión en las tablas, etc. Además de estos aspectos encaminados a la restauración, la radiografía ofrece datos muy valiosos acerca de la técnica del pintor y del proceso creativo. La otra técnica que se realiza en el Gabinete es la reflectografía infrarroja, que nos muestra, en caso de que exista, el dibujo preparatorio por debajo de las capas de pintura, también resalta las discontinuidades y estucos añadidos al original, completando los datos obtenidos a partir de la radiografía. Las imágenes obtenidas con las distintas técnicas son digitalizadas y archivadas. Paralelamente, y junto con el Gabinete, el Laboratorio de Química toma muestras de la obra para analizar los materiales y de esta forma caracterizar los soportes, pigmentos, aglutinantes y barnices originales y añadidos. Así se llega a determinar la existencia de repintes y otros materiales ajenos. Una vez analizada toda la información generada, el conservador responsable y el restaurador o restauradores que vayan a realizar el trabajo, se reúnen para determinar los criterios y el alcance de la intervención. Desde el momento que el restaurador inicia el trabajo, abre un informe en el que refleja Siempre se realiza un exhaustivo análisis fotográfico de la obra con iluminación normal, rasante y ultravioleta N de Registro: Restaurador: Inicio del trabajo: por escrito el proceso seguido y los materiales empleados (adhesivos, disolventes y barnices. Este informe junto con la documentación fotográfica y los estudios físicos y químicos, se archiva en una base de datos a la que se podrá acceder cuando sea necesario. En general, en la colección del Museo los problemas más importantes se presentan por manipulaciones del soporte, alteraciones de color, retoques y barnices oxidados de anteriores restauraciones, muchas de las cuales fueron realizadas después del incendio del Alcázar en 1734. En otros casos se deben al envejecimiento natural de los materiales que componen la obra, como levantamientos de color, que obligan a la revisión periódica de la colección. Siempre que otras instituciones solicitan préstamos, el Departamento de Restauración realiza un informe del estado de conservación en el que refleja si es necesaria alguna intervención, ya sea sobre la obra o sobre el montaje, y da las pautas para su embalaje. Si la pieza se encuentra en un estado delicado se desaconseja su préstamo. Es importante resaltar el trabajo en el ámbito de conservación preventiva en el que también está implicado el Departamento de Restauración, así como su labor didáctica en el programa de formación de profesionales. 2 1 2 5 FICHA DE TRABAJO Su uso es habitual en restauración. Contiene los datos fundamentales de la obra a restaurar y el proceso que se realiza Fecha de entrada: Fecha de salida: Procedencia: Asunto: Se asigna un número a la obra para que conste en el archivo para posibles restauraciones posteriores Nombre del especialista Fecha en que se comienza la restauración Datos de identificación de la obra: -Fecha en la que llega al centro de restauración- Fecha en la que se devuelve a su emplazamiento habitual- Lugar de procedencia de la obra- Título o tema tratado- Autor (conocido o atribuido) -Tipo de soporte, forma y dimensiones Atribución: Naturaleza, forma y dimensiones del soporte: 1. EXAMEN PREVIO- Soporte: -Preparación: -Capa pictórica: -Capa de protección: 2. TRATAMIENTO APLIC ADO Croquis: el restaurador hace un esbozo del contenido de la obra, marca sus dimensiones y localiza los daños Se especifican los materiales que se utilizan, la técnica empleada, los productos químicos aplicados y su dosificación. Se enumeran en este punto todos los pasos que se realizan en la restauración Estudio de la obra: época, autor, localización, escena que representa, explicación de su contenido, etc. 6 3. OBSERVACIONES PER SONA DE INVESTIGACIÓN SOBR LES O E LA OBRA Examen previo: inspección ocular con diferentes técnicas de iluminación dentro del espectro visible (luz ultravioleta, infrarrojos y rayos X) -Soporte: se define el soporte y se hace el primer anállisis de los daños que tiene la obra- Preparación: se explica cómo se trató la tela en su momento antes de comenzar a pintar- Capa pictórica: definición de la técnica usada (óleo, acrílico, etc. y de los desperfectos que se observan (lagunas de pintura, etc. -Capa de protección: estado de oxidación y suciedad que tiene el barniz INFOGRAFÍA: CG. SIMÓN GODOY ELENA SEGURA