Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
42 Sociedad LA AMENAZA DE LA GRIPE AVIAR LUNES 9 1 2006 ABC Viene de la página anterior HENK BEKEDAM Responsable regional de la Organización Mundial de la Salud en China Rusia ha pedido a sus ciudadanos que eviten viajar a Turquía por temor a posibles contagios En las zonas rurales se guarda a las aves en las casas aumentando el riesgo de contagio tamiento en sus casas. Pero la psicosis se ha extendido por todo el país, que desconfía de los mensajes de tranquilidad del Gobierno turco. El mismo gobierno que dio por controlada la gripe aviar en el país a principios del mes de diciembre y lo celebró con un festejo gastronómico con pollo. A las autoridades rusas la confirmación de las primeras muertes lejos del sureste asiático les ha llevado a pedir a sus ciudadanos que eviten viajar a Turquía. El sexto país donde el mortal virus H 5 N 1 ha saltado del pollo a las personas, es uno de los destinos turísticos más populares en Rusia. Los rusos acuden a Turquía en busca de su sol y encuentran más facilidades en sus aduanas que si acudieran a Italia o España. Por ello, el responsable de Epidemiología ruso, Gennady Onishchenko pidio ayer a los rusos que se abstengan de viajar a Turquía, especialmente a las zonas donde se han producido las muertes de los niños. Europa no se ha preocupado de la gripe aviar hasta que ha llegado a su puerta Con la cepa más letal del virus en Ankara, la capital turca, este responsable de la OMS asegura que los países europeos podrían haber evitado la enfermedad si hubieran estado encima del problema desde el primer momento TEXTO: PABLO M. DÍEZ, CORRESPONSAL Aves enfermas cerca de Estambul Todas las señales apuntan a que los contagios se han producido por contacto directo con aves enfermas, aunque la Organización Mundial de la Salud ha decidido enviar a un grupo de expertos para descartar posibles contagios persona a persona, lo que podría significar el comienzo de una pandemia de gripe aviar. Si el temporal de nieve lo permite, los técnicos de la OMS llegarán hata Van para estudiar sobre el terreno la situación en Turquía. El crudo invierno y las fuertes nevadas que han dejado prácticamente aisladas 369 aldeas, son también un enemigo añadido para la prevención. Con temperaturas que caen hasta los 20 grados bajo cero, en las zonas rurales existe la costumbre de permitir la entrada de las aves de corral en las casas y el contacto con los habitantes es aún más directo. La infección sigue propagándose en dirección oeste, hacia Europa. Apenas han pasado unos días desde la aparición de las primeras aves enfermas cerca de Ankara para que lleguen los primeros enfermos al hospital. Ya se han detectado aves infectadas en Bursa, una localidad próxima a Estambul. El virus está a las puertas del continente europeo. PEKÍN. Lenta, pero con paso firme, la gripe aviar continua su recorrido de este a oeste. Turquía es, de momento, la última escala del viaje de la temida cepa H 5 N 1, la más agresiva del virus. Los nuevos casos detectados en humanos en Ankara han situado a la gripe aviar a las puertas de Europa, mientras la psicosis se apodera de la capital turca. Henk Bekedam es el representante de la Organización Mundial de la Salud en China, uno de los epicentros mundiales de la enfermedad. ¿Se podría decir que la llegada de la gripe aviar al continente europeo era un mal evitable? -En Europa no se han preocupado de la gripe aviar hasta que ha llegado a su puerta, pero se podían haber librado de la enfermedad mucho antes si hubieran estado encima del problema desde el primer momento. En 1997 apareció el primer brote en Hong Kong, con 18 casos y 6 muertos. Es evidente que dicho virus no ha desaparecido, por lo que ése ha sido nuestro principal error y una de las lecciones que hemos aprendido. De todas maneras, hablar de dinero es especular. Lo más importante es que haya colaboración entre los países necesitados y los donantes. Ésta es una oportunidad para prepararse, puesto que el virus, tal y como lo conocemos ahora, no puede causar la pandemia. Todo esto demuestra que hay que reorganizar el modo de vida de animales y personas, ya que cada año hay una nueva enfermedad humana y el 75 por ciento de dichos males procede de los animales. Los más expuestos son los pobres, porque conviven con las aves y en ocasiones hasta duermen en la misma habitación. ¿Está el mundo preparado para una pandemia? -Aunque no sabemos cuándo ocurrirá, la mutación del virus tendrá lugar tarde o temprano. Por eso, hay que estar preparado para el peor escenario posible. Las vacunas serán el único medio para controlar la pandemia, pero se tardará seis meses en tenerlas y no sabemos si remedios actuales como el Tamiflu, basados en los virus de Vietnam y Tailandia, serán efectivos. De todas maneras, globalmente, tenemos la capacidad para producir unas 1.000 millones de vacunas, porque se pueden realizar 300 millones de vacunas de 45 gramos para cada año pero, en el caso de la pandemia, bastaría con dosis de 15 gramos. -Entonces, ¿qué posibilidades hay de que el virus mute y se transmita entre humanos? -El virus puede mutar en cualquier lugar donde se encuentre, pero es como la lotería y, por lo tanto, tocará donde haya más boletos. Por población y número de aves, China tiene muchas papeletas para convertirse en el lugar donde mute la gripe aviar. Aunque no tenemos información detallada, ya se ha producido un cambio del H 5 N 1 en este país, pero parece que aún no puede contagiarse de una persona a otra. En Vietnam y Tailandia hay uno o dos casos que nos tienen muy preocupados porque podrían ser las primeras transmisiones del virus entre humanos, pero no podemos probarlo. ¿Cuáles son los principales riesgos, por ejemplo, de un epicentro tan importante de la enfermedad como es China en comparación con Europa? -Lo más peligroso es que el 70 de las 14.000 millones de aves censadas en China están en el patio trasero de las casas, por lo que resulta difícil controlarlas, ya que no hay grandes granjas como en Europa. Como están al aire libre, es normal que de vez en cuando muera algún animal y que la gente no le conceda importancia a este hecho. Por eso, es necesario que China cuente con más sistemas de detección y vigilancia en los primeros niveles de la enfermedad. El método más eficaz es el que emplea Tailandia, que dispone en el mundo rural de grupos de voluntarios que informan de la salud no sólo de las personas, sino también de las aves. En China se está implantando ahora una escala de detección, pero el problema reside en que es un país enorme y la capacidad de los niveles locales resulta muy limitada. En Hunan, una provincia donde falleció una niña de 12 años y la enfermedad ha sido descubierta en su hermano, las primeras aves empezaron a morir el 6 de octubre, pero hasta el día 22 no se informó al Gobierno de lo que estaba ocurriendo. Otra dificultad es que la gripe aviar es endémica en muchas partes de Asia, está siempre rondando en las granjas y no sólo la propagan las aves migratorias. Así, mientras el reto en Europa consiste en eliminar el virus H 5 N 1, aquí se basa en reducirlo. ¿Cree que podría haber más brotes y contagios en humanos de los que han trascendido? -Desde finales de 2003, en el mundo se han detectado 3.500 brotes y 130 casos humanos, lo que implica el contagio de una persona por cada 26,9 brotes. En China, donde desarrollo mi labor profesional, registramos 80 brotes en dos años y tenemos cuatro casos, por lo que esta proporción se ajusta bastante a lo probable. De todas maneras, no podemos descartar que haya más casos y brotes de los declarados, pero no serían centenares, como se ha llegado a especular. ¿Y en China? ¿La situación es más alarmante de lo que se dice? -El Gobierno ha aprendido la lección del SARS y no puede incurrir de nuevo en la ocultación del problema, por lo que la situación es muy diferente a 2004, cuando dudaban más a la hora de anunciar sus casos. Sí es posible que no descubra todos sus casos, ya que en este país tan grande resulta difícil enterarse de todo lo que pasa por la falta de canales en los niveles más bajos.