Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 7 1 2006 57 Cultura y espectáculos Los lingotes del Rooswijk Rescatados del naufragio El buque Rooswijk se dirigía a Batavia, la actual Yakarta, donde los lingotes iban a ser utilizados para acuñar la moneda local 3- Estas piezas fueron cargadas en el Rooswijk para transportarlas a Batavia 4- Una tormenta en el Canal de la Mancha provocó el hundimiento del buque Diciembre de 1739 Amsterdam 3 4 Francia Ruta prevista 2 España Cádiz 1 1- La plata ahora recuperada había sido extraída en México y transportada por navíos españoles a Cádiz 2- En Cádiz fue comprada por holandeses, que la transportaron a su país para fundirla en lingotes El contenido de la zona más alta de la embarcación incluía artículos del comedor de oficiales: platos de estaño, copas de vino, una bandeja de estaño para crepes y un gran caldero de sopa en cobre. Había incluso un bote de mostaza de estaño que todavía contenía una cuchara del mismo material, junto con jarras de estaño y cerámica de gres, candelabros de latón, apagavelas de estaño y una caja de lentes. Justo debajo de los restos de esta zona de comedor había material del camarote del policía del barco. Las excavaciones arqueológicas aportaron sus pertrechos de 50 mosquetes. Debajo de ellos, los arqueólogos descubrieron el contenido de la cámara de municiones grandes cantidades de proyectiles. De lo que pudo ser una cubierta superior, se han rescatado tres cañones y una portilla de madera. Unas excavaciones submarinas realizadas bajo la supervisión del arqueólogo marino Alex Hildred han recuperado todos los lingotes de plata y más de 1.000 objetos, que están arrojando luz sobre qué otra carga transportaba y cómo era la vida a bordo. Entre los demás cargamentos parece que había cantidades importantes de láminas de cobre, hojas de sable y bloques de mampostería, supuestamente para algún proyecto de construcción colonial de alta categoría en las Indias Orientales Holandesas. Imagen de uno de los lingotes que transportaba el Rooswijk. Los lingotes llevaban el sello de la Cámara de Amsterdam de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales Infografía ABC Hallan frente a la costa británica miles de kilos de plata del Imperio español El tesoro pertenece al Gobierno holandés, que lo compró en el siglo XVIII b La plata iba a bordo de un barco Plata extraída en México Los arqueólogos sabían exactamente qué cantidad estaban buscando, porque el Gobierno holandés todavía conserva documentos precisos de lo que había perdido en 1739. Toda la plata había sido extraída en el México dominado por España. En un principio había sido transportada por navíos españoles desde México hasta Cádiz. Se vendió a los holandeses y se envió a su país, donde se fundió y se convirtió en lingotes que llevaban el sello de la Cámara de Amsterdam de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales. Después, el tesoro regrabado se cargó en el Rooswijk con rumbo a Batavia (la moderna Yakarta) en lo que ahora es Indonesia. Allí, parte de él se habría convertido en divisa local de Java, y la mayoría de la plata se habría trasladado a Siam (la moderna Tailandia) o a Bengala para ser convertida en moneda local en esas zonas. Antes de la entrega al Gobierno holandés, se ha efectuado un estudio arqueológico completo con los cientos de lingotes recuperados. La mayoría de ellos siguen en sus arcones originales de madera. El descubrimiento está ayudando a los arqueólogos a comprender la escala y naturaleza del comercio internacional de lingotes en el siglo XVIII, que sustentó económicamente a la mayoría de las empresas coloniales europeas de aquella época. Este descubrimiento es único afirma el arqueólogo marino Alex Hildred. de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales, que desapareció durante una tormenta en el Canal de la Mancha en diciembre de 1739 DAVID KEYS LONDRES. Se han descubierto frente a la costa de Gran Bretaña decenas de miles de kilos de plata en lingotes que tienen su origen en el Imperio español. Pero, debido a que unos holandeses del siglo XVIII compraron la plata a los españoles en la década de 1730, la plata imperial pertenece ahora al Gobierno holandés, que ha enviado a un alto representante a Inglaterra para recuperarlo. Un ministro del Gobierno holandés llegaba al puerto inglés de Plymouth hace unas semanas para tomar posesión de unos arcones de madera originales repletos de lingotes de plata que sus compatriotas vieron por última vez a mediados del siglo XVIII. La plata iba a bordo de un barco de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales, que desapareció durante una gigantesca tormenta en el Canal de la Mancha en diciembre de 1739. Aunque en aquel momento se hallaron los res- tos de la embarcación en la costa Sur de Inglaterra, nadie sabía con exactitud dónde se había hundido. El desastre supuso para la Compañía Holandesa de las Indias Orientales la pérdida de unos 250 tripulantes y soldados, y de un gran tesoro de plata que se había enviado a las Indias Orientales para ser convertida en moneda local de ese material. A pesar de la desaparición del Rooswijk, la embarcación perdida y su tesoro siguieron siendo propiedad de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales. Cuando la empresa fue adquirida por el Gobierno holandés en 1798, el Estado se convirtió en el propietario legal de los lingotes desaparecidos. bordo de la embarcación, una fragata de la Marina Real Holandesa, la De Ruyter. La pérdida del Rooswijk en diciembre de 1739 supuso un enorme desastre económico para la Compañía Holandesa de las Indias Orientales y para toda Holanda, además de ser una catástrofe desde el punto de vista humano. No hubo supervivientes, y el mundo no supo del desastre hasta que unos pescadores ingleses hallaron un arcón de madera lleno de cartas que identificaban a la nave como el Rooswijk. Se había hundido justo un día después de partir de la isla costera holandesa de Texel. Un absoluto secreto El año pasado, un submarinista deportivo británico- -Ken Welling, un carpintero residente en Cambridgeshire- encontró los restos de la nave hundida. Se informó al Gobierno holandés y se mantuvo el descubrimiento en absoluto secreto hasta ahora, cuando el ministro de Economía holandés, Joop Wijn, tomó posesión del tesoro después de que fuera entregado a un buque de guerra holandés en la bahía de Plymouth. La plata fue entregada en una ceremonia especial a Un ministro holandés llegó al puerto de Plymouth hace unas semanas para tomar posesión del tesoro El año pasado, un submarinista deportivo británico, Ken Welling, encontró los restos del Rooswijk