Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
44 VIERNES 6 1 2006 ABC Sociedad Un viajero fuma ante la puerta de acceso a una de las terminales del aeropuerto de Barajas (Madrid) donde en ocho meses se habilitarán zonas aisladas de fumadores EFE Cantabria y Baleares abren teléfonos para denuncias anónimas de infracciones a la ley antitabaco En el resto de las comunidades sólo pueden presentarse en registros públicos y ante la Policía b El Gobierno del País Vasco insis- te en que aún no está definido a quién le corresponde vigilar el cumplimiento de la ley y que la normativa no lo clarifica en absoluto MADRID. Dos comunidades autónomas, Cantabria y Baleares, disponen de teléfonos de información sobre drogas y tabaquismo que también pueden ser utilizados para interponer denuncias por incumplimiento de la ley antitabaco, tanto de la norma estatal como de las de carácter autonómico. Las admiten, además, de forma anónima, mientras que en el resto de comunidades sólo pueden presentarse con carácter nominal a través de los diferentes registros públicos o en las oficinas de las Fuerzas de Seguridad del Estado y en las policías local y autonómica. Si se tramitan de forma anónima, la administración competente tiene facultades para decidir si verifica o no la denuncia y por lo tanto para instruirla, mientras que si se presenta en un registro con los datos del denunciante, la institución está obligada a informar al demandante del proceso que ha seguido su reclamación y del resultado final. El proceso para denunciar una infracción es sencillo. Cualquier ciudadano puede presentar su queja en cualquier registro, sea municipal, au- tonómico o estatal. Éstos lo enviarán a la institución competente (las comunidades autónomas) que tendrán que resolverlas. La Administración del Estado interviene sólo en caso de que las infracciones sobre la ley del tabaco se produzcan, por ejemplo, en medios de transporte suprautonómico o internacional, o en recintos que escapen a las competencias autonómicas. Cantabria dispone de dos teléfonos. Uno, el 942207704, funciona con un contestador en el que se pueden depositar denuncias o sugerencias según fuentes oficiales. Otro, el 942207111, da información entre las 8 y las 20 horas sobre la ley antitabaco. Su Gobierno, a través de la dirección general de Salud Pública, llevará a cabo el seguimiento, aunque sus portavoces señalan que durante los primeros meses es más importante informar que sancionar. Otro gobierno que también está aplicando la ley antitabaco es el de Baleares. Como Cantabria, dispone de un teléfono, el 902075727, del Centro de respuesta inmediata sobre drogodependencias y adicciones (CRIDA) En este número, según el coordinador autonómico de Drogodependencias, Bartolomé Jaume, los ciudadanos, además de pedir información sobre cualquier droga pueden solicitarla sobre la ley antitabaco (tanto de la norma estatal como de la autonómica) y presentar quejas, de forma anónima, que también pue- den ser remitidas al correo electrónico de la web del Gobierno. Comienzan las inspecciones Baleares ha nombrado un coordinador de tabaquismo, cargo que centralizará las peticiones que surjan sobre la aplicación de la ley. Las inspecciones de Salud, Consumo, Turismo y Trabajo han sumado las disposiciones de las dos normas a sus tareas de supervisión. Sin embargo, Jaume critica que el ministerio haya publicado tardíamente la ley (a cuatro días de su aplicación) y sin periodos de adaptación, opinión que comparte el Gobierno de Castilla y León. Cataluña y Andalucía han comenzado ya a aplicar la ley antitabaco, como lo demuestra su actividad de inspección en La Junquera (Gerona) y Roquetas de Mar (Almería) Los dos go- Madrid y Valencia quieren que el ministerio defina cómo se ha de cumplir la ley Galicia y Castilla- La Mancha creen que no es momento de sancionar sino de informar biernos tienen claro cómo cumplir la ley. Cataluña facilita la interposición de denuncias en cualquier registro público (municipal o autonómico) aunque aconseja dirigirse al competente. Por ejemplo, si es una infracción laboral el más adecuado sería el departamento de Trabajo. Cataluña dispone de un teléfono de información en materia sanitaria y sobre la ley antitabaco (902111444) mientras que las inspecciones serán realizadas por el departamento competente, sea Salud, Turismo o Industria. También Andalucía tiene a disposición de los ciudadanos todos sus registros oficiales, incluso los municipales. Todos ellos remitirán las denuncias a la Junta de Andalucía. Pero esta posición no es compartida por comunidades como Madrid, Valencia o País Vasco. Las dos primeras están esperando a la reunión que ha convocado el martes el Ministerio de Sanidad para debatir las actuaciones realizadas. En este encuentro tendrán que ponerse sobre la mesa las dudas que tengan sobre la ley. Madrid reconoce que tiene que desarrollar la ley más allá de las competencias autonómicas que había asumido su Agencia antidroga porque la norma estatal es más compleja y afecta a varios departamentos, por lo que prepara un reglamento. En el País Vasco, el departamento de Sanidad insiste en que aún no está definido a quién le corresponde vigi-