Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22 VIERNES 6 1 2006 ABC Internacional Israel contiene el aliento mientras Sharón se debate entre la vida y la muerte Los cirujanos detuvieron la hemorragia cerebral masiva después de diez horas de operaciones ministro interino, y Moshé Katsav, jefe del Estado, aseguran que, pase lo que pase, no habrá cambios y las elecciones serán el 28 de marzo JUAN CIERCO. CORRESPONSAL JERUSALÉN. La vida de Ariel Sharón pendía anoche de un hilo en el hospital Hadassah de Jerusalén, pero casi todos los que hablaban en esas críticas horas del veterano político israelí, sea en casa o en las principales capitales del mundo, lo hacían en pasado. Ningún momento es el adecuado para sufrir un infarto cerebral, pero el que ahora nos ocupa no puede ser más inoportuno. Con las elecciones palestinas a la vuelta de la esquina; las israelíes en la calle de enfrente; la tensión con Siria e Irán en un callejón sin salida, y el caos y la anarquía de Gaza y de Cisjordania en cada rincón que se precie de los Territorios Palestinos, el fin de esta era política en Israel no llega, en efecto, en el mejor minuto. Sin embargo, de acuerdo con los informes médicos que hablan todavía de alguna esperanza y que para esperar el milagro dan un margen decisivo de 24 horas (durante las que Sharón permanecerá en un estado próximo al coma, asistido por un respirador, aunque su corazón y su cerebro parecen responder) salga o no por su propio pie del hospital no parece que Arik vaya a ponerb Ehud Olmert, primer El amigo de Irán Ahmadineyad le desea que se reúna con sus ancestros El presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, mostró ayer su deseo de que Ariel Sharón se reúna pronto con sus ancestros Durante un coloquio mantenido con clérigos en la ciudad de Qom, Ahmadineyad les dijo: Espero que sea definitivo, que el criminal de Sabra y Chatila se reúna con sus ancestros y, si Dios lo quiere, que los demás criminales le sigan también muy pronto lo acto seguido nunca más ni en su oficina de primer ministro de Israel ni en la de la sede central de su nuevo partido, el Kadima, el gran favorito, hasta ahora, en las elecciones del 28 de marzo. Todos los médicos que se han manifestado respecto al grave estado de Ariel Sharón han coincidido a la hora de señalar el final de su carrera política. No obstante, muchos israelíes- -algunos de ellos siempre habían renegado del por aquí también llamado bulldozer -contenían aún la respiración a la espera de los sucesivos partes que, de manera muy escueta, hacía públicos el equipo médico habitual. Todos ellos pasaron en vela la noche del miércoles. Más de nueve horas duró la operación- -en realidad fueron Ehud Olmert, junto a la silla vacía de Sharón, en el Consejo de Ministros de ayer dos con un breve paréntesis- -en la que los cirujanos conseguirían a la postre contener la intensa hemorragia cerebral sufrida por Sharón. Muy de mañana, tomó el protagonismo político el primer ministro interino, Ehud Olmert, quien convocó en sesión extraordinaria al Gobierno, en una reunión que apenas duró diez minutos y en la que poco más que rezar por la recuperación de Sharón pudieron hacer los ministros. Entre ellos se encontraban los cuatro del Likud, quienes días atrás habían recibido la orden de su partido de abandonar el Gabinete, en un claro gesto electoral, pero que tras lo sucedido a Arik decidían no abandonar el barco siguiendo las instrucciones de su nuevo capitán, Benjamín Netanyahu. En otro guiño de responsabilidad, todos los líderes del abanico político israelí se ponían a disposición de Olmert para lo que hiciera falta, con la intención de garantizar el normal funcionamiento del Estado e impedir un vacío de poder. Los laboristas, por ejemplo, suspendían la campaña electoral, que, en cualquier caso, tendrá que ser reanudada pronto, puesto que tanto Olmert como el jefe del Estado, Moshé Katsav, confirmaban la fecha del 28 de marzo como la definitiva para las elecciones, pese a los rumores desatados durante toda la mañana, que hablaban de un infundado aplazamiento. El Gobierno español hace votos por su restablecimiento MADRID. El ministro español de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, mantuvo ayer conversaciones telefónicas con dirigentes israelíes para interesarse por el estado de salud de Sharón, a quien deseó, en nombre del Gobierno y de José Luis Rodríguez Zapatero, su pronto restablecimiento Moratinos habló, entre otros, con Simón Peres, ex líder del Partido Laborista, informó el ministerio en un comunicado. El titular de Exteriores tiene previsto viajar este mes a Israel para celebrar junto al presidente israelí, Moshé Katsav, el acto institucional con que se inicia la conmemoración del XX aniversario del establecimiento de relaciones diplomáticas entre España e Israel. En el mencionado acto, que tendrá lugar el día 17, Katsav y Moratinos subrayarán el camino recorrido en las relaciones entre ambos países en estos veinte años, y presentarán el calendario de lo que será un año de eventos y celebraciones. El día anterior, el lunes 16, Moratinos visitará los territorios palestinos, donde, según fuentes diplomáticas españolas en Jerusalén, tiene previsto entrevistarse con el presidente Mahmud Abbas y otras autoridades palestinas, entre ellas su homólogo, Naser al- Kidua. Desde Bruselas, el alto representante de Política Exterior y Seguridad Común de la UE, Javier Solana, deseó al primer ministro israelí una pronta recuperación y que pueda continuar adelante con el proceso político iniciado en la región. Asimismo, trasladó su amistad y solidaridad a la familia y amigos del político israelí. Espero que el primer ministro se recupere y tengamos la oportunidad de continuar con el proceso político iniciado en Oriente Próximo que, sin duda, beneficiará a todo el mundo dijo Solana. Rumores sobre un desenlace fatal Más rumores, todavía más infundados, apuntaban incluso la muerte ayer de Sharón, desmentida de manera rotunda por el director del hospital, el doctor Shlomo Mor Yosef. Otros israelíes, no obstante, se hacían preguntas quizá más interesantes pero en este caso sin respuesta: ¿por qué no fue trasladado en helicóptero Sharón desde su rancho de Los Sicamores, en el desierto del Neguev, hasta el hospital Hadassah de Jerusalén, y viajó en cambio en ambulancia? ¿por qué Sharón se opuso en un primer momento a