Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 5 1 2006 Internacional 25 Suministro de gas a Europa Noruega- Holanda 93- 50 bcma 1 bcma 1.000 millones de m 3 Por Ucrania central 120 bcma Del Caspio y Asia Central 80 bcma EL IMPERIO DEL GAS ienvenidos al reino del absurdo. El pasado domingo Rusia asumió la presidencia del G- 8, el club de los países más industrializados del mundo. ¿Es Rusia en términos objetivos uno de esos ocho? Ni en sueños. Entonces, ¿por qué es Rusia miembro del G- 8? Porque los países integrantes la incluyeron para promover sus reformas democráticas y económicas. Es una lógica que se aplica mucho últimamente, como cuando Libia presidió la Comisión de Derechos Humanos de la ONU. Coincidiendo con su asunción de la presidencia rotativa del G- 8, ¿qué fue lo primero que hizo Rusia? ReRAMÓN cortar el suministro PÉREZ- MAURA de gas a Ucrania. He aquí un ejemplo de reforma económica. Vendo a quien me plazca Principio difícilmente cuestionable para quienes defienden la libertad de mercado. Salvo que también hay que tener en cuenta otros criterios. En el Chicago de la década de 1920, la mafia tomaba el control monopolista de ciertos sectores y vendía a quien quería. Sólo que después de aplicar precios abusivos. Y la negativa a pagar tenía incómodas consecuencias para los clientes. Rusia afirma que en esta crisis ha pedido a Ucrania que pague un justo precio de mercado -y Ucrania aceptó hacerlo ayer- -mas no ha explicado por qué su aliado Bielorrusia seguirá abonando sólo la cuarta parte que Ucrania. El hecho de que el gasoducto ruso pase por Ucrania camino del resto de Europa ha servido para que la presión occidental obligara a Moscú a restablecer el suministro antes de aplicar la nueva tarifa. Putin tiene en marcha una operación digna de película de James Bond. Con el concurso de Gerhard Schröder, ese simpático socialdemócrata que ZP quería emular y que ha pasado de gobernar una democracia a estar a sueldo de un sátrapa, Putin se dispone a concluir en el Mar Báltico, para 2010, un nuevo gasoducto que llevará esa energía directamente a Alemania. Genial. Así podrán cortar el suministro a los vecinos que no quieren someterse a Moscú sin molestar a otros países que ahora son aliados, como Alemania. Pero ¿se ha preguntado alguien en qué posición queda Alemania? Porque también a ellos podrán cortarles el suministro sin molestar a otros clientes... La conclusión es evidente. El año pasado Vladímir Putin afirmó sin tapujos que la desintegración del Imperio Soviético fue la mayor catástrofe geopolítica del siglo Y como demostración de que cree en lo que dice, ahora está haciendo un gran esfuerzo por restablecer ese imperio. No sobre la base de la ideología comunista- -en la que él no cree- -sino sobre una herramienta de sumisión mucho más efectiva: la energía. Es el imperio del gas. Mas tal vez no sea un concepto gaseoso. Por Bielorrusia 25 bcma B GNL Gas Natural Licuado transportado por barco 33 bcma RUSIA Por Ucrania 20 bcma Cáucaso y Oriente Próximo Norte de África 60 bcma Infografía ABC 4 Corredor (en construcción) Por Turquía 16 bcma Fuente: Comisión Europea- Banco Mundial Rusia y Ucrania pactan el fin de su guerra del gas y garantizan el suministro a la Unión Europea Salvan la cara a costa del bajo precio del gas de Turkmenistán b Moscú sale dañada en su repu- tación como suministrador de energía, aunque el presidente Putin presente el acuerdo como un gran éxito político RAFAEL M. MAÑUECO. CORRESPONSAL MOSCÚ. Con el grueso de su exportación de gas a la UE dependiendo de los gasoductos ucranianos era evidente que Rusia no podía continuar ni un día más enfrentada con su vecino eslavo. Tras unas maratonianas negociaciones, las compañías de gas rusa y ucraniana, Gazprom y Naftogaz, alcanzaron ayer un acuerdo para los próximos cinco años que pone fin a un conflicto energético que llegó a alterar seriamente el abastecimiento a la Unión Europea. Aunque ambas partes aseguran que no hubo vencedores ni vencidos y se proclaman satisfechas por salvar el tipo ante sus opiniones públicas, los analistas aseguran que en la crisis pudo perder más Rusia que Ucrania. En cualquier caso, todo se ha hecho a costa del bajo precio del gas turkmeno. En apariencia, Gazprom se ha salido con la suya porque venderá el hidrocarburo al precio que quería: 230 dólares (195 euros) los mil metros cúbicos. Pero Ucrania también logra su objetivo, al aceptar unas tarifas de compra de 95 dólares (80 euros) los mil metros cúbicos, el límite máximo que estaba dispuesto a aceptar. Antes pagaba 50 dólares (42 euros) El milagro se logra mediante una empresa puente denominada RosUkrEnergo. Queda por saberse cómo compensará sus pérdidas la compañía RosUkrEnergo. Si compra a 230 dólares y vende a 95, perderá por cada mil metros cúbicos de gas 135 dólares (115 euros) El portavoz de Gazprom, Serguéi Kupriánov, respondió que se compensará con gas procedente de Asia Central, que es mucho más barato RosUkrEnergo, empresa creada en 2004 con capital de Gazprom y de la compañía austriaca Raiffeiseninvest, sin participación ucraniana, comprará gas en Turkmenistán a 65 dólares (55 euros) los mil metros cúbicos, lo mezclará con gas ruso, al precio de 230 dólares (195 euros) y lo venderá al consumidor ucraniano a 95 dólares (80 euros) El esquema es sencillo: se compra gas barato en Turkme- nistán y se revende casi al doble en Ucrania o cinco veces más caro en la UE. Turkmenistán, una dictadura medieval sumida en el aislamiento, no tiene otra opción. Sin embargo, los expertos no están seguros de que Moscú haya salido ganando con el contrato firmado con Ucrania, al menos desde el punto de vista económico, aunque, según Putin, políticamente ha sido un éxito. El transporte del gas desde Turkmenistán a Ucrania correrá a cargo de Gazprom que no cobrará un céntimo. Ucrania sí cobrará por el paso del gasoducto por su territorio- -casi un 50 por ciento más- -tras el acuerdo de ayer. Rusia venderá además a Ucrania dos tercios menos de gas que antes y no hay plena seguridad de que ese excedente lo pueda desviar a los países de la UE. La Unión saluda el acuerdo entre Moscú y Kiev y saca sus conclusiones L. VILLENA Bruselas respiraba aliviada ayer y daba la bienvenida al acuerdo firmado entre Gazprom y Naftogaz, que finalmente no acudieron a la cita que tenían con la Comisión y la presidencia austriaca, puesto que a primera hora de la mañana ya habían firmado el acuerdo. Así, la reunión de urgencia que tuvo lugar ayer en Bruselas se convirtió en un examen para la UE y su endeble política energética, El comisario Piebalgs apuntó tres lecciones que la UE ha aprendido del litigio por el gas: necesidad de reforzar la política energética comunitaria y, para ello, el Ejecutivo comunitario publicará en primavera un libro verde con las primeras iniciativas; en segundo lugar, Europa optará en el futuro por diversificar sus fuentes de suministro para evitar extorsiones y, finalmente, acelerará su apuesta por energías renovables.