Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
26 Internacional MIÉRCOLES 4 1 2006 ABC LA VENGANZA DE MÚNICH H e estado viendo Múnich la última obra de Steven Spielberg y entiendo que en Israel haya muchos que se sienten molestos con el director de ET y de La lista de Schlinder Los que sean de mi generación, adicta al cine- club de colegio mayor, se acordarán de La batalla de Argel La película se rodó a instancias de un terrorista, que se llamaba Saadi Yacef y fue líder de la célula del FLN en la kasbah. Afortunadamente, Pontecorvo era un genio y el resultado, en lugar de grosera propaganda, es una obra maestra. A pesar de eso, hay en el fondo una velada justificación de los actos terroristas. ALFONSO No ocurre lo mismo ROJO con Steven Spielberg. El riesgo, en su caso, es que el espectador llegue a la conclusión de que no merece la pena castigar sin piedad a los terroristas. Múnich centrada en la caza de los responsables del asesinato de once atletas israelíes durante los Juegos Olímpicos de 1972, pone el foco en la venganza y no en la masacre. Está muy bien hecha y Spielberg ha tratado de ser cuidadoso. De lo que no estoy seguro es de si Múnich jugará a favor o en contra de la guerra antiterrorista en la que estamos inmersos. Spielberg relata los hechos con maestría. Presenta a los jefes palestinos bajo su luz más humana, pero no oculta en momento alguno el carácter vesánico de los matarifes de Septiembre Negro. Salpicados en medio de una acción trepidante, se desgranan debates esenciales. Cuando el joven líder del grupo, que va dando caza uno tras otro a los responsables de lo ocurrido en la Olimpiada, manifiesta sus dudas ante la utilidad de lo que hacen, porque cada vez que matamos a un terrorista surge otro para reemplazarlo su veterano jefe le replica glacial que también se corta uno las uñas, aunque vuelvan a crecer En la pantalla, como ocurrió en la realidad, Golda Meir asume toda la responsabilidad y formula lo que ha sido una de las líneas centrales de la persistente lucha de Israel contra el terrorismo: Tienen que sentir que no sale gratis matar judíos Al final, sin embargo, es difícil sacudirse la impresión de que Spielberg- -a fuerza de ahondar en la torturada psique del protagonista- -corre el riesgo de convertir a héroes del Mossad en asesinos con dilemas morales. No creo que las cosas sean así. De niño, una de las secuencias que más me angustiaban era aquella en la que el sheriff tiraba de las riendas y frenaba en seco, porque los facinerosos cruzaban el río fronterizo. Para que la lucha contra los terroristas sea eficaz, hay que ir a la otra ribera cuando sea necesario, perseguirlos por medio mundo como se hizo con los criminales de Múnich y dejar que los remordimientos los sientan ellos. Bomberos y equipos de rescate guardan unos minutos de silencio por las víctimas, ayer en Bad Reichenhall AP Seis niños de nueve a doce años, entre las víctimas de la pista de hielo alemana Once muertos y cuatro desaparecidos, balance provisional del accidente b Las labores de rescate bajo 200 km fuertes nevadas debieron interrumpirse ayer varias horas por la amenaza de nuevos derrumbes en la pista de patinaje ABC BAD REICHENHALL BERLÍN. El peligro de un nuevo derrumbe obstaculizó ayer la búsqueda de desaparecidos bajo el techo desplomado del pabellón deportivo de Bad Reichenhall, una tragedia ocurrida el lunes por la tarde que suma ya once muertos y sobre la que pesan sospechas de negligencia vergonzantes para la próspera Baviera. Poco después de que la canciller alemana, Angela Merkel, calificase de carrera contra el tiempo la búsqueda de supervivientes, el concejal del distrito, Georg Grabner, comunicó la suspensión durante horas de las tareas de rescate, a la espera de la llegada de maquinaria especial que estabilizara lo que quedaba del edificio. Hasta entonces se habían encontrado ya once muertos- -entre ellos, seis niños de nueve a doce años- -y bajo los restos del techo, probablemente atrapados sobre la pista de hielo, se había localizado a cuatro desaparecidos: una mujer y tres menores, de entre 12 y 16 años. La noticia de la interrupción es dolorosa para todos señaló Grabner, y muy especialmente para quienes siguen en vilo por el destino de los suyos Pero es la única decisión responsable posible continuó, puesto que lo contrario suponía poner en peligro a los bombe- Berlín ALEMANIA Bad Reichenhall (Lugar del suceso) FRANCIA Múnich SUIZA AUSTRIA Un prestigioso balneario Bad Reichenhall es una prestigiosa ciudad balneario del próspera estado alemán de Baviera. Unas 110.000 personas visitan cada año la ciudad, atraídos por la cercanía de estaciones de esquí y balnearios, así como la proximidad de Salzburgo (Austria) y el denominado Nido del Águila el refugio montañés de Hitler convertido en hotel de lujo. Tiene 7.000 plazas, repartidas en 344 hoteles, pensiones, balnearios y casas de huéspedes. ros, al personal sanitario y demás equipos de rescate que desde anteayer trabajaban al límite de sus fuerzas entre fuertes nevadas. A la angustia de los familiares y la conmoción general se sumaban las sospechas de negligencia, que han generado ya una ola de indignación, como reflejan múltiples mensajes enviados a la página de internet de Bad Reichenhall. El alcalde de la ciudad, Wolfgang Heitmeier, rechazó ayer de nuevo las acusaciones, en declaraciones a los equipos de las televisiones públicas y privadas, alemanas y de la vecina Austria, y aseguró que todo estaba en orden. Se cancelaron los entrenamientos de un equipo de hockey juvenil, media hora antes del hundimiento (ocurrido sobre las 15: 00 GMT, 14: 00 hora local) para proceder en las horas siguientes a limpiar de nieve el techo, sin peligro para los visitantes, dijo. Horas antes de la tragedia se hicieron las mediciones pertinentes y se calculó el peso de la nieve acumulada, con resultados por debajo de los límites autorizados, insistió. Las advertencias del servicio meteorológico, a las 12: 30 GMT, de que se avecinaba una tormenta de nieve, se juzgaron como normales para esa época del año, explicó Rudi Ziel, portavoz de la Alcaldía. Otros tres muertos por un alud Las explicaciones del alcalde se veían contrapuestas a las de numerosos vecinos, que aseguraban que desde hace meses se hablaba de peligro de derrumbe y de la necesidad imperiosa de saneamiento. Para el alcalde, el recinto precisaba algunas obras, pero no una rehabilitación completa. Pero ésta no fue la única tragedia ayer en Baviera. Un alud causó la muerte de tres esquiadores en Wallberg, cerca del Lago de Tegern, según informó la Policía. Estas tres muertes se suman a las de otros dos esquiadores fallecidos anteayer cerca de Bad Reichenhall.