Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 2 1 2006 Opinión 7 va social, de que la mujer fértil se viera sometida a una demanda continua de sus gametos para tratamientos, parecían carecer de importancia, en aras de la (casi) certeza de abordar enfermedades incurables. LA ESPUMA DE LOS DÍAS EL AÑO tenor de la última encuesta del CIS, vamos a comenzar el año más melancólicos que ayer. Para empezar, miramos de soslayo los demonios que nos persiguen todos los días, cruzamos los dedos y hacemos promesas para que desaparezcan nuestras malas visiones y pesadillas. El paro, la inmigración, el terrorismo, una determinada incertidumbre en cuanto al futuro de la territorialidad del país, la salud y el dinero insisten en aplastarnos la vida alegre y confiada que, por lo visto con creces en todas las imágenes de las televisiones, estamos viviendo en estas Navidades. Todos esos fantasmas cotidianos no han impedido que el ciudadano español celebre las fiestas echando la casa por J. J. ARMAS la ventana, llenando los MARCELO grandes almacenes, las plazas y las calles de cualquier urbe de consumistas adictos a las compras: la mesa del rico Epulón. Es verdad que la Navidad es la excepción del año y durante unos días vivimos como si no fuéramos nosotros, por encima del nivel, perdiendo la prudente preocupación ciudadana que el CIS delata en sus encuestas. De modo que, a pesar de las apariencias pascuales, el año comienza con menos fe en la política, en los políticos, en los economistas y en la economía que cuando éramos un año más jóvenes. El fenómeno de la inmigración masiva es observado con creciente preocupación por una mayoría casi siempre silenciosa que espera una solución de quienes se pasan el año haciendo lo contrario: creando problemas. Y el endeudamiento del común de los mortales españoles es hoy mucho mayor que el que se proclamaba oficialmente hace un año. ¿Vamos de mal en peor? También en la respuesta que los encuestados dan al CIS parece que España está dividido en dos. La gente en las calles tiene derecho a quejarse por no poder vivir mejor trabajando tanto: el español trabaja más horas, produce más y cobra menos que la mayoría de sus conciudadanos europeos. Pero, a pesar de la melancolía, se divierte mucho más en los ratos libres, dominguea cada vez que puede y trata de sortear los problemas con una juerga semanal (por lo menos) que sirva de Leteo olvidadizo frente a la contumaz realidad. Todo lo vamos dejando para el futuro, sin darnos cuenta de que nos quedan menos años y que nuestras baterías van lenta pero inexorablemente gastando sus fuerzas energéticas. Quienes sostienen que la nostalgia es un error, hablarán mucho peor de la melancolía que inunda el sentido común de los españoles que viven a pie de obra. Y, dentro mismo de la crisis, habrá quienes se pregunten por la crisis inventada por la mayoría. Mientras la melancolía avanza, el país envejece y pierde fe en sí mismo. Cualquier agorero definiría este estado de ánimo con menos palabras: dentro de lo sobrio, lo normal. ÁNGEL CÓRDOBA americana, sin cuestionar por razones éticas el fondo de la investigación, rechazaba el que se denominara terapéutico a lo que simplemente es una investigación exploratoria. Con ese término se puede hacer creer que el verdadero, y único, camino para la Medicina Regenerativa- -la que permita reparar la degeneración patológica con células madre- -está en clonar embriones a partir de células del enfermo. De esta forma, las notables reservas éticas de lo que suscitaría un futuro de creación y destrucción de embriones humanos, el riesgo de que se abriera la puerta a la clonación reproductiva, así como la difícilmente admisible perspecti- El avance de la Medicina Regenerativa, su progreso hacia la posible solución de algunas enfermedades poco abordables en estos momentos, no depende exclusivamente de una línea de trabajo como puede ser la clonación humana. Semana a semana tenemos noticias de hallazgos esperanzadores. Puede ser el descubrimiento de pautas de crecimiento de las células de animales o humanas, de los genes que regulan su diferenciación, de las señales que pueden estimularla en diferentes direcciones, así como de transiciones entre tipos de células que resultan sugerentes para plantear esas posibles terapias regeneradoras a las que aspiramos. La noticia de tratamientos experimentales con células madre adultas también resulta importante. Son ya cientos los enfermos tratados de cardiopatías que emplean, entre otras, las células madre de la reserva presente en su médula ósea. Por el contrario, hay que recordar que aún está por demostrar que las células derivadas de embriones, aunque sean personalizadas por proceder de embriones clónicos, puedan aplicarse en clínica humana. Hay algo de pretensión milagrosa- -nada que ver con la racionalidad científica- -en el empeño a la hora de proponer la clonación como el único y auténtico camino para las terapias regeneradoras. Finalmente, es pertinente señalar que lo sucedido tiene unanotable relevancia para la política científica. Hoy trabajaban en el mundo más investigadores que los que han existido a lo largo de toda la historia de la humanidad. Sin embargo, la presión por colocar en primer plano los logros de cada cual puede oscurecer gravemente el panorama. Hoy, como en el pasado, sólo el ambiente que favorezca la libre creación científica, sólo un marco en el que se estimule la creatividad de quienes llevan a cabo la investigación en libertad, sometiéndose a la crítica, pero abriendo las puertas a las nuevas ideas, es lo que puede propiciar el verdadero progreso. Los gestores de la política científica tienen sin duda una notable responsabilidad, sus capacidades de decisión han de basarse en el criterio de los expertos fiables, de integridad reconocida, y de acuerdo con los sistemas de evaluación más avanzados, que se van perfeccionando continuamente. La apuesta basada en modas, la que prescinde del rigor en los planteamientos investigadores, favorece situaciones fraudulentas como la que ahora lamentamos. A PALABRAS CRUZADAS ¿Tienen demasiadas vacaciones los futbolistas en Navidad? LOS CRACK TAMBIÉN TIENEN FAMILIA NO, PORQUE NO DESCANSAN N el Antiguo Régimen- -hablo de Francia, no de Franco- -era costumbre apalear las charcas para, en señal de respeto, hacercallar a las ranas cuando nacía un príncipe. Unosuponía que en el sindicato de futbolistas, donde debe de haber gente leída, como en cualquier sindicato, se había decidido parar la Liga en Navidad- -acallar a los hinchas, tan pestosos como lasranas- -por respetoal nacimientodel Niño Dios Luego, sin embargo, haces zapping y descubres que los futbolistas, para rellenar los huecos dejados por los partidos de competición, organizan partidos amistosos, con lo cual la primera impresión, la del respeto cultural por las formas, se desvanece. Pero ¿es que estos tíos no pueden dejar IGNACIO R. de correr? Yo creo que pueden, pero que no QUINTANO saben. Ésta es la razón de que cada día estén más cotizados los sabios en el fútbol. El Madrid, que perdió a su sabio, Sacchi, en menos de lo que tarda en persignarse un cura loco, trajo a otro sabio con fama de sabio, Floro, que acudió como una centella a la primera llamada, y eso que decían que era sordo, como Goya o Beethoven. Y todos los sabios de esta clase- -Sacchi, Floro... -coinciden en una cosa: el mejor futbolista es el que no para de correr. ¡Correr, correr, correr! Total, que, aparte las cadenas de TV alternativas, que se valen de él para montar cuatro bolos y tocar un poco de pelo en las audiencias, ¿a quién beneficia el parón navideño? E STO de darse un pequeño armisticio navideño de un par de semanas entre los equipos de la Liga de Fútbol tiene, quizás, algún inconveniente, pero, desde luego, se puede ver en ello un buen puñado de ventajas. La primera es para el indefenso ciudadano, pues desaparecerán de delante durante unos días esas figuras absorbentes que son los crack unos señorines brasileños que dan muchas veces al balón con la cabeza y que están por todos sitios, desde anunciando pasta de dientes hasta planes de pensión. Y que dos semanas no son muchas vacaciones lo demuestra el hecho de que esos crack brasileños nunca vuelven a tiempo para OTI R. hacer su primer spot Además, este paMARCHANTE rón puede beneficiar a todos esos equipos que estaban en mala racha, y nivelar y devolver así un equilibrio que le dará cierta intriga a la segunda vuelta de la Liga (si no le cambian el ritmo al Barça con estos días de despiste, esto tiene tanto suspense como un roscón de Reyes) Los profesionales del fútbol suelen estar sometidos a unas tensiones casi insoportables para personas no entrenadas para ello (vean, si no, las novias que le salen a Ronaldo) y hay que entender que se tomen unos días de tranquilidad para sumirse en ese estado zen que te produce la familia, por grande que sea. E ¿Y usted qué opina? Déjenos su mensaje o su voto en la página web www. abc. es eldebate