Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 31 12 2005 Los sábados de ABC 93 EL GUINDO MÓNICA F. ACEYTUNO Reclamos inteligentes Es algo intencionado. El mero hecho de suscitar interrogantes o grandes enigmas crea una atmósfera de misterio o seducción- -explica José Luis León, catedrático de Comunicación y Publicidad y experto en Márketing- Eso te atrapa... es un mecanismo para que detengas la mirada Y éste es su triunfo, conseguir unos segundos de atención en plena inundación publicitaria navideña. Para lograr esta finalidad, los publicistas dan mucha importancia a elementos como el nombre del perfume. Son cosas así como Veneno Obsesión Eternity que nos remiten a un mundo trascendental, a universos soñados señala León. El envase de la fragancia tampoco es una cuestión baladí: las firmas se gastan cantidades astronómicas en diseñar los frascos- -auténticas piezas de coleccionismo para algunos- ya que es el reclamo físico de una cosa tan etérea como el olor. No se deja ningún detalle al azar, incluso se celebran congresos sobre márketing de aromas cada uno o dos años señala el catedrático. Según Ainhoa Cea, relaciones públicas de Armani, Ralph Lauren y Viktor Rolf, la publicidad es muy importante, porque te lleva hasta el punto de venta; pero, una vez allí, si hueles un perfume y es un pachulí que apesta, por muy bonito que sea el frasco y por muy guapo que sea el chico del anuncio, no lo compras, ¿no? EL TIEMPO ME ENSEÑÓ E Ranking de regalos Lo que se quiere... -Ropa: 62 por ciento- Libros: 51- Perfumería: 42- Viajes: 38- CD, DVD, vídeos: 37- Material electrónico: 36- Ordenadores: 27- Teléfonos móviles: 25- Pantalla de TV: 24- Joyería: 22 y lo que se recibirá- Ropa: 69 por ciento- Perfumería: 58- Libros: 52- CD, DVD, vídeos: 44- Juguetes y juegos: 26- Joyería: 21- Material electrónico: 20- Electrodomésticos: 17- Juegos electrónicos: 17- Material deportivo: 16 Los complementos de moda son un objetivo de estas fechas un establecimiento bilbaíno que adquiere y vende cosas usadas, sobre todo, artilugios electrónicos, informáticos, electrodomésticos, juegos o DVD, aunque también han llegado a tener listas de boda íntegras de parejas que rompieron y nunca llegaron a decir el sí ante el altar. La primera remesa de objetos les llega antes de Navidad, porque la gente se deshace de pertenencias- -incluso de dentaduras con piezas de oro -para aligerar la casa de trastos y sacar un dinerillo Pero la segunda tanda, la de después de Reyes, es la más prolífica, porque este tipo de tiendas se convierten en auténticos cementerios de obsequios indeseados. La verdad es que a nosotros nos viene genial que la gente meta la pata con los regalos- -bromea Negrete- En enero recibimos un 40 por ciento más de objetos. Por ejemplo, los últimos modelos de Play Station nos llegan cuatro o cinco días después de que aparezcan en las tiendas De esta forma, los desaciertos de los Reyes se convierten, casi por arte de magia, en un regalo para estas tiendas y para quienes adquieren los productos de segunda mano a precios de ganga. l tiempo me enseñó que sólo hay que perder el tiempo con los buenos amigos, y que lo que no perdona el enemigo, es que le perdones antes de tiempo. El tiempo también me enseñó que no hay nada peor que repetirse aunque siempre se esté diciendo lo mismo, y aún así no quiero dejar de escribir que el tiempo traza unas curvas muy parecidas, yo diría que exactas, a las curvas de la doble hélice del ADN, como si el tiempo y la vida estuvieran unidos también por su arquitectura, muy similar a la estructura de una escalera de caracol llena de espirales que avanzan. Por eso ni el tiempo ni la vida dan vueltas como siempre se ha venido diciendo, sino que dan giros en hélice de tal manera que si te vuelves a encontrar es siempre de lejos, y con el eco en la voz del hueco de una escalera. Y aún así, se ven muchas cosas con el paso del tiempo. Por ejemplo, que nos sobrevivirá la frágil Naturaleza y que la especie por la que hay que sentir más compasión, es por la nuestra. Los árboles, a pesar de lo que decían, que estaría yo a su sombra cuando dieran sombra, he comprobado que medran a toda velocidad hasta las más lentas especies si se cultivan con el cuidado y el mimo que se le da a una rosa: y en una mañana como ésta, quién me lo iba a decir, contemplo el bosque plantado con mis propias manos, y sobre sus ramas las luces de Navidad encendidas, de lo oscuro que viene el día, y entre las nubes del cielo, que parecen humo de leña, a una pareja de arrendajos buscando castañas bajo las hojas, que prenden y levantan con el pico. El tiempo me ha enseñado que hay que mirar por la misma ventana para comprender el movimiento de las estrellas, el sol y la luna; del mundo y de la vida. Por eso la mejor de las casas es siempre la nuestra porque, aunque le falten habitaciones, tiene al menos el tiempo que hemos vivido en ella. El mismo que me enseñó que el amor es lo único invariable. Y que el cuento que acaba mal es, como decía Salinas, porque no ha acabado de contarse. El tiempo me enseñó que mañana siempre será otro día. Y mañana será otro año.