Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
8 Opinión VIERNES 23 12 2005 ABC LA BURBUJA CARTAS AL DIRECTOR Pueden dirigir sus cartas a ABC: Por correo: C Juan Ignacio Luca de Tena, 7.28027 Madrid Por fax: 913.203.356. Por correo electrónico: cartas abc. es ABC se reserva el derecho de reducir los textos de las cartas cuyas dimensiones sobrepasen el espacio destinado a ellas. Mañana en HAY VIDA DESPUÉS DE LA LOTERÍA Malefónica Ante la imposibilidad, según me dijeron, de poner una reclamación en la empresa Telefónica sobre la efectividad y el trato de los miembros de su Servicio Técnico y de su Servicio Comercial, me dirijo a usted con la esperanza de que al menos mi queja pueda ser pública. Hace aproximadamente un mes empezó a fallar la línea ADSL en mi casa. Cuando llamé a Telefónica me dijeron que podía ser de la línea o del router, me enviaron (a los quince días) un técnico que no comprobó la línea y me vendieron un router nuevo. Al día siguiente la línea seguía fallando, así que volvió un técnico y me volvió a cambiar el router, por otro que, según él, era mejor. Como ya era de esperar, al día siguiente la línea seguía fallando y empezó una interminablesesión de llamadastelefónicas (unas diez por día) en la que el personal del Servicio Técnico me decía que llamara al de Comercial, y viceversa. En mitad de todo esto, las explicaciones que se me daban eran variadas: que vivía demasiado lejos (aunque evidentemente pago todos los meses como los que viven cerca) que podía ser un problema de la central, e incluso en algún momento que yo no tenía contratada la línea ADSL (a pesar de que ya habían venido dostécnicos a arreglarla) Agotada una parte de mi paciencia, pedí que me pasaran con un coordinador superior que tuviera un mínimo de control sobre ambos Servicios. Se me contestó que era imposible, que los trabajadores de Telefónica no pueden darme el nombre de ningún superior (aparentemente por una normativa no escrita de la empresa) e incluso dos señoritas (Dña. Emilia Durán y Dña. Isabel Villasín) me colgaron el teléfono en mitad de una conversación. Al poco tiempo volvió a mi casa otro técnico de Telefónica que se dio cuenta enseguida que el problema lo provocaba la falta de filtro en la alarma de mi casa. Fue el único que consiguió arreglar mi línea ADSL. En la última llamada lo único que se me dijo es que sólo podía reclamar que me devolvieran la tarifa de la mano de obra de dos de las visitas (el router por supuesto me lo tenía que quedar) aunque, eso sí, después D ICEN los sabios que la suerte consiste en que ocurra algo, favorable o adverso, que cae fuera del alcance de una previsión, mientras que la fortuna es que ocurra algo bueno siguiendo el curso normal de las cosas. Hay por tanto una clara diferencia. Se tiene suerte cuando el beneficio que nos llega era poco probable o si se produce contra toda expectativa razonable. La fortuna tiene que LUIS IGNACIO ver con las cirPARADA cunstancias específicas de nuestras vidas, mientras que la suerte está en el ámbito de lo que nos acontece por pura casualidad. El Lexicon Philosophicum de Goclenius- -el primer texto que empleó el término ontología para definir la parte de la metafísica que trata del ser en general y de sus propiedades trascendentales explicaba en 1613 que la buena suerte exige que el resultado favorable no sea fruto del curso normal de las cosas, ni de un plan o una previsión, sino de causas totalmente ajenas a nosotros que no sean resultado de la laboriosidad, la intuición o la sagacidad Benjamin Franklin, que empezó a trabajar en la cerería de su padre y en la imprenta de su hermano y llegó a ser el fundador de la Sociedad Filosófica de Estados Unidos, nos enseñó mucho después que la felicidad humana no se logra con grandes golpes de suerte, que ocurren raras veces, sino con pequeñas cosas que ocurren todos los días Su coetáneo Thomas Jefferson, que trabajaba en la plantación de algodón de su padre mientras estudiaba en el William and Mary College y terminó siendo autor de la Declaración de Independencia y tercer presidente de Estados Unidos, decía: Creo fervientemente en la suerte; cuanto más trabajo, más suerte tengo Así que, ¿sabe alguien por qué diablos la rica lengua castellana usa la palabra fortuna indistintamente para denominar el azar y los bienes; el destino y la propiedad; la casualidad y el dinero, la suerte y la riqueza? ¿Y por qué metafísica u ontológica razón no intentamos probar fortuna en lugar de esperar la suerte? Carta abierta a la Justicia Soy la madre de Alejandro García- Catalán Peinado, chico de 16 años asesinado en 2004 por un menor al que la Ley protege mientras burla a las victimas. Me gustaría que algún miembro del Gobierno me explicara el porqué del desprecio que sufrimos las victimas de los delitos cometidos por menores. Se han remitido firmas, se han hecho manifestaciones, hemos mandado e- mails a todos los diputados solicitando lo que consideramos justo. Solo hemos conseguido el desprecio por parte de la clase política. Hace tres años que el PP junto a Convergencia y Unión de Cataluña, grupo mayoritario en su época, propusieron en el Congreso la reforma de la Ley de Responsabilidad del Menor, con la continuación de la condena en centros penitenciarios ordinarios a partir de la mayoría de edad. Después, el ministro de Justicia, el señor López Aguilar, anunció que antesde este verano se modificaría la Ley que tanto nos insulta a las victimas. mentira. ¿Que han hecho? ¿Aprobar el anteproyecto de ley en Consejo de Ministros? ¿De que nos vale eso? ¿Cuando entrará en vigor? Soy consciente de que la modificación de una Ley exige su tiempo y requiere unos protocolos que hay que cumplir, pero ante todo requiere la voluntad política de modificarla. De hecho sí han puesto en vigor leyes con menor consenso político y menos apoyo popular, como la ley de matrimonios entre homosexuales, o la modificación de la Ley de Enseñanza Obligatoria... Sin embargo La Ley del Menor no ha sufrido modificación alguna ¿Cuál es la causa? La Justicia nos maltrata, y de eso son ustedes responsables. No me mueve el deseo de venganza, eso me pondría a la misma altura que el gitano que mató a mi hijo. Me mueve la injusticia que ustedes pretenden que me trague envuelta en embustes y engaños. Eso sí les pone a ustedes al mismo nivel que los asesinos. Señor Ministro tenga un mínimo de dignidad y cumpla lo que prometió o dimita, ya que no es capaz de cumplir su palabra ni asumir la responsabilidad que asumió. Tomasa Peinado Palacios. Ciudad Real. ¿Feliz Navidad? Esta semana, en Mujer Hoy, Ana Rosa Quintana, Sergi Arola, Ouka Lele, Estopa... dan más de 100 razones par amar u odiar estas fiestas. Además, la revista propone cinco claves para sobrevivir, sin engordar, en estas fechas, donde el turrón, el roscón, el cava... se convierten en una amenaza para la línea. En la sección de Psicología, Isábel Menéndez, psicóloga, habla sobre cómo vivir la Navidad lejos de casa sin que ello nos produzca tristeza. de pagar la factura completa, y que no podía poner ninguna reclamación sobre el comportamiento de su personal. Sagrario Aznar. Madrid. Discriminación lingüística Y la historia continúa: Para unos manga ancha, mientras que para otros, los 157 profesores, boca estrecha. Sigue aumentando el número de cabecillas del sistema partidarios de la implantación de los decretos de euskaldunización que flexibilizan la aplicación de sus designios en beneficio propio Hace unos días, eran los jueces los que rechazaban el decreto de euskaldunización del Gobierno Vasco. Este fin de semana, ha sido noticia la decisión de la asamblea nacional del PNV que dio el visto bueno al primer plan para extender el uso del euskera en el seno del propio partido- -de sus políticos- -y que busca proteger e impulsar los derechos lingüísticos de la afiliación nacionalista y de la ciudadanía en general en la que, obviamente, no incluyen a los 157 profesores. La dirección peneuvista asume que debe actuar con flexibilidad tanto por las distintas situaciones personales de sus militantes, como por la diferente implantación de la lengua vasca en los tres territorios. También el partido deja exentos a los mayores de 45 años. Al parecer, los únicos capacitados a los que puede y debe exigírseles el dominio del euskera hasta los 55 años, no 45, sin ninguna flexibilidad es a esos 157 profesores con una larga experiencia en Educación, a los que va dejando en el paro. Mientras tanto, el Partido Nacionalista Vasco impulsa y protege a sus militantes y cargos políticos con su flexibilidad ¿Hasta qué punto este tipo de actuaciones, tan peculiares, podrían interpretarse como actos de prevaricación? Begoña Endemaño del Toro. Guecho.