Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 21 12 2005 Sociedad 53 Tecnología La red invita a disfrutar de las fiestas navideñas, con propuestas para todos los gustos. Apadrinamientos on line con la ventaja de conocer vía e- mail y al instante al pequeño, información útil para preparar los días señalados... En compras, al bucear en las aguas de internet hemos encontrado productos singulares, peculiares, originales, absurdos... Califíquelos usted mismo Feliz N vid d TEXTO MARTA VILLALBA MADRID. Las calles de la red de redes se engalanan de luces para iluminar a los internautas en las fiestas navideñas. Desde pegajosos tonos de villancicos hasta cómo se celebran estas fechas en otras partes del mundo, pasando por sugerencias para el menú de fin de año... Internet, una vez más, se alza con el premio a la mayor fuente de información y, entre toda ella, hemos encontrado muy distintas propuestas, todas típicas de estas fechas, algunas muy peculiares. Pasen y vean. El lado solidario de internet La Fundación Intervida ha organizado un Maratón- Line con el fin de apadrinar esta Navidad a doce mil pequeños a través de su web (www. intervida. org) Convertirse en una especie de hada madrina de uno de los niños a través de internet es tan sencillo y rápido (y seguro) como rellenar un formulario. La aportación es de sólo 21 euros al mes (equivale a 0,70 insignificantes céntimos por día) La gran ventaja asociada al uso de la herramienta on line de Intervida es que, nada más efectuar el apadrinamiento, se conoce al menor: recibe un mensaje en el buzón de correo electrónico con la fotografía y los principales datos de él. Hasta ayer, 675 niños tienen asegurada una vida digna merced a la ONG. La Fundación Vicente Ferrer ha concluido su primer Cibermaratón (www. fundacionvicenteferrer. org) con el apadrinamiento de 2.904 niños que (mal) viven en la India, si bien todavía es posible aportar donaciones para los menores (18 euros al mes) a través de la web (es tan fácil como cumplimentar un formulario) El padrino recibe una ficha con la fotografía y algunos datos del menor en tan solo unos días. Los personajes alojados en Habbo Hotel pueden participar en la creación de una multitudinaria tarjeta navideña virtual objetivo es conseguir que participen un millón de usuarios. El último día para sumarse al diseño de la tarjeta virtual es el 31 de diciembre. Después de esa fecha se agregan los avatares de todos los países. El habbo un millón recibirá Habbo créditos y será una celebridad entre los Habbo Hotel del mundo. Abetos upsidedown Si tiene poco espacio en casa para colocar los regalos junto al árbol de Navidad, anote las direcciones de estas dos tiendas virtuales que venden abetos navideños que se colocan al revés (www. christmastreeforme. com y www. hammacher. com) Ver para creer. Son los abetos upsidedown la última (y extrañísima, ¿verdad? moda en Estados Unidos. Ojo, porque hay algunos modelos que están agotados (por ejemplo, el de la imagen con una peana no les llega a la tienda Christmas Tree For Me hasta el próximo febrero, con un precio rebajado de 504 dó (Pasa a la página siguiente) Un millón de habbos La comunidad de avatares hospedada en Habbo Hotel (www. habbohotel. es navidad) está llamada a participar en la creación de una tarjeta navideña virtual, para desear a todos un ¡Feliz y Próspero año 2006! Habbo Hotel es un chat gráfico. Los internautas que se alojan (se registran en la web) en él se mueven libremente por un entorno virtual con un personaje (o avatar) creado al gusto del usuario habbos Allí se relacionan con otros habbos van de fiesta, bailan, decoran estancias... La iniciativa navideña de elaborar la postal más grande del mundo (en cuanto al número de personas que participan en su elaboración) consiste en situar el personaje en el lugar de la tarjeta que el internauta prefiera. El EL BLOG JOSÉ MANUEL NIEVES (RE) CUENTO DE NAVIDAD uizá no debí nunca hacer la prueba. Porque no se trataba de esto, ni mucho menos. Cuando escribí Navidad en Google, lo único que pretendía era comprobar si en medio de la marea de direcciones había alguna original, distinta de las demás... Pero me en- Q contré con esa ridícula cifra: 6.910.000. ¿Cómo? ¿Sólo eso? Pero si con cualquier cosa que pongas salen diez veces, cien veces más resultados... No sé, Gobierno por ejemplo, que devuelve la bonita cifra de 31.100.000; y si a uno le da por escribir Bush entonces la cosa se dispara hasta los 271 millones de respuestas diferentes... No puede ser... me dije, y me puse a buscar el error. Quizá por Nochebuena nada, 3.130.000; o por Reyes Magos menos, 840.000. ¡Pero bueno... ¿Dónde se ha metido la Navidad? Rebusqué, ya preocupado, por Portal de Belén (346.000) Niño Jesús (1.880.000) y hasta Misa del Gallo (113.000) Nada. Y entonces, no se por qué, me dio por escribir Christmas en el casillero de Google, que como todo el mundo sabe significa Navidad, pero en inglés: 354 millones de páginas. ¡Toma ya! Repasé, por encima, los primeros cientos de entradas y me di cuenta de que la inmensa mayoría eran anuncios de regalos, ofertas de viajes de última hora, propuestas de banquetes, fiestas, noches locas, Papá Noel... Sí, ahí estaba, por fin, la Navidad. O lo que queda de ella.