Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
48 MARTES 20 12 2005 ABC Sociedad Las personas dependientes cofinanciarán su asistencia según la capacidad económica Gobierno y agentes sociales acordaron ayer las bases del Sistema Nacional de Dependencia excepcionales, la persona dependiente podrá recibir una compensación económica para pagar al familiar que preste la asistencia sustitutoria M. J. PÉREZ- BARCO MADRID. Las personas dependientes deberán ser atendidas a través de una serie de prestaciones equiparables a las que ofrece el Sistema Nacional de Salud sea cual sea su lugar de residencia. Será un derecho subjetivo, universal, reconocido y exigible del que gozarán todos los españoles que no pueden valerse por sí mismos o que presentan graves limitaciones en la realización de las actividades de su vida diaria. Así se contempla en el principio de acuerdo que ayer alcanzaron Gobierno, sindicatos y patronal. El documento- -de 14 páginas- -sienta las bases de la futura ley de autonomía personal y atención a las personas en situación de dependencia, cuyo anteproyecto será revisado en el Consejo de Ministros del próximo viernes, según anunció el propio presidente del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero. De momento, el texto se presenta hoy a los órganos de dirección de los sindicatos CC. OO. y UGT y de la patronal CEOE para su ratificación con el fin de que sea firmado con el Gobierno durante esta semana. A pesar de que faltan por ultimar esos trámites y de que el texto todavía no tiene la aprobación definitiva de los agentes sociales, fuentes del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales tienen la confianza que no sufrirá ningún cambio También resultaron positivas las primeras impresiones que sobre el texto llegaban a última hora de ayer de las organizaciones. La ley, que se desarrollará ampliamente a través de un reglamento posterior, establece las condiciones básicas para la creación del Sistema Nacional de Dependencia, del que se beneficiarán los españoles que no puedan valerse por sí mismos a través de una serie de prestaciones que serán iguales en todo el territorio nacional y a las que se accederá con los mismos criterios. En un primer momento se espera que atienda a 1.350.000 personas que se encuentran en esa situación. Un número que irá creciendo hasta que el sistema se implante definitivamente a lo largo de ocho años (desde 2007 a 2015) En el documento- -al que ha tenido acceso ABC- Gobierno, organizaciones sindicales y empresariales acuerdan impulsar un Sistema Nacional de Dependencia mediante una ley que tendrá la condición de norma básica, que b En casos promueva la autonomía personal y garantice el derecho a ser atendido en situaciones de dependencia, y en la que se establecerán las condiciones básicas y los requisitos de acceso a los servicios y prestaciones en condiciones de equidad en todo el territorio del Estado. El Sistema Nacional de la Dependencia se configura como una nueva modalidad de protección social que amplía y contempla la acción protectora de la Seguridad Social y del Estado Y esta es su arquitectura: Principios: Las prestaciones tendrán carácter universal y público en todo el país y a ellas se accederá en condiciones de igualdad y no discriminación. Siempre que sea posible se disfrutará de esos servicios en el entorno en el que los usuarios desarrollan su vida. Las prestaciones se llevarán a cabo contando con la colaboración de los servicios sociales y sanitarios, públicos y privados, con y sin ánimo de lucro. Beneficiarios: Tendrán derecho a percibir los servicios de promoción de la autonomía personal y atención a la dependencia los españoles con una edad superior a tres años que se encuentren en situación de dependencia en alguno de los grados establecidos. Las personas que carezcan de nacionalidad española se regirán por la normativa vigente en materia de extranjería. Grados de dependencia: Un equipo técnico se encargará de determinar los grados y niveles de dependencia, a través de un baremo común en todo el país. Se establecen tres grados: dependencia moderada (cuando una persona necesita ayuda, al menos una vez al día, para realizar varias actividades básicas de la vida diaria) severa (precisa ayuda dos o tres veces al día, pero Dos profesionales de un centro de Sevilla ayudan a un discapacitado La dependencia afecta a toda la familia El acuerdo alcanzado ayer en la Mesa de Diálogo Social por Gobierno, sindicatos y patronal ha sido fruto de intensas negociaciones en las últimas semanas en el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales. En el proyecto de sentar las bases para una futura ley de dependencia se trabaja desde el pasado mes de abril. La de ayer fue una reunión que comenzó a las 9.30 de la mañana y finalizó a las 13 horas y estuvo presidida por la secretaria de Estado de Servicios Sociales, Familias y Discapacidad, Amparo Valcarce, precisamente una de las principales artífices en defender y trabajar sobre esta iniciativa. Valcarce ha mantenido en diversas entrevistas que la dependencia no sólo afecta a las personas dependientes sino también a sus familias, que cada vez tienen más dificultades para prestar lo que se ha llamado apoyo informal, por el que se cuida en el propio seno familiar a las personas dependientes. Además, la creciente incorporación de la mujer al mercado de trabajo hace que se haya reducido la población cuidadora Y en muy diversos foros ha defendido que la atención a este colectivo debe ser una política integral y simultánea que abarque todos los ámbitos en los que se desenvuelve la vida de cualquier ciudadano Amparo Valcarce