Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 20 12 2005 Internacional 31 Los vuelos clandestinos de la CIA Orebo Shannon 1 1 POLONIA RUMANÍA 2 Bucarest Skopje 1 1 Mallorca Washington 7 3 7 6 1 1 Bakú Líbano 1 1 Rabat 4 Argel Mitiga 1 Tenerife 1 Trípoli El Cairo Jordania Guantánamo 1 1 1 Yibuti 1 X Ruta y número de vuelos efectuados Países donde se sospecha que hay centros clandestinos de detención Liberia Nigeria Nairobi Silencio de los europeos a las acusaciones de fariseísmo sobre los vuelos de la CIA Sólo el presidente saliente polaco Kwasnieswski reconoce esas escalas Estado admite que Varsovia cooperó con Washington en el traslado de sospechosos de terrorismo, pero niega que hubiese cárceles secretas en Polonia ABC VARSOVIA WASHINGTON. El presidente polaco saliente, Aleksander Kwasniewski, reconoció implícitamente que aviones de la CIA hicieron escala en Polonia pese a negar con firmeza la existencia en su país de prisiones secretas de la Agencia de Iinteligencia estadounidense. Kwasniewski es la única voz que hasta ahora se ha hecho oír después de que el domingo el ex secretario de Estado norteamericano Colin Powell acusase a los gobiernos europeos de fariseos en el escándalo sobre los vuelos secretos de la CIA en Europa para trasladar sospechosos de terrorismo islámico. Ante las informaciones de prensa sobre esos vuelos- -que incumplirían normas de derecho internacional- -varios gobiernos europeos se mostraron sorprendidos pero Powell subrayó en sus declaraciones que todos estaban al corriente de esas operaciones de la CIA a su paso por los aeropuertos de sus respectivos países. ¿Es que la lucha contra el terrorismo pide solidaridad? Sí, la pide. ¿Es que pide una cooperación de servicios especiales? Sí, la pide. ¿Es que hubo vuelos? Probablemente hubo algunos declaró el presidente Kwasniewski al canal público de televisión. En cambio, no hay ni prisiones ni prisioneros en Polonia, añadió. b El jefe del El Consejo de Europa quiere investigar DPA ESTRASBURGO. El Consejo de Europa está comprobando si las legislaciones de los 46 países miembros están en sintonía con la Convención europea de derechos humanos, en el marco de sus investigaciones sobre los presuntos vuelos y cárceles secretas de la CIA, según anunció la organización en su sede en Estrasburgo. El cumplimiento de los derechos humanos tiene que estar garantizado por ley. En el caso de que constatemos que esto no es así o que las leyes no son aplicadas como debe ser, tendrá que cambiar dijo el secretario general del Consejo de Europa, Terry Davis. Según Davis, leyes insuficientes o el desconocimiento en esta materia por parte de los países miembros ya suponen en sí una violación de la Convención. No queremos averiguar sólo lo que ha pasado. También tenemos que asegurarnos de que en el futuro no sea posible cometer infracciones de este tipo agregó. Además, Davis envió a finales de noviembre a los gobiernos de los 46 países miembros una serie de preguntas sobre el asunto y les instó a responder antes del 21 de febrero de 2006 el modo en que su legislación nacional garantiza la aplicación de la Convención. A la vez, el diputado suizo Dick Marty ha iniciado una investigación por encargo de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa. Presentará sus conclusiones en Estrasburgo a finales de enero. Con respecto a este país, el primer ministro, Kazimierz Marcinkiewicz, tiene previsto presentar esta semana las conclusiones de la investigación que ordenó sobre la existencia en su país de prisiones secretas de la CIA en las que habrían estado detenidos altos responsables de Al Qaida. Marcinkiewicz anunció la citada investigación tras las acusaciones de la organización estadounidense pro- derechos Human Rights Watch (HRW) y las revelaciones de la prensa sobre la existencia en Polonia hasta hace poco de centros de detención para terroristas capturados por Estados Unidos. El diario polaco Gazeta Wyborcza afirmó la semana pasada que al menos cinco aviones de la CIA- -varios Gulfstream y un Boeing 737- -hicieron escala en 2002 y 2003 en el pequeño aeropuerto de Szymany, en el noreste de Polonia. Human Rights Watch afirma que Polonia ha sido para la CIA la principal base en Europa para interrogar a detenidos sospechosos de actividades terroristas. Por su parte, la cadena televisiva estadounidense ABC sostuvo que los Estados Unidos mantuvieron detenidos en Polonia, en fechas no precisadas, a once altos responsables de la organización terrorista Al Qaida. Según la ABC, la CIA evacuó en las últimas semanas al norte de Africa a todos los sospechosos de terrorismo encarcelados en Polonia, tras las primeras revelaciones periodísticas sobre las presuntas cárceles secretas. Aunque el asunto de las cárceles secretas ha generado mucho ruido en los pasillos del Congreso y ha creado tensiones entre EE. UU. y la Unión Europea, la Casa Blanca por ahora no niega ni confirma que éstas existan. Algunos analistas consideran que ese mutismo se debe a que la confirmación de que existen mancharía aún más la imagen de Estados Unidos que quiere presentarse como abanderado de la defensa de los derechos humanos. Gira de Rice También pondría en aprietos a los países de Europa Oriental que presuntamente han consentido que se use su territorio para interrogar y torturar a los detenidos. La existencia de los centros clandestinos violaría la Convención Europea sobre Derechos Humanos. Tan prioritario es aplacar las críticas que el pasado 5 de diciembre la secretaria de Estado, Condoleezza Rice, inició una gira de cinco días por cuatro países europeos con el mensaje de que Estados Unidos ni usa ni tolera la práctica de la tortura. Amnistía Internacional asegura que seis aviones al servicio de la CIA realizaron unos 800 vuelos desde o hacia Europa entre septiembre de 2001 y septiembre de este año. La existencia de esos traslados de sospechosos ha sido confirmada ahora por Powell, pero Estados Unidos niega la práctica de tortura de los detenidos. Las protestas de los organismos de derechos humanos no se centran en los vuelos, sino en la práctica de la tortura