Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 17 12 2005 Nacional 13 DEBATE TERRITORIAL EL DESAFÍO DEL ESTATUTO CATALÁN Barones del PSOE asumen como un error regular la financiación en los Estatutos El Gobierno reitera su advertencia a CiU de que el Estado no renuncia a su espacio fiscal propio b El PSOE impedirá incluir la defini- El día 27, fecha tope El próximo día 27 termina el plazo para la presentación de enmiendas por parte de los Grupos Parlamentarios al proyecto de reforma de Estatuto catalán. No podrá haber prórroga de ese plazo puesto que para ampliarlo sería necesaria la unanimidad de todos los Grupos y el PP se opone. Quedan diez días, pues, para la negociación. El PSOE percibe avances importantes para corregir las relaciones bilaterales Estado- Cataluña que plantea el Estatuto; para el capítulo del Poder Judicial con la aprobación, en pararelo, de normas judiciales de ámbito estatal; para impedir el blindaje de competencias y para garantizar la unidad del mercado. No hay avances en cuanto a nación ni en financiación. Lo que sí ha puesto en claro José Luis Rodríguez Zapatero a CiU, personalmente y por boca de sus dos vicepresidentes, Teresa Fernández de la Vega y Pedro Solbes, son los límites que en ningún supuesto traspasará. Y que CiU, ERC e IC- V actúen en consecuencia: pactar unas enmiendas generales antes del día 27 y, después, en 2006, reformar la LOFCA. De la Vega lo reiteró ayer tras la reunión del Consejo de Ministros a modo de advertencia a CiU: la Administración central conservará un espacio fiscal propio no vinculado a las Comunidades en especial los impuestos que, como el de sociedades, afectan a la unidad del mercado. ción de Cataluña como nación pero no aclara si está dispuesto a que figure como tal en el preámbulo del texto estatutario MANUEL MARÍN MADRID. A diez días de que finalice el plazo para la presentación de enmiendas al proyecto de Estatuto catalán, representativos secretarios regionales del PSOE no ocultan en privado su disgusto por el hecho de haberse llegado al extremo, nunca deseado por Ferraz, de que el texto catalán detalle con minuciosidad un modelo de financiación ad hoc al margen del régimen general que vincula al resto de autonomías. A estas alturas ya no tiene remedio, al menos en el caso del Estatuto catalán, y por eso algunos barones lo asumen como un error cometido meses atrás del que ahora se deriva la incómoda consecuencia de tener que negociar rebajas a cara de perro con el tripartito catalán y CIU. Tal como publicó ABC el pasado mayo, en pleno proceso de ponencia estatutaria en Cataluña, la dirección del PSOE y Moncloa hicieron llegar al PSC el mensaje de que el Estatuto no debería incorporar en ningún caso un detallado modelo de financiación- -y menos aún inconstitucional- sino esbozar como máximo unas líneas generales o básicas que no comprometiesen la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (Lofca) Pero el Parlamento catalán, gracias a la pinza ERC- CiU que terminó por arrastrar al PSC para que Pasqual Maragall no viese cómo se iba a pique su proyecto estrella, hizo caso omiso y dedicó un título completo- -y prolijo- -del texto a regular su propia financiación. CiU, ERC e IC- V siguen poniendo precio Tampoco habrá un incremento de la participación de las Comunidades en la recaudación por IVA. Además, obligatoriamente debe ser un sistema equitativo y aplicable a nivel multilateral A cambio, el Gobierno otorgará más capacidad de gestión a las Comunidades en algunos impuestos cedidos. Son tres buenos puntos de partida dijo De la Vega confiada en que lleguemos a un acuerdo con CiU y el resto de las fuerzas políticas De todos modos CiU, ERC e IC- V siguen poniendo precio a ese acuerdo. Ayer insistieron en que es innegociable la aparición de la palabra nación para definir a Cataluña en el articulado del Estatuto. Pero el PSOE no pasará por ese aro. En el articulado no existirá la palabra nación reconoció ayer Alfredo Pérez Rubalcaba, que no obstante no cerró la puerta a que sí aparezca en el preámbulo. Hasta el día 27 las negociaciones serán intensas, pero el Gobierno ya advierte de forma explícita que sus márgenes están sellados y depende de los demás aceptarlos... o no. Aún no hay acuerdo cerrado Ahora, la financiación se presenta como la herida del enfermo que más labor de cirujía requiere, aunque esto ya lo sabía el PSOE en septiembre cuando José Luis Rodríguez Zapatero decidió mediar personalmente para desbloquear el Estatuto. Aún, y aunque la negociación en el Congreso, dura ya más de cinco semanas, no hay acuerdo para la financiación. Sólo una guerra de declaraciones públicas- -CiU amenaza, ERC e IC- V IU ratifican, Solbes corrige, CiU vuelve a amenazar disconforme... -aunque en privado fuentes de la negociación admiten que habrá acuerdo antes del día 27. Si no para cerrar el modelo definitivo, sí al menos para sentar unas líneas generales en forma de enmiendas pactadas- -o semipactadas señalan en Moncloa- -que allanen la ponencia en el Congreso.