Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 11 12 2005 Los domingos 49 SIGEFREDO Las afectadas exigen tener voz y voto. Reclaman medidas jurídicas y laborales para las explotadas y regulación para el resto EFE El durísimo modelo sueco CARMEN VILLAR MIR ESTOCOLMO. Si el cometido que perseguía el Parlamento sueco al promulgar la Ley que criminaliza la prostitución era desterrar esa práctica de las calles de las ciudades y pueblos, lo consiguió con creces. Tras varios años de estudios y polémica, el 1 de enero de 1999 vio la luz una normativa que penaliza la compra de cualquier favor sexual. Ese mismo día, la policía, en un despliegue nunca visto, invadió la calle de Malmskillnads, centro de la prostitución de la capital. El objetivo era claro: demostrar que se tomaba muy en serio la ley según la cual todo intento de comprar favores sexuales, o incluso preguntar sobre el precio de éstos, sería castigado con fuertes multas y penas de hasta dos años de cárcel. Esa misma madrugada se desmanteló una importante red, y fueron detenidos treinta varones (la ley criminaliza sólo la compra) Días después, Margareta Winberg, a la sazón ministra de Igualdad y Asuntos Sociales, hoy Embajadora de Suecia en Brasil, una de esas El lupanar de la Casa de Campo (Madrid) cipal han acabado por rebajar el tono de un texto que persigue tanto al cliente como a la meretriz. El documento prohíbe el ejercicio de la prostitución callejera y la demanda de servicios en un radio de 200 metros de los centros docentes. Quien incumpla la orden podrá ser denunciado por desacato a la autoridad. Fuera de este límite, el comercio carnal se prescribe cuando su práctica excluya o limite la compatibilidad con otros usos del espacio público, lo que da a la Guardia Urbana amplia discrecionalidad para actuar. Las J. PRIETO suecas atractivas de melena rubia y piernas interminables, se prestó una noche seguida por las cámaras de televisión a probar si efectivamente la ley funcionaba. Durante varias horas, a pesar de su minifalda y de sus altísimos tacones, únicamente se le acercó un individuo algo borracho que la piropeó efusivamente. La ministra declaró al día siguiente que la prostitución estaba desterrada para siempre Los representantes de la Brigada de Corrupción comentaron que la mujer es la que salía ganando con esa novedad ya que meterse en un coche con un desconocido siempre supone un grave riesgo y que estaban hartos de pasar años de servicio recogiendo a mujeres maltratadas, drogadas y desnudas. Sin embargo, la compraventa de sexo sigue existiendo aunque revestida de otras formas. La oferta del erotismo se ha abierto con toda su crudeza en internet, donde hombres y mujeres de todas las edades se ofrecen y venden sin que las autoridades, de momento, puedan remediarlo. multas previstas llegan en este caso hasta los 750 euros, si bien se han previsto una serie de medidas sociales complementarias arrancadas por ERC e ICV en la negociación. Con el aplauso de vecinos y comerciantes, pero la oposición de los partidos de izquierda y colectivos de apoyo a las prostitutas, el PSC defiende la regulación como un ejercicio de responsabilidad; no podemos ignorar el problema la misma tesis que está llevando a la Generalitat a elaborar una ley que prevé regular esta En Barcelona las meretrices acusan al Ayuntamiento de proxeneta al quedarse con parte de lo que recaudan práctica para sacarla de calles y carreteras. Desde otra óptica, Mercè Civit, responsable de la Secretaría de la Mujer de CC. OO. que coordina la creación del Sindicato del Trabajo Sexual, asegura entender a los vecinos, pero la solución no es la sanción En la misma línea, desde otras plataformas que trabajan con meretrices- -como el Colectivo de Transexuales- se critica la regulación barcelonesa, que persigue al eslabón más débil de la cadena. Sin antes proceder a la regulación de sus derechos laborales y sociales, acosar a las mujeres de la calle favorece al proxeneta y a los clubes insiste Civit en un argumento empleado también por ICV, cuya oposición al texto ha abierto la enésima crisis en el tripartito. El modelo sueco es descartado desde todos los ámbitos. Aboca a la clandestinidad y a la indefensión Desde algunos sectores se aboga por la zonificación con horarios y presencia policial, con objeto de alejar a las chicas de las zonas más pobladas. Otra propuesta, inédita en España, alude a los prostíbulos autogestionados.