Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 10 12 2005 Nacional 17 El BNG plantea una nación gallega con derecho a anexionar pueblos de regiones limítrofes Castilla y León y Asturias lo ven como el plan Ibarretxe y arremeten contra el socio del PSOE b Los populares gallegos condicio- nan su presencia en la ponencia para reformar el Estatuto gallego a que desde su inicio se respete la Constitución ANA MARTÍNEZ SANTIAGO. La propuesta de reforma estatutaria diseñada por el BNG, partido que gobierna la Xunta de Galicia en coalición con el PSOE, no sólo propugna el término nación sino que abre las puertas a la anexión de ayuntamientos limítrofes mediante procesos democráticos regulados por ley. La denominación solicitada se justifica en el documento con la siguiente argumentación: Realidad explicitada en un hecho histórico, lingüístico, cultural, socioeconómico y político de amplia raigambre y singularidad La adhesión, cuestión más conflictiva, aparece incluida en una disposición transitoria y reflejada de la siguiente manera: Las localidades vecinas de Asturias o Castilla y León, que tengan características culturales, históricas, económicas y geográficas análogas, pueden incorporarse a Galicia siempre mediante fórmulas legales Una invitación inesperada que ha caído como un jarro de agua fría en los despachos de sendos convidados. El Gobierno del Principado de Asturias considera que la pretensión del BNG de que la reforma del Estatuto de Autonomía de Galicia contemple la posibilidad de incorporar territorios limítrofes resulta irrealizable y carece de cualquier base de racionalidad y de aceptación Un portavoz del Ejecutivo indicó que el gobierno asturiano mantiene en relación con este asunto el criterio expresado la pasada semana por el presidente del Principado, Vicente Álvarez Areces, cuando se refirió en estos términos a la propuesta del BNG. Anxo Quintana, líder del BNG y vicepresidente del Gobierno gallego ABC El Gobierno de Asturias considera que la pretensión nacionalista es irrealizable y carece de base racional conflicto de competencias ante el Tribunal Constitucional) en caso de que esta iniciativa finalmente prospere. Y la réplica de esta portavoz gubernamental no se ha quedado ahí. María Jesús Ruiz se ha aventurado a decir, tras defender las reglas de juego que marcan tanto la Constitución como el Estatuto de Autonomía de Castilla y León en cuanto a la integridad territorial, que la idea del Bloque es igual de disparatada que la del plan Ibarretxe Ambas protestas han tenido una respuesta rápida en las filas de la formación nacionalista gallega. El diputado del BNG Carlos Aymerich ha admitido que el contenido del texto articulado dado a conocer por su organización es susceptible de crítica por lo que ha calificado de legítimos los reproches. No obstante, sí ha puntualizado que el concepto de unión, o enlace, debe ser bien entendido. No se trata de meternos donde no nos llaman, sino de dejar una puerta abierta a la iniciativa de integración de los propios ayuntamientos, pero sin promoverlo ni fomentarlo de ninguna manera El presidente gallego, el socialista Emilio Pérez Touriño, es el que se ha librado de esta gresca, porque según él mismo ha comentado, no ha recibido quejas. De todas formas, ha dejado claro, pasando de puntillas por este asunto, que su postura se puede intuir fácilmente Esto no lleva a ningún lado No milito en ninguna ideología nacionalista, las respeto porque están dentro del arco parlamentario democrático en España y tenemos que articular formas de Gobierno y convivir, algo inherente a la democracia, pero si la política que pretenden desarrollar va por ese camino, no lleva a ningún lado. Todo lo contrario afirmó Areces. Si el presidente asturiano, Vicente Álvarez Areces (PSOE) ha recibido esta curiosa tarjeta de embarque con malestar, la vicepresidente primera de Castilla y León, María Jesús Ruiz (PP) ha dado un paso más allá al perfilar la estrategia defensiva de su Gobierno: utilización de todas las armas que permite el Estado de Derecho (también el