Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 Nacional DÍA DE LA CONSTITUCIÓN CAOS EN MADRID TRAS LOS ATENTADOS MIÉRCOLES 7 12 2005 ABC El artefacto del kilómetro 16 de la autopista A- 6, la de La Coruña, causó pequeños daños junto al guardarraíl donde fue colocado Las detonaciones en cinco puntos de la red de acceso a Madrid provocaron retenciones, sustos y el recuerdo de las explosiones habidas el año pasado por las mismas fechas. Un puente crítico, por lo que parece, que en la A- 2 podría haber acabado en catástrofe Con algo mayor, habrían volado el puente TEXTO: LAURA L. CARO FOTOS: DANIEL G. LÓPEZ Y JULIÁN DE DOMINGO MADRID. Sonó como un estampido... como si hubiera explotado la rueda de un camión grande. No sé cómo puede haber gente tan, tan... Bueno, ya sabe A Alonso Guerrero, los de la Guardia Civil le desalojaron de la gasolinera donde lleva empleado 29 años, la Estación de Servicio Puente de San Fernando cuando faltaban diez minutos para las tres, y a las cinco de la tarde ya ha recuperado serenidad suficiente para no maldecir. Aunque las palabras que tiene para los terroristas, esos que esta vez le han pasado tan cerca, que dejaron una carga explosiva a escasos 500 metros de su trabajo, se le quedan con esfuerzo en la punta de la lengua. Si llegan a poner algo más grande, el puente lo hubieran reventado se dice con un escalofrío para espantar la tentación de escupir juicios malsonantes, mientras hace lo que puede por seguir dándole al ordenador que controla los surtidores como si no pasara nada. Y para no darle vueltas a que el año pasado fue lo mismo, las mismas fechas de puente, -vaya, otra vez- -el de la Constitución, y entonces sí fueron directamente... a por las gasolineras. El estruendo al que se refiere Alonso es el del artefacto que explotó a las 15,15 horas en la salida 17 de la autopista A- 2 dirección Barcelona, una carretera por la que circulan 136.577 coches cada día. Y el puente del que habla son La A- 2, sentido Barcelona, sufrió retenciones durante dos horas los pasos elevados de la M- 50, la M- 45 y el desvío a la localidad de Ajalvir, tres tramos habitualmente asfixiados de tráfico que discurren justo por encima de donde ayer se produjo la detonación. Una explosión pequeña- uno que estaba con nosotros vio salir un poquito de humo sin fuerza siquiera para dañar el guardarraíl junto al que fue colocada la carga, pero sí para hacer imaginar cuáles hubieran sido las consecuencias de haber tenido una potencia mayor... Habría volado todo por los aires susurra Alonso desde su gasolinera. Que está tan cerca. Como en el kilómetro 16 de la A- 6 sentido La Coruña, el kilómetro 56 de la M- 40, el 26,400 de la M- 45; y el tramo comprendido entre los kilómetros 46 y 47 de la M- 50, alrededor de los restos del artefacto que ha convulsionado esta A- 2 se agolpan las unidades de la Guardia Civil, de la Policía Nacional, los furgones de la Demarcación de Carreteras, los de emergencia sanitaria del Summa 112, llegan los Tedax- -de la Unidad de Desactivación de Explosivos- se van, llega un coche de la secreta otro, y el tráfico por los tres carriles de la autopista fluye casi con normalidad. Con los conductores haciendo equilibrios al volante para seguir avanzando sin chocarse mientras miran de refilón a la cuneta de la bomba, que no todos los días se ve un atentado. Peor fue en el primer momento, antes de que sobrevinieran las cinco explosiones en cadena aquí y allá de la red de acceso a Madrid, y los agentes de la Policía Nacional, pistolas, subfusiles MP 5 y hasta escudos antidisturbios en mano, irrumpieron en mitad de la A- 6 para aislar la zona donde se había localizado la presencia del artefacto que luego estalló. ¡Pensé que estaban rodando una película! exclama con el alivio de estar ya lejos de semejante escenario una vecina de Las Rozas. En la gasolinera, el empleado no lo lleva tan bien, he tenido un rato de nervios Como el año pasado, pero esta vez ha tocado mucho más cerca. En el mismo puente.