Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
54 Sociedad SÁBADO 3 12 2005 ABC Salud Farmacia Ginecología Cirugía Primer congreso de la Sociedad de Formulación Magistral La Sociedad Internacional de Formulación Magistral celebrará el próximo mes de agosto en Salvador de Bahía (Brasil) su primer congreso. El encuentro tendrá como objetivo principal la exploración de la importancia de la formulación magistral de calidad dentro de la terapéutica actual, como medio más adecuado para personalizar los tratamientos farmacológicos. La fecundación in vitro aumenta ligeramente los problemas del bebé La fecundación in vitro podría incrementar ligeramente el riesgo de problemas de nacimiento con respecto a los bebés concebidos de forma natural. Así lo revela un estudio de la Universidad de Iowa, en EE. UU. que asegura que ciertos defectos congénitos podrían estar ligados a esta técnica de reproducción asistida, si bien el informe insiste en que todavía no se ha demostrado una relación causa- efecto. Nueva técnica para el tratamiento permanente de las manos sudorosas La fluoroscopia de tomografía computerizada permite desarrollar un tratamiento de la hiperhidrosis palmar o manos sudorosas que reduce el riesgo y el malestar del paciente. Un estudio del Centro Hospitalario Hornu- Frameries (Bélgica) asegura que esta técnica percutánea detiene la transpiración desde las manos a las axilas con pocas posibilidades de recurrencia del problema. CALEIDOSCOPIO JOSÉ MARÍA FERNÁNDEZ- RÚA NEUROLOGÍA ENVEJECIMIENTO PRECOZ Un estudio apunta que la fatiga crónica es un trastorno de origen neurológico Detectadas 16 proteínas que son específicas en estos pacientes que este descubrimiento podría acelerar el diagnóstico y favorecer la creación de tratamientos más eficaces para los afectados JORGE SÁINZ MADRID. Un estudio de la Universidad de Georgetown, en Estados Unidos, revela que la fatiga crónica podría tener su origen en una serie de anomalías neurológicas detectables mediante diversas pruebas médicas. La investigación aporta pruebas objetivas y fisiológicas de que este síndrome puede ser considerado un trastorno médico, tras el hallazgo de 16 proteínas específicas en pacientes con fatiga crónica, tal y como se constata en este informe, publicado en la revista BioMed Central Neurology La principal conclusión de los expertos es que los pacientes diagnostib Los científicos consideran U n exceso de alimentación en la dieta junto con inactividad física reiterada a lo largo de los años y lo que se ha llamado por los clínicos estrés crónico, se traduce en un envejecimiento precoz del organismo. Esta es una de las principales conclusiones que figuran en el estudio El síndrome metabólico en los inicios del siglo XXI: Una aproximación genética y molecular en el que han participado cualificados expertos de diversos países, entre ellos España. Desde hace relativamente poco tiempo investigadores y clínicos se afanan por explicar el síndrome metabólico que, además de ser multifactorial, padecerlo es el resultado de la interacción de múltiples genes con una serie de factores medioambientales o adquiridos como la actividad física o la dieta. Como recuerda el profesor Manuel Serrano Ríos, jefe del Servicio de Medicina Interna del Hospital Clínico San Carlos de Madrid y editor de este estudio con ayuda del doctor José Antonio Gutiérrez Fuentes, una serie de estudios recientes indican que aquellas personas con estrés emocional tienden a desarrollar patologías del síndrome metabólico con más frecuencia que las que no tienen esa disfunción. En este estudio se hace referencia a las líneas de investigación que han demostrado cómo el estrés crónico favorece la presencia de obesidad centrípeta. Esta relación es debida, según los expertos, a que el estrés es una respuesta de emergencia del organismo que provoca un aumento de los niveles de adrenalina y de cortisol. Cuando esta situación persiste de forma crónica favorece la acumulación y liberación de grasa y la resistencia a la insulina. Así, los altos niveles mantenidos de esta hormona generan las alteraciones propias del síndrome metabólico y, finalmente, un desgaste de los órganos diana. cados con esta enfermedad tienen un conjunto de proteínas en el fluido de la médula espinal, cinco de ellas detectadas en todos los afectados sin excepción, que no aparece en los individuos sanos. En las pruebas participaron cincuenta personas que sufrían al menos dos trastornos asociados a la fatiga crónica, incluyendo la fibromialgia y el síndrome de la Guerra del Golfo. Según los científicos, una de las razones por las que este mal es difícil de tratar es que sus síntomas suelen confundirse con los de otras enfermedades, como, por ejemplo, la esclerosis múltiple, complicando así el tratamiento y la capacidad de los especialistas para medir la mejoría del paciente. Los resultados de los trabajos de Georgetown indican que estas 16 proteínas podrían ser algo así como el sello biológico de la enfermedad y la base de futuros diagnósticos y tratamientos más adecuados y efica- ces para los pacientes. Según el investigador James Baraniuk, autor principal del estudio, las conclusiones a las que ha llegado su equipo de científicos proporcionan evidencias de que el síndrome de la fatiga crónica y sus patologías asociadas podrían ser enfermedades neurológicas, que, al menos en parte, involucran al sistema nervioso central. Cansado sin razón aparente Los síntomas característicos de este trastorno están asociados a una fatiga profunda que no mejora con el descanso y que tiende a empeorar con la actividad física y mental. Las personas afectadas tienden a cansarse sin razón aparente y se sienten incapaces de realizar actividades normales. Los pacientes también suelen acudir a la consulta con problemas intermitentes de debilidad, dolor muscular, problemas de memoria, concentración e insomnio. ENDOCRINOLOGÍA Siete de cada diez inyecciones intramusculares aplicadas a personas obesas no surten efecto J. S. MADRID. El 68 por ciento de las inyecciones intramusculares que se aplican en la nalga a personas con problemas de obesidad no logran alcanzar el músculo, debido a que las agujas que se usan normalmente son incapaces de atravesar el tejido de grasa acumulado en esa parte del cuerpo. Este sorprendente dato forma parte de un estudio, dado a conocer en la reunión anual de la Sociedad Norteamericana de Radiología, que revela que los pacientes que padecen sobrepeso, especialmente en el caso de las mujeres, no reciben las dosis adecuadas de cualquier vacuna o medicina que se inyecte por esa vía. No hay ninguna duda de que la obesidad es la razón últi- ma de esta estadística señaló la directora del estudio, Victoria O. Chan. Además, los datos son significativamente alarmantes en lo que respecta al sexo femenino. Las pruebas se realizaron a 50 personas, divididas por igual entre mujeres y hombres, de edades comprendidas entre los 21 y los 87 años. En el caso masculino, las inyecciones sólo fracasaron en un 44 por ciento, mientras que en el femenino lo hicieron en un 92 por ciento. Es decir, la inyección no logró alcanzar el músculo y surtir el efecto deseado en 23 de las 25 mujeres sometidas al test. Según O. Chan, la única solución posible es pedir a las empresas farmacéuticas que fabriquen agujas capaces de atravesar la grasa que rodea la nalga. Un médico inyecta una vacuna ABC