Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 2 12 2005 Sociedad 51 Ciencia Las aves primitivas se parecían a los dinosaurios mucho más de lo que se pensaba hasta ahora Un nuevo ejemplar de Archaeopterix tiene el cráneo y las extremidades como un terópodo J. M. N. MADRID. De dinosaurios a aves. Siguen lloviendo desde todo el mundo las evidencias que hacen de estas últimas los únicos descendientes directos de las criaturas que dominaron la Tierra durante ochenta millones de años. Y un nuevo hallazgo, publicado hoy en Science da ahora un nuevo argumento a quienes, de forma mayoritaria, opinan de esta forma. La nueva prueba llega a caballo del dinosaurio aviano (o ave dinosauriana) más famosa que existe: Archaeopterix. Un nuevo ejemplar de la que se considera la más antigua de todas las aves ha sido encontrada, en la región alemana de Baviera. Se trata de una criatura, bautizada como espécimen Thermopolis que vivió en esa región a fi- nales del Jurásico, hace ciento cincuenta millones de años. Y la novedad que aporta es que, como refuerzo de lo que se pensaba hasta el momento, Archaeopterix, la primera ave, era en realidad prácticamente indistinguible de los dinosaurios. Los ejemplares de esta especie tenían, según se ha podido comprobar en este nuevo espécimen, las patas y el cráneo igual que los dinosaurios terópodos, el mismo grupo al que pertenecen, por ejemplo, los célebres y cinematográficos velocirraptores. Este nuevo ejemplar de Archaeopterix, cuya imagen aparece a la derecha, proporciona a los paleontólogos importantes detalles sobre las extremidades inferiores de estas criaturas que no habían podido verse en otros fósiles. En la imagen, el nuevo ejemplar de Archaeopterix ABC