Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
26 JUEVES 1 12 2005 ABC Internacional Merkel se propone devolver a Alemania su liderazgo económico mundial Afirma que no cederá ante el chantaje en el secuestro de una ciudadana germana en Irak b Recorte de gastos laborales, flexibilización de contratos y elevación de la edad de jubilación son algunas de las medidas de choque propuestas para salir de la crisis RAMIRO VILLAPADIERNA CORRESPONSAL BERLÍN. Siete veces habló de libertad ayer Angela Merkel, quien en su primer discurso como canciller ante el Bundestag advirtió de que el terrorismo que ha secuestrado a una cooperante alemana va dirigido directamente contra todo lo que nos importa, libertad, tolerancia, respeto a la dignidad: contra todo nuestro sistema de valores El Gobierno federal, dijo, no se dejará extorsionar Los secuestradores han exigido a Berlín- -que se distanció de la guerra de Irak y que tampoco tiene tropas en Olvidar las viejas batallas con Estados Unidos R. V. BERLÍN. Merkel no tuvo reparos en agradecer a su antecesor socialdemócrata, Gerhard Schröder, las dolorosas reformas emprendidas, pero en cuanto a la acritud con EE. UU. apuntó un giro: Aquellas batallas pertenecen al pasado dijo en referencia a la activa oposición de Schröder a los planes norteamericanos de guerra en Irak. Después de esto agregó que su Gobierno trabajará denodadamente por lograr una estrecha relación, abierta, honesta y de confianza, en la alianza trasatlántica Dijo que Europa debería ser un socio seguro de sí mismo en su relación con EE. UU Y tras la visita a Washington de su ministro de Exteriores, FrankWalter Steinmeier, afirmó que éste ha recibido garantías de que EE. UU. se toma en serio las preocupaciones europeas y pronto aclarará las recientes informaciones sobre la CIA ese país- -que deje de cooperar con las nuevas instituciones iraquíes y amenazan con asesinar a la arqueóloga Susanne Osthoff si no se hace así. El suceso ha metido de improviso la lejana guerra en casa de los alemanes y, en especial, en el acto inaugural de Merkel, quien comanda un Gobierno de integración de los antes enfrentados democristianos y socialdemócratas. El octavo ocupante de la Cancillería recabó buenas opiniones en una intervención en la que habló de su experiencia de la libertad tras una vida tutelada como ciudadana de un régimen socialista (la antigua RDA) Vivir mi libertad fue la mayor sorpresa de mi vida Equiparando el término con estímulo y atrevimiento, la libertad de Merkel se alejaba de la manejada por un discurso neoliberal occidental, al tiempo que revelaba una incardinación oriental más cercana de Havel o Sajarov- -libertad frente a control- -que de Margaret Thatcher. Pero atacó igualmente la perpleja melancolía germano- occidental de un tiempo mejor: Tampoco la RFA era el paraíso que hoy algunos gustan rememorar añadió. Un duro diagnóstico Sonando a veces churchilliana y celebrada por algún comentarista como auténtica nieta de Willy Brandt -el padre de la Ostpolitik- -más que como mera alumna de Kohl, Merkel se dijo presta a actuar y a recibir los palos necesarios y no se engañó en cuanto al grado de estancamiento: Nuestro crecimiento no suelta amarras, nuestro endeudamiento ha alcanzado niveles alarmantes, la equiparación de los Länder del Este se detuvo hace años Tampoco fue suave en sus exigencias al ciudadano para salir de la espiral de endeudamiento y del 11 por ciento de paro: recorte de gastos laborales, flexibilización de contratos y elevación de la edad de jubilación: Sabemos que pedimos mucho de vosotros, pero sabemos que esperáis claramente algo a cambio y aseguró que una gran coalición como la que preside tendría una oportunidad única de aportar soluciones si sabe cooperar Mientras, los liberales (FDP) criticaron que la gran coalición une visiones democristianas y socialdemócratas diametralmente opuestas y representa una componenda que sortea los Angela Merkel, durante su intervención ayer ante el Bundestag problemas fundamentales; pero Merkel insistió en que el suyo es un Gobierno de acción y ello supone recibir algunos golpes Pero demostraremos algo- -dijo- que Alemania es un país lleno de posibilidades La nueva canciller se ha visto forzada a empezar su discurso en términos de política exterior, aunque reconoce que será juzgada por su capacidad de mejorar el bolsillo y el declinante poder de compra de los alemanes, como le dijo Gregor Gysi (PDS, ex comunistas) Pero Merkel citó sin ambages la crisis que sufre actualmente la Unión Europea: Tenemos que encararla, y no sólo entre los países grandes, sino con los pequeños, y creo que Alemania, por estar en el centro, debería mediar entre nuevos y viejos miembros. También recordó a Turquía que su candidatura a la UE no está automáticamente asegurada. Censuró como inaceptables las amenazas de Irán a Israel. Con este país Alemania ha contraído un compromiso especial recordó, tras lo que insistió en el derecho de este Estado a existir libre del terror al igual que los palestinos. Irán debe saber que no aceptaremos tales conductas afirmó. Acerca de lo cual el ministro de Exteriores, Frank- Walter Steinmeier, recordó que La canciller consideró inaceptables las amenazas iraníes a Israel y dijo que no hay plenas garantías de que Turquía estará en la UE