Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 Nacional MIÉRCOLES 30 11 2005 ABC Zapatero fracasa en el intento de potenciar su imagen exterior en las cumbres de Salamanca y Barcelona Moratinos se vio contra las cuerdas en la reunión euromeditérranea presidente del Gobierno por los asuntos internacionales y las diferencias entre los titulares de Exteriores y Defensa lastran la política exterior LUIS AYLLÓN MADRID. Los resultados alcanzados en la Cumbre Euromediterránea de Barcelona han puesto de relieve una vez más que no es precisamente la política exterior la que está dando más alegrías al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. Al contrario, el jefe del Ejecutivo no gana para disgustos. La reunión para conmemorar el décimo aniversario de la puesta en marcha del Proceso de Barcelona era, junto a la Cumbre Iberoamericana celebrada en Salamanca a mediados de octubre, la gran esperanza de Zapatero para tratar de ganar algo de prestigio en la esfera internacional. Ambas citas, marcadas por la polémica, se han saldado con unos resultados bastante pobres y han puesto de relieve que el presidente del Gobierno no se siente cómodo en reuniones internacionales. La alusión de su principal asesor en política internacional, Carlos Casajuana- -captadas por un micrófono indiscreto- a la marcha de las negociaciones para alcanzar un acuerdo en Barcelona, reflejan que Zapatero delega mucho en materia de política exterior, alb La falta de interés del El Congreso ratificará a los embajadores MADRID. El ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, adelantó ayer a los diputados una propuesta para que los embajadores sean ratificados por la Comisión de Asuntos Exteriores del Congreso, según informó un portavoz de departamento. De concretarse esta medida en la próxima reforma del Servicio Exterior, las ratificaciones en la Cámara Baja de los embajadores que pretenda designar el Gobierno seguirían en parte el ejemplo de Estados Unidos, donde los representantes diplomáticos nombrados por la Casa Blanca deben ser confirmados primero por la Comisión de Exteriores del Senado y luego por el pleno. El jefe de la diplomacia española planteó otras líneas posibles de actuación durante su comparecencia a puerta cerrada ante la Subcomisión de Exteriores del Congreso. Entre ellas destaca el compromiso con un mayor papel de la mujer en el Servicio Exterior. go que no hacían sus predecesores Felipe González y José María Aznar. En el caso de la Cumbre Euromediterránea, el presidente del Gobierno dejó manos libres a Miguel Ángel Moratinos, fiado de su conocimiento de la zona y de sus buenas relaciones con los árabes. El ministro de Asuntos Exteriores se movió por la región sin contar con el apoyo que esperaba de una gira protagonizada por Zapatero. Éste encontró razones para no desplazarse a Oriente Próximo, algo que parecía lógico si se quería hacer de la reunión de Barcelona un gran acontecimiento con jefes de Estado y de Gobierno. Horas difíciles No es seguro que Zapatero hubiera conseguido que viajaran a la Ciudad Condal los líderes árabes que finalmente le dieron la espalda, pero lo que sí es real es que la ausencia de esos mandatarios puso al Gobierno muy nervioso. Sobre todo, a Moratinos, que pasó el domingo uno de los peores días de su vida ante la amenaza de ruina de la Cumbre. Mientras desde algunas instancias de La Moncloa se culpaba sin tapujos al ministro de lo que estaba sucediendo, el titular de Exteriores asumía honestamente su responsabilidad ante un grupo de periodistas, al tiempo que realizaba un último esfuerzo para evitar el hundimiento de la Cumbre y el suyo propio. Por ello, al día siguiente, después de haber logrado un acuerdo de mínimos que al Gobierno le parece un hecho sin precedentes Moratinos se encontraba exultante. El ministro es consciente de que, a pesar de contar con el respaldo personal de Zapatero, su posición en el Gobierno no es de las más fuertes, dados sus escasos apoyos dentro del partido.