Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
62 MARTES 29 11 2005 ABC Cultura y espectáculos Una muestra rastrea la huella de Caravaggio en Velázquez y el naturalismo sevillano Los Duques de Lugo inauguran hoy la exposición en el antiguo Hospital de los Venerables Velázquez. El primer naturalismo en Sevilla organizada por la Fundación FocusAbengoa, incluye cuadros nunca vistos antes en España JESÚS ÁLVAREZ SEVILLA. Sesenta y dos cuadros de diferentes artistas de finales del siglo XVI y la primera mitad del siglo XVII, y que reflejan, por un lado, la historia de la Sevilla de principios del XVII y, por otro, el golpe de mano en la historia de la pintura universal que se disponía a perpetrar un joven sevillano llamado Diego de Velázquez, constituyen la magna exposición que desde hoy podrá verse en la sede de la Fundación Focus- Abengoa. Estos lienzos de autores como Velázquez, Caravaggio, Herrera el Viejo, Alonso Cano, José de Ribera, Pacheco, Tristán, Borgianni, Bartolomeo Cavarozzi o Artemisia Gentileschi llegan a la capital andaluza después de casi dos años de preparativos e intensas gestiones que lograron, entre otras cosas, que la National Gallery de Londres concediera el pasaporte por vez primera a uno de sus cuadros más emblemáticos, La Adoración de los pastores o la Bob Jones University dejara salir de su valiosa colección a Santa Catalina predicando a la familia de San Buenaventura de Herrera el Viejo; o el Chicago Art Institute concediera el visado temporal para su San Juan Bautista de Alonso Cano, que nunca antes se habían visto fuera de sus museos. b De Herrera a Helicópteros y cajas de 350 kilos por lienzo Aunque ningún responsable de Focus- Abengoa ha querido cuantificar el tiempo o el dinero que ha costado traer al Hospital de los Venerables estos 62 cuadros, prestados por algunos de los principales museos del mundo, el traslado de las obras a la sede de la Fundación sevillana se ha realizado durante los últimos diez días entre helicópteros de escolta y grandes medidas de seguridad. Uno de los cuadros estrella de la muestra, David vencedor de Goliat de Caravaggio, salió del Museo del Prado, propietario de la obra, con escolta aérea de un helicóptero. De un modo parecido salió de Londres otro de los cuadros emblemáticos de la exposición, nunca visto antes en España ni en ningún otro lugar del mundo desde que lo adquirió la National Gallery de Londres, La Adoración de los pastores que figura actualmente como de autor anónimo, aunque fue atribuido inicialmente a Velázquez y que los comisarios de la exposición no descartan que pudiera ser de Alonso Cano. El lienzo, posiblemente el más espectacular de cuantos se exponen desde hoy en Focus, mide 2,28 metros por 1,64 metros y fue transportado desde Londres en una no menos espectacular caja, cuyo peso rondaba los 350 kilos. Un visitante admira La Adoración de los pastores de la National Gallery teramente las evidentes relaciones entre el joven sevillano y la producción temprana de José de Ribera y para iluminar ésa y otras influencias menos conocidas idearon esta exposición. En ella se incluyen una serie de obras maestras de la pintura, salidas de la paleta de una generación de pintores sevillanos, Velázquez entre ellos, en quienes ya había prendido la semilla del realismo, a partir del cual contribuirán a la modernidad de la pintura. La exposición se distribuye en tres salas. La primera acoge obras de arte representativas de la pintura que se hacía en Sevilla en el inicio de 1600, cuadros de marcado carácter manierista, que se nutren de los dos modelos de pintura de difusión internacional: el italiano y el flamenco, con obras, entre otros, de Juan de Roelas y Francisco Herrera el Viejo, que no pueden ser calificados aún de naturalistas pero que ya han logrado alejarse de las formas arcaizantes propias de contemporáneos suyos como Alonso Vázquez o Francisco Pacheco. En la segunda sala de la exposición se puede visualizar la llegada a Sevilla de obras o copias de Caravaggio y sus seguidores que conmocionaron a la mayoría de los pintores sevillanos de la época, principalmente por su fidelidad al natural y la utilización de las luces como recurso para subrayar el volumen de los cuerpos recortados sobre un fondo oscuro. En algunas de sus composiciones juveniles se puede ver cómo Velázquez funde ese impacto tenebrista y la luz caravaggista. En la tercera sala se recoge la obra de los maestros sevillanos de la generación nacida en el umbral de 1600, como Velázquez, Zurbarán o Alonso Cano. Nuevas atribuciones Uno de los cuadros más importantes, el San Juan Bautista de Velázquez joven, procedente del Art Institute of Chicago y nunca visto antes en España, volverá a tierras norteamericanas como si fuera del granadino Alonso Cano, también joven. Pérez Sánchez justifica esta nueva atribución en virtud del riguroso estudio técnico realizado y que descarta que fuera el genio sevillano su autor, como se creía. Sobre la cuestión de las atribuciones habla aquí La Adoración de los pastores espectacular cuadro propiedad de la National Gallery de Londres, que fue atribuido también a Velázquez, a Murillo e incluso a Alonso Cano y que figura ahora como de autor anónimo posiblemente de un pintor flamenco que trabajara en Sevilla por esas fechas, según Pérez Sánchez. Otro cuadro de Velázquez al que los comisarios le han retirado la atribución en Focus es San Pedro penitente propiedad de un museo de Kansas. Otro de los hallazgos que los comisa- Explicar al genio sevillano El objetivo de reunir en una única exposición a pintores de la escuela sevillana, la italiana y la flamenca de los siglos XVI y XVII responde al objetivo de sus dos comisarios, Alfonso Pérez Sánchez, director honorario del Museo del Prado, y Benito Navarrete, profesor de la Universidad de Alcalá de Henares, de demostrar lo que hasta ahora ninguna otra exposición sobre Velázquez había explicado de forma definitiva: la influencia de las novedades venidas de Italia y del realismo por el natural de Caravaggio en la obra del genio sevillano y su entorno. Pérez Sánchez y Navarrete consideran que en las celebraciones del centenario de nacimiento de Velázquez fueron ignoradas en- Se exhiben joyas de Velázquez, Caravaggio, Ribera, Alonso Cano, Cavarozzi o Gentileschi II, entre otros maestros La National Gallery ha dejado salir, por primera vez, La Adoración de los pastores