Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 28 11 2005 79 Las jubilaciones parciales amenazan la salud financiera de la Seguridad Social BBVA y Santander ganarán este año en América más de 1.800 millones de euros cada uno dad de la operación económica pero que también avisa que no renunciará a aprovechar la carga política de la misma. Sobre todo cuando las encuestas les son más favorables que nunca, y cuando parece que más se tambalea el apoyo de ERC al Gobierno. La decisión de La Caixa en este minuto es que Gas Natural gane la opa, aunque haya que subir el precio o elevar el pago en metálico y reducir el de acciones, lo que por ahora no parece muy necesario según las cotizaciones bursátiles. No obstante, la entidad tiene muy claro que ganar no significa humillar al vencido y está dispuesta a ser generosa, incluso rebajando algunas de sus pretensiones iniciales. Es lo que ya se conoce como plan B que no es otra cosa que los cambios que habrá que hacer en la oferta inicial para que de hostil se torne en amistosa y que hasta podrían afectar ligeramente a las propuestas de sedes sociales que tanta polvareda política levantaron en un principio. Pero todavía no ha llegado ese momento, que se calcula llegará cuando el principal accionista de Endesa con un 9 Caja Madrid, tenga que decidir si vende con fuertes plusvalías o se queda en el proyecto. Será entonces, según las fuentes consultadas, cuando desde La Caixa se intentará obrar el milagro de convencer al presidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, para que se siente a negociar, cosa que hasta ahora no ha hecho alegando que es miembro del consejo de Endesa que ha rechazado la opa hostil. Cruce de participaciones en el sector energético Gas Natural Repsol YPF 31 Caixa Cataluña 3 %34 %3 12,5 %5 Endesa 9 Caja Madrid 3 Sepi La Caixa BBVA 2 %3,6 6 Endesa recurre en Luxemburgo la decisión de Bruselas sobre la opa A. L. D. MADRID. La correosa y efectiva defensa del equipo de Endesa que lidera Manuel Pizarro, primero con la Constitución en la mano proclamando su derecho a defenderse, y luego con los números de la empresa prometiendo dividendos astronómicos, ha logrado comprometer a muchas fuerzas políticas y mediáticas en el apoyo a Endesa, para desgracia de La Caixa. Pizarro ha quemado las naves. Ha declarado que nunca trabajaré para La Caixa y ha recordado que yo no soy Alfonso Cortina en referencia al ex presidente de Repsol, al que La Caixa forzó a dimitir y, tras indemnizarle con más de 17 millones, le hizo presidente de su filial Colonial. Hasta ahora, las batallas se han sucedido en todos los puntos donde ha recalado la opa y se esperan más. De hecho, la eléctrica recurrirá hoy mismo ante el Tribunal de Justicia de Luxemburgo la resolución de Bruselas que deja el estudio de la opa en manos de las autoridades españolas. Una controvertida decisión que provocó una intensa escaramuza con el presidente de la CE, Durao Barroso, muy próximo a Aznar, presionando a la comisaria de Competencia, Nelie Kroes, para que la CE estudiase la opa. Y por el contrario, el Gobierno español con sus terminales en Bruselas, como Almunia, haciendo lo contrario. Y las guerras han seguido después de que Kroes decidirá con un retraso de más de dos meses, como han sido el affaire de la cena Barroso- Zapatero y hasta la deriva de la opa en la negociación de fondos europeos, denuncia que el PP ha dejado caer y que Zapatero rechaza. Faltan más capítulos, como que el consejero delegado de Gas Natural, Rafael Villaseca, haya sido presidente de la Gisa catalana, o la batalla que está a punto de abrirse en la SEC norteamericana... 1,6 Repsol YPF Iberdrola Infografía ABC La nueva prueba del Gran Hermano Muchos catalanes viven en una casa que les ha vendido Colonial y cuyo crédito les ha sido concedido por La Caixa o el Sabadell. Cuando abren el grifo pagan a Aguas de Barcelona (Agbar) igual que cuando pasan la ITV del coche. Cuando abren la llave del gas, es Gas Natural quien cobra. Y cuando van por la autopista a veces tienen que pagar un peaje a la concesionaria Abertis. Muchas veces paran a poner gasolina en Repsol. También pueden pasar una agradable tarde con su familia en Port Aventura. Todas son compañías que controla La Caixa, que ahora con la opa sobre Endesa, también aspira a cobrar algo cuando en media España (y por supuesto en toda Cataluña, que eso es Fecsa) se encienda el interruptor de la luz. Es mucho poder, aunque esté bien gestionado y recuerda al Gran Hermano de George Orwell, que por cierto tuvo que salir por piernas de Barcelona durante la guerra civil por trostkista. Buscar la concertación territorial Los argumentos de La Caixa a los que puede ser accesible la entidad madrileña, y por ende el Gobierno de Esperanza Aguirre, se referirán precisamente a la necesidad de crear una mayor concertación territorial en España en base a las empresas en las que participan ambas entidades. La Caixa es propietaria del mayor grupo industrial español, con participaciones valoradas en cerca de 20.000 millones. Su presencia abarca casi todos los sectores estratégicos, petróleo, energía, infraestructuras, telecos agua y gas; pero las nuevas normativas contables, a diferencia de lo que pasaba hasta ahora, penalizan la inversión industrial de las cajas. Caja Madrid también posee un grupo industrial de cierto relieve. También apelará la entidad catalana a la defensa del modelo de cajas y a la necesidad de mantener la independencia de los gestores del poder político, incluidos los peligros derivados de Un riguroso plan de comunicación y actuaciones internas intentan frenar la campaña hostil El damnificado de una aproximación entre Caixa y Caja Madrid puede ser el acuerdo de Gas Natural e Iberdrola los posibles estatutos intervencionistas en más regiones. La caja catalana prometerá también ser generosa con muchas de las personas que se han resistido con más fuerza a la opa. El gran damnificado de un hipotético acuerdo entre La Caixa y Caja Madrid, en paralelo al desarrollo de la opa, sería el acuerdo de venta de activos que Gas Natural tiene con Iberdrola, extremo que, sin embargo, rechaza la caja catalana. Para Endesa, el traidor en esta opa es Iberdrola, mucho más que Gas Natural o La Caixa. Este acuerdo entre Iberdrola y Gas Natural dependerá en primer término de la decisión del Tribunal de Defensa de la Competencia (TDC) que se espera a primeros de enero, y en segundo lugar de Solbes y del Consejo de Ministros, justo lo que quería evitar Endesa forzando que la opa la estudiase Bruselas.