Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
46 Madrid DOMINGO 27 11 2005 ABC CAPITALIN S AÑAS A LA ANTIGUA USANZA, EN EL RASTRILLO La jornada de ayer del mercadillo dio para mucho y mientras Cuqui Fierro hacía su donación a Nuevo Futuro, el torero Javier Conde era galardonado por La Parrala TEXTO: AIDA FERNÁNDEZ L os más pequeños suelen ser los más solidarios porque no reparan en lo que dan. Ayer por la mañana, ellos fueron lo protagonistas indiscutibles en el tradicional desfile de añas que la Asociación Católica Internacional de Servicio a la Juventud de Cáceres (ACISJF) organiza cada año en El Rastrillo. Ana María Marzal Fuentes, presidenta de la Fundación, y Corazón Rosado Durán, directora de Servicios Sociales, ultimaban todos los preparativos con unas coquetas niñas a las que no les faltaba detalle- -delantales almidonados, pendientes de bolas, moños- La Condesa de Canilleros- -también en el puesto a pesar de su esguince- -animaba a alguna remolona que entre lloros se negaba a desfilar con el resto. Orgullosas madres como Beatriz de Jaraíz- -cuya hija, Marta Graullera, iba ataviada como las amas de cría de hace 60 años- -daban instrucciones a sus pequeñas para que se comportaran y posaran como señoritas. Esta Asociación extremeña tiene como objetivo dar un techo a las jóvenes sin hogar así como a las inmigrantes embarazadas o con con niños pequeños. Además, para las mayores de 18 años, la Fundación ha creado una casa semiautónoma, para que ellas mismas puedan construirse un proyecto de vida. Por otro lado, también madrugando, en la firma de libros se encontraba Ágatha Pequeñas solidarias desfilaron vestidas de amas de cría de hace 60 años FOTO: JUAN MUÑOZ En la foto de la izquierda, Corazón Rosado Durán, Ana María Marzal Fuentes, Concepción Carrasco Gimeno, Condesa de Canilleros y María Jesús Calzada. A la derecha, José Luis, María Zurita y Lucio Ruiz de la Prada- -que todos los años tiene un stand en este mercadillo- -con su biografía, y anunciando el próximo estreno de una obra de teatro, Alicia en el Conde Duque de Madrid, cuya recaudación también irá a parar a Nuevo Futuro, Fundación que lleva 37 años organizando este Rastrillo. Se notaba que era sábado, porque según se acercaba la hora de comer los pasillos se iban llenando de visitantes de todas las edades que habían aprovechado para almorzar en uno de los múltiples restaurantes con los que cuenta este mercadillo. La Parrala fue sin duda el que atrajo las miradas de más curiosos, ya que otorgaba al torero Javier Conde el XVII Trofeo Taurino. Junto al maestro se encontraban Mónica Blanc Doujon, Matilde Pérez de Herrasti, presidenta de Nuevo Futuro Madrid, y la Condesa de Asalto, que no dudaron en aplaudir al diestro cuando Paco Prado y Regina Álvarez Espejo le hicieron entrega de su galardón. Es mi oportunidad para poner mi granito de arena agradeció el guapo torero, que prometió regresar en los próximos días acompañado de su esposa, la cantaora Estrella Morente. Recorriendo los puestos se encontraban los restauradores Lucio y José Luis, cuando se cruzaron con María Zurita, que tampoco se quiso perder el mercadillo en la fría mañana de ayer. Poco antes, Cuqui Fierro- -en lo que viene ya siendo una tradición- -hizo entrega de una donación para Nuevo Futuro a Carmen Tartiere, vicepresidenta nacional de la Fundación, y Fuencisla Pombo, directora del Rastrillo. Y quien no podía dejar de colaborar en una causa en la que los niños son los beneficiarios era el Defensor del Menor de la Comunidad de Madrid, Pedro Núñez Morgades, que apareció tan sonriente como siempre, acompañado de Manuel José Rodríguez. Mientras todos comían, y cuando los pasillos parecían apaciguarse un poco, llegaba Fernando Martínez de Irujo levantando gran expectación- -sobre todo entre la prensa- Otro de los esperados- -porque nunca acababa de llegar- -fue Miguel Ángel Muñoz, de Upa Dance, que también atrajo muchas miradas entre los visitantes. Ya por la tarde, mientras unos se retiraban a reposar la comida, otros rostros conocidos como Máximo Valverde o Rafi y Marián Camino- -la familia entera siempre colabora mucho con esta causa- -llegaban para aprovechar la tarde. Pero nadie como Cari Lapique, que además de darse una vuelta por los puestos y colaborar como hace el resto, optó por echar una mano en el puesto del Padre Garralda. Y es que en El Rastrillo, y en fin de semana, todas las manos son pocas. A ver que nos depara, hoy domingo, este Pabellón de La Pipa.