Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 DOMINGO 27 11 2005 ABC Internacional Buteflika es trasladado a París por una afección intestinal ABC ARGEL. El presidente argelino, Abdelaziz Buteflika, fue trasladado ayer a París para su ingreso en un centro sanitario a causa de problemas gastrointestinales, según una nota hecha pública por su oficina. Sus portavoces señalaron que Buteflika, de 68 años de edad, fue examinado antes en un hospital de Argel y los doctores decidieron que era necesario realizar un examen en profundidad para el que la sanidad argelina carece de material apropiado. El comunicado explica asimismo que los médicos que le trataron en Argelia no creyeron que la condición del presidente deba ser fuente de preocupación aunque la nota no especifica el diagnóstico emitido por sus doctores habituales. El jefe del Estado argelino, que fue reelegido para un segundo mandato por amplia mayoría en las presidenciales de abril de 2003, era esperado hoy en Barcelona, ya que había confirmado su asistencia a la Cumbre Euromediterránea que conmemora el décimo aniversario del proceso de acercamiento entre las dos riberas del Mare Nostrum. Su ausencia, forzada por razones de salud, se suma a la de varios mandatarios árabes que han declinado la invitación. Militantes de Intermon Oxfam escenificaban en Barcelona el levantamiento de barreras en una Europa fortaleza YOLANDA CARDO CUMBRE EUROMEDITERRÁNEA La falta de acuerdo sobre el Código de Conducta Antiterrorista se alza como principal escollo en Barcelona Treinta países acuden a la conmemoración de los diez años del proceso sur del Mediterráneo podrían contar en breve con una línea financiera de 1.500 millones de euros del Banco Europeo de Inversiones LUIS AYLLÓN PALMA DE MALLORCA. La falta de entendimiento entre los países occidentales y buena parte de los Estados árabes para llegar a una definición del terrorismo está en la base de las dificultades para que la Cumbre Euromediterránea, que hoy comienza en Barcelona, adopte un Código de Conducta Antiterrorista. La reunión con la que se conmemora el décimo aniversario del comienzo del proceso de acercamiento entre las dos riberas del Mediterráneo, abierto también en la Ciudad Condal en 1995, contará con la presencia de la práctica totalidad de los máximos gobernantes europeos, pero con notables ausencias de líderes árabes. El Gobierno, que ha preparado la cumbre conjuntamente con la presidencia británica de la UE, ha puesto grandes esperanzas en la reunión para b Los países de la ribera reforzar la colaboración entre los dos bloques, pero los vecinos del sur no parecen estar tan interesados en ello como hace diez años, a pesar de que cada vez son más los problemas que afectan tanto a europeos como a árabes. Entre ellos destacan la inmigración y el terrorismo, fenómeno éste que ha golpeado no sólo a países occidentales sino también a otros que forman parte del proceso como Marruecos, Jordania o Egipto. El deseo español y británico sería que se llegara a establecer un Código de Conducta Antiterrorista aceptado por todos, pero ello choca con el problema de definir qué es terrorismo, algo que ya se ha planteado en el seno de la ONU y que tampoco ha tenido una respuesta clara. Movimientos de resistencia Todo el mundo puede estar de acuerdo en qué es un acto terrorista, pero para algunos países como Siria, por ejemplo, no se debería llamar terroristas a quienes militan en lo que consideran movimientos de resistencia. De hecho, hace sólo un par de días el secretario general de la Liga Árabe, Amro Musa, declaró en Barcelona que no se puede vincular terrorismo y resistencia y agregó que no podemos decir a los habitantes de un país ocupado por fuerzas extranjeras que no hagan nada para defenderse o serían considerados terroristas Aunque desde el Gobierno se reconoce que existen, por tanto, serias dificultades para llegar a un acuerdo en este punto, se confía en que se pueda alcanzar algún tipo de compromiso y que sea posible crear un espacio euromediterráneo de seguridad y justicia, como una nueva pata del proceso, asentado hasta ahora en los pilares político, económico y cultural. En cuanto a la inmigración, la delegación española, con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, al frente, hará especial hincapié en que aumenten los fondos destinados a favorecer el desarrollo de los países del sur y a regular los movimientos migratorios. Se espera, así, que se acuerde la concesión por el Banco Europeo de Inversiones de una línea financiera de unos 1.500 millones de euros, a la espera de que sean aprobadas las nuevas Perspectivas Financieras de la UE para el periodo 2007- 2013, que incluirán una dotación para la Nueva Política de Vecindad de la que han de favorecerse los vecinos mediterráneos. Creación de una secretaría Zapatero también aspira a que se cree una secretaria general euromediterránea, similar a la Secretaria General Iberoamericana que se acaba de poner en marcha. La cumbre comenzará hoy con una reunión sobre la Alianza de Civilizaciones, cuyo grupo de alto nivel habrá echado a andar horas antes en Palma de Mallorca, y seguirá con una cena ofrecida por Su Majestad el Rey a los participantes. Hasta la tarde de ayer, se preveía la asistencia de la gran mayoría de gobernantes europeos, pero también numerosas ausencias de los de la ribera sur. En total habrá representantes de una treintena de países. Desde el Gobierno se reconocen serias dificultades pero se confía en alcanzar un compromiso