Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
94 Economía SÁBADO 26 11 2005 ABC La SEPI quiere privatizar juntos los astilleros de Gijón y Sestao b Ayer concluyó el plazo fijado por el holding público para recibir las ofertas no vinculantes, interesadas en la compra de los cuatro centros de construcción naval A. P. M. L. MADRID. La Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) quiere privatizar de forma conjunta los activos de los astilleros civiles de Juliana (Gijón) y La Naval de Sestao (Vizcaya) según informan fuentes próximas al proceso de venta. Mediante la creación de un sólo lote se pretende facilitar la enajenación al sector privado de estos dos centros de Izar, que están especializados respectivamente en la construcción de buques quimiqueros y gaseros. Precisamente ayer concluyó el plazo fijado por la SEPI para que las empresas o grupos interesados presentasen sus ofertas de carácter no vinculante por los astilleros de Sevilla, la fábrica de motores de Manises (Valencia) y los dos citados. La SEPI informará el próximo martes a la Comisión de Seguimiento del plan de viabilidad, en la que están presentes los sindicatos, sobre el número de ofertas recibidas al término del proceso. A falta de confirmación oficial, se da por hecho que ninguna empresa ha presentado una oferta conjunta por los cuatro centros de trabajo, tal y como acordaron la SEPI y las centrales sindicales mayoritarias de Izar a finales de diciembre de 2004. Entre las empresas que podrían estar interesadas en participar en la privatización de los cuatro astilleros públicos figuran Construcciones Navales del Norte, Astilleros de Huelga, Ros Casares, grupo Boluda, Astilleros Murueta, Astilleros Zamakona, Naviera Aznar e Ingelectric. Un grupo de trabajadores lee un manifiesto en la proximidades del Coliseo, ayer en Roma AP Italia se paraliza por la sexta huelga general contra el Gobierno Berlusconi The Economist compara el declive y la crisis del país con Argentina b Las orquestas de Roma, Floren- cia, Palermo, Trieste y Venecia amenizaron la jornada con el Réquiem de Verdi, mientras que la de Bolonia tocó el de Brahms JUAN VICENTE BOO. CORRESPONSAL ROMA. El escalofriante Réquiem de Mozart- -esta vez por la economía italiana- -puso ayer punto final en Turín, Nápoles y Verona a la sexta huelga general contra el Gobierno Berlusconi, que volvió a paralizar Italia. Las orquestas de Roma, Florencia, Palermo, Trieste y Venecia interpretaron, en cambio, el Réquiem de Verdi, mientras que la de Bolonia escogió el de Brahms. El elemento musical fue la mayor novedad de una jornada de huelga en todo el país, que Silvio Berlusconi califi- có de absolutamente inútil, pues forma parte de un rito desgastado que ya no tiene ningún efecto Es cierto que sus consecuencias políticas serán muy limitadas, pero el efecto sobre la vida de los ciudadanos se notó vigorosamente, puesto que el sector de transporte siempre participa de modo masivo, dejando al país sin aviones, trenes y autobuses, lo cual supone una parálisis forzada incluso para mucha gente que preferiría ir a trabajar. Como siempre, el baile de cifras fue amplísimo. En Fiat, por ejemplo, participó en la huelga el 80 del personal, según los sindicatos, y el 18 según la dirección. Las tres grandes centrales sindicales- -CGIL, CISL y UIL- -calificaron la huelga de imponente y extraordinaria con un seguimiento del 80 al 90 mientras que el Gobierno afirmó que el nivel de adhesión ha sido bajo Si bien es cierto que una huelga general tiene en Italia menos impacto político que en otros países, debido a su carácter repetitivo, el parón de ayer contra los presupuestos restrictivos de 2006 refleja el malestar con el Gobierno de Berlusconi, y el hecho de que la economía ha entrado en recesión al final del mandato del presidente- empresario como gusta definirse. En un informe sobre Italia, presentado ayer en Roma, The Economist señala que su crecimiento económico medio ha sido el mas lento de la Unión Europea en los últimos 15 años, y se empiezan a hacer sentir los efectos de esa decadencia El semanario advierte que Italia corre el riesgo de seguir los pasos de Argentina, entrando en un rápido declive autoalimentado, puesto que ni el Gobierno ni la oposición están dispuestos a aplicar la terapia de choque que es ya imprescindible. El Instituto de Empresa reúne a mil directivos de 25 países LAURA PERAITA MADRID. Bajo el título Cómo crear valor se celebró ayer la Conferencia Anual de Antiguos Alumnos del Instituto de Empresa, a la que aisitieron mil directivos y prestigiosos ponentes como Mario Armero, presidente de General Electric, quien consideró que la estrategia para crear valor se basa en la innovación, el nuevo liderazgo y la globalización y, además, declaró su compromiso de ser la compañía de mayor crecimiento en el siglo XXI. En su intervención, Luis Alberto SalazarSimpson Bos, presidente de Auna, ma- nifestó que no se pueden vender más móviles a una misma persona, pero sí nuevos servicios y aplicaciones, lo que pasa por una clara apuesta por la innovación, y añadió el gran valor del capital humano en la compañía. El acelerador del crecimiento para el consejero delegado P G, Juan Pedro Hernández, reside en ofrecer nuevos productos y fidelizar clientes. Entre otros, completaron las ponencias el consejero delegado de Indra, el presidente de Ericsson, docentes del Instituto de Empresa y su presidente, Diego del Alcázar. Los ponentes analizaron el crecimiento para clientes, accionistas y sociedad SIGEFREDO