Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 26 11 2005 29 La Cumbre de Barcelona se ve devaluada por la escasa presencia de jefes de Estado y de Gobierno árabes El vertido tóxico en China agrava sus efectos por la congelación de las aguas del río Songhua Los sondeos dan vencedor al Partido Kadima, de Ariel Sharón ABC JERUSALÉN. Los sondeos sobre intención de voto entre los israelíes para las legislativas del 28 de marzo pronostican una victoria de Ariel Sharón al frente de su Partido Kadima (Adelante) que obtendría 34 de los 120 escaños de la Kneset, seguido por el Partido Laborista (PL) liderado por el sindicalista Amir Peretz, que alcanzaría 28 parlamentarios. El sondeo de la empresa independiente Teleséker, el segundo desde que el lunes pasado Sharón abandonara el Likud, pronostica una severa derrota para este bloque derechista, presidido por Benjamín Netanyahu, que lograría sólo 13 escaños. La Explanada de las Mezquitas, con el Domo de la Roca y Al Aqsa, corazón de la tercera Ciudad Santa para los árabes AP La UE acusa en un informe secreto a Israel de anexionarse Jerusalén oriental Europa asegura que Tel Aviv hace muy difícil la solución de dos Estados b La publicación del texto, que niega que Jerusalén sea la capital eterna e indivisible de Israel, fue vetada para que no coincidiera con la apertura del paso de Rafah J. CIERCO RAFAH (GAZA) Una patada en la espinilla. Esa es, a buen seguro, la sensación de Israel tras haber conocido el contenido de un informe secreto realizado por los cónsules europeos en Jerusalén sobre la política de Tel Aviv respecto a la Ciudad Santa. Cuando mejor parecían estar las relaciones entre la UE e Israel, las conclusiones del informe- -texto de consulta de 11 páginas- -vierten un jarro de agua fría en lo que sin duda ya no es una luna de miel entre dos amantes permanentemente desconfiados. En el durísimo documento, al que ha tenido acceso ABC, se señala que dicha política hebrea hace muy difícil la ansiada solución para el sempiterno conflicto de dos Estados, uno palestino, otro israelí, viviendo el uno junto al otro en paz y seguridad. De hecho, los redactores del texto, apadrinado por la presidencia británica de la UE, aseguran que dicha po- fianza. Recuperados, uno a uno, gracias a un paso al frente que no acabará con el conflicto, muy podrido en Cisjordania y en Jerusalén Oriental, pero que ayuda a destensar una cuerda casi siempre a punto de romperse. Unos comicios clave Unas elecciones en el horizonte. Las legislativas del 25 de enero. Clave para el futuro del pueblo palestino, de las relaciones con Israel, de la situación en todo Oriente Próximo. Abbas sacará sin duda partido, en los comicios, de lo vivido ayer en Rafah; de ahí la presencia nada testimonial, para amortiguar el golpe, de los dos principales líderes de Hamás, Mahmud al- Zahar e Ismail Haniyeh, sentados entre los cónsules europeos y norteamericanos que los consideran dirigentes de una organización terrorista. Un nombre. Una ceremonia. Un discurso. Y otro. Y otro. Una foto de familia. Unas manos con llagas. Unos pies agrietados. Una frontera abierta. Una Unión, la Europea. Una dignidad salvada. Un orgullo recuperado... Gaza, hoy más cerca que nunca del resto del mundo. lítica de hechos consumados (expansión de los asentamientos en Jerusalén Este y alrededores; construcción en la zona de E 1 en Maale Adumim; edificación del muro que se come grandes barrios de la Ciudad Santa) puede radicalizar a los ciudadanos palestinos de Jerusalén Oriental y provocar un estallido violento. La UE habla incluso de política deliberada de Israel, contraria a la Hoja de Ruta y a la legislación internacional, que busca la anexión completa de Jerusalén Este, ocupada desde la guerra los Seis Días, en 1967. Así, en opinión de los expertos europeos, será imposible la creación de un Estado palestino con Jerusalén Este como capital, condición imprescindible para que los palestinos acepten cualquier acuerdo de paz definitivo. Contactos con los palestinos Para dejar aún más clara su posición sobre Jerusalén oriental, el informe, que a buen seguro levantará mucha polvareda en los próximos días, sugiere a los dirigentes de la Unión y a los ministros de Exteriores de los países que la componen que retomen sus contactos con los representantes políticos palestinos en el Este de la Ciudad Santa, algo que desde antes del comienzo de la Inti- fada de Al Aqsa denunciaba Israel. De ahí, por ejemplo, el cierre en su día de la Casa de Oriente, sede semioficial de la OLP en Jerusalén, donde muchos ilustres visitantes europeos rendían cortés pleitesía a sus anfitriones palestinos, con el fallecido en Kuwait en 2000, Faisal Huseini, a la cabeza. También de ahí la amenaza, que a buen seguro sería recuperada ahora, de no recibir en la oficina del primer ministro israelí, ahora Ariel Sharón, o del jefe de la diplomacia hebrea, hoy Silván Shalom, a los ministros europeos que dieran ese paso y mantuvieran esos contactos. La UE también podría, como medida de presión, prestar asistencia jurídica y ayuda económica a los palestinos víctimas en Jerusalén Este de la demolición de sus casas, práctica que sólo en 2004 se triplicó por orden del Ayuntamiento de Jerusalén. Las autoridades municipales justifican sus demoliciones por construir los palestinos viviendas sin la autorización del ayuntamiento. Problema: salvo en contadas ocasiones- -basta desde hace meses con los dedos de una mano- esas autorizaciones nunca son concedidas a los residentes árabes y musulmanes de la Ciudad Santa, y sí en cambio a los judíos.