Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 24 11 2005 93 Deportes El contraanálisis de Heras no desvela si se dopó con EPO y el corredor pide la nulidad del proceso ASÍ JUGARON REAL MADRID Casillas: bien. Diogo: regular. Pavón: regular. Helguera: bien. Roberto Carlos: regular. Beckham: regular. Sergio Ramos: bien. Pablo García: bien. Zidane: regular. Guti: bien. Robinho: regular. Baptista: mal. Salgado: sin calificar. El entrenador: Vanderlei Luxemburgo: regular. Montó un equipo defensivo declarando al enemigo que se sentía inferior, pero sólo le valió para llegar al empate. El público le silbó el cambio de Beckham. Lo mejor: Más serios atras con la protección de dos medios centro y la buena labor de Guti llegando bien al área. Lo peor: Escasa proyección ofensiva para jugar en casa. El equipo metido muy atrás y lejos del área contraria. OLYMPIQUE DE LYON Coupet: notable. Reveillere: regular. Cris: bien. Caçapa: bien. Monsoreau: regular. TIago: regular. Diarra: bien. Juninho: notable. Govou: regular. Carew: notable. Malouda: regular. Wiltord: bien. Fred: bien. Clement: sin calificar. El entrenador. Gerard Houlier: regular. Preparó el partido para empatar y a punto estuvo de perderlo. Reaccionó bien con los cambios, pero con los hombres que tiene se le debe exigir más. Lo mejor: El buen equilibrio táctico- técnico- físico que tiene el equipo. La movilidad de Juninho y el peligro de Carew. Lo peor: Su falta de ambición, no tendrá muchas ocasiones más para ganar en el Bernabéu con tanta comodidad. se pegó a la derecha y Zidane a la izquierda, mientras que Guti era el botón que abrochaba al equipo con Robinho. Y en esa posición también se ganó el puesto el canterano. No ya porque suyo fuera el tanto que permitió a los blancos adelantarse en el marcador, sino porque suyos fueron los otros dos remates antes del descanso. Y fue él también el protagonista de una tangana espectacular. Se fue Guti a por Tiago, le colocó la cabeza en la cara y el portugués se tiró como si le hubieran pegado un tiro. El árbitro saldó la pelea con dos amarillas y acertó. A la vuelta de los vestuarios intentó el Lyon acelerar el ritmo del partido, imprimir más velocidad a su juego. Pero el Madrid se defendió con cierto orden orden, con el reiterado peligro de ceder mucho terreno. Entonces fue cuando llegaron los dos cambios antes mencionados y el taconazo de Carew que supuso el empate. El panorama cambió sustancialmente. Luxemburgo relevó a un Zidane agotado por Baptista y se ganó el abucheo generalizado cuando quitó a Beckham y metió al castigado Salgado. Gritos de ¡fuera, fuera! y monólogo del Lyon hasta el final. Los franceses se salieron con la suya. Vinieron por el empate y se lo llevaron. Además continúan sin conocer la derrota. Robinho se lamenta por su falta de acierto IGNACIO GIL Fortificarse atrás sólo le vale al Madrid para empatar con el Lyon Se adelantó con un gol de Guti, se replegó aún más y al final casi pierde ENRIQUE ORTEGO MADRID. Alardea públicamente y sin rubor de que es un ganador y no un perdedor. Su historial así lo demuestra, al menos en Brasil, y vino a España para eso, para seguir amasando títulos en el club más laureado del Viejo Continente. Pero mientras éstos se le resisten y sólo el futuro dirá si consigue alguno, lo que sí se puede asegurar realmente es que Vanderlei Luxemburgo es un superviviente puro. Se mueve sobre el alambre con destreza y aunque se balancea a derecha e izquierda nunca termina de caerse. Ayer se agarró a su cargo de forma práctica, pero el aficionado le bajó el dedo cuando empató el Lyon y quitó a Beckham para meter a Salgado. Aún así este match- ball puede haberlo superado porque, aunque el juego del equipo mantuvo la pésima línea habitual, no perdió el partido. REAL MADRID OLYMPIQUE DE LYON 1 1 Real Madrid (4- 2- 3- 1) Casillas; Diogo, Helguera, Pavón, Roberto Carlos; Sergio Ramos, Pablo García; Beckham (Salgado, m. 80) Guti, Zidane (Baptista, m. 75) y Robinho. Olympique de Lyon (4- 3- 3) Coupet; Reveillere, Cris, Caçapa, Monsoreau; Tiago, Diarra, Juninho (Clement, m. 90) Govou (Wiltord, m. 58) Carew y Malouda (Fred, m. 58) Árbitro Frank de Bleeckere (Bélgica) Mostró tarjeta amarilla a Beckham, Chris, Reveillere, Guti, Tiago, Juninho y Caçapa. Goles 1- 0. m. 40: Guti. 1- 1- m. 73: Carew. Seis por detrás del balón Incluso en momentos críticos, como era el de anoche, después del baño del Barça y ante un equipo que no conocía la derrota, reacciona con más sensatez táctica de la que demuestra habitualmente, aunque es evidente que este Real Madrid no está concebido para jugar de esa forma tan retrasada y bus- cando el contragolpe. Ayer no tuvo ningún inconveniente en volver a recurrir al doble medio centro (Sergio Ramos- Pablo García) con dos hombres de corte totalmente defensivo para fortificar a su equipo en la zona de atrás y buscar el partido descaradamente a la contra. Jugaba casi siempre con seis futbolistas por detrás del balón, pero no le fue mal hasta que el Lyon empató el partido. Después el equipo tampoco tuvo poder de reacción para buscar la victoria y entonces fue cuando más cer- ca estuvo de la derrota porque el Lyon, ahora sí, apretó y gracias a los cambios que había hecho su técnico con el marcador todavía en contra mejoró mucho en los últimos metros. La primera mitad blanca se puede calificar de aceptable. Ni bien ni mal, sino todo lo contrario. Superados los primeros despistes defensivos que a punto estuvieron de costar un gol de no ser porque Casillas anduvo listo ante Carew, el cuadro blanco se mostró firme, con una buena respuesta, sobre todo en el terreno físico, ante un rival que no demostró en el Bernabéu la fama que le precedía. Dominaba el juego y la situación el campeón francés, pero sin chispa, sin profundidad. El Real Madrid jugaba demasiado atrás, muy lejos del área contraria, pero cuando tres o cuatro de sus hombres se ponían de acuerdo y atacaban a la vez llegaban con peligro a la puerta de Coupet. Y en el momento en que el contrario tenía el rival, el repliegue a su campo era absoluto. Hasta Robinho. Guti, el hombre clave Confirmado Diogo por Salgado- -como adelantó ABC en la crónica de vísperas- -en el medio campo, Beckham