Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 22 11 2005 Sociedad 59 Educación España invierte en educación casi dos puntos menos que la media de la UE Destina el 4,4 del PIB frente al 5,22 del conjunto europeo b El 31,1 de los escolares españoles no logra el título de Educación Secundaria frente el 15 de la UE. Sólo Portugal y Malta registran peores resultados LAURA VILLENA. SERVICIO ESPECIAL BRUSELAS. España tiene que dar pasos de gigante para alcanzar el nivel educativo europeo. En un momento en que la educación se ha convertido en el hueso más duro de roer para el Gobierno de Zapatero, la Comisión Europea ha lanzado una lluvia de cifras que ponen en un compromiso el nivel de enseñanza de nuestro país. El estudio Educación y formación 2010 plantea las carencias de los Estados miembros en esta materia y propone una modernización de los sistemas de formación en Europa para alcanzar ambiciosos retos de aquí a 2010. Según el informe, España saca sus peores notas en materias como el abandono escolar. Nuestro país supera con creces las cifras europeas cuando se trata de jóvenes entre 18 y 24 años, que en un porcentaje del 31,1 no poseen ni siquiera el título de Educación Secundaria, frente a la media europea de 15 en 2004. Estos datos, alarmantes por sí mismos, cobran mayor importancia si se tiene en cuenta que de 2000 a 2004 han evolucionado a un ritmo creciente. La Unión Europea se ha propuesto llegar a cifras de abandono escolar inferiores al 10 en 2010, con lo que éste se convierte en uno de los grandes desafíos para España. tra por debajo de la media europea, un 5,22 entre 2000 y 2002. Sin embargo, el propio eurogrupo cuenta, según el informe, con una inversión total (pública y privada) del 1,28 del PIB de la UE, mientras países como Canadá o Estados Unidos invierten un 2,5 y un 3,25 de su PIB respectivamente. En cuanto a la Universidad, nuestro país no se encuentra entre los más atractivos en términos de movilidad, puesto que no dispone de planes de educación compartidos con centros extranjeros con vistas a expedir títulos o diplomas conjuntos. La mayoría de programas en los que participa son Erasmus Leonardo o Erasmus Mundus aunque según el informe existe un fuerte interés en el desarrollo de planes nacionales por parte de los Veinticinco para fomentar los intercambios educativos. Ello requerirá cambios legislativos y el fomento del aprendizaje de las lenguas. Exceso de no cualificados Actualmente existen en la UE 80 millones de personas no cualificadas, y la mayoría de países se muestra preocupada por estas cifras, según el informe. Así, subrayan la necesidad de participar en el mercado laboral y otorgan un papel fundamental a los sistemas de Formación Profesional (FP) En la mayoría de países los estudios de FP tienen un efecto positivo sobre la reducción de la tasa de abandono escolar prematuro. Según el estudio, grandes reformas deben ser puestas en marcha: propone una inclinación de los esfuerzos de los Estados miembros hacia la erradicación del abandono escolar, la finalización de estudios de secundaria y fomentar la competitividad de los europeos. Tan sólo si se cumplen estos objetivos se podrá evitar que la próxima generación se enfrente a la exclusión social, y las grandes pérdidas que ello supone para la economía y la sociedad concluye. Una alumna estudia la lección en el aula de su escuela En el punto de mira europeo se encuentra también el porcentaje de jóvenes españoles que han finalizado los estudios secundarios, con diez puntos por debajo de la media europea (61,8 frente a 76,7 con más mujeres graduadas que hombres. Estas cifras, que convierten a España en el tercer país de la UE con menor número de alumnos en superar Secundaria, junto a Portugal y Malta, plantea serios desniveles con respecto a sus compañeros miembros de la Unión. España vuelve a quedar muy por debajo de la media europea, situada en un 9,9 en lo que respecta a forma- ABC ción académica de nivel superior que se cursa a partir de los 25 años. Tan sólo un 5,1 de españoles continúan estudiando o retoman sus carreras en su etapa adulta, frente a los altos porcentajes de Noruega, Finlandia, Dinamarca y Suecia, que sobrepasan el 35 Más inversión pública Entre otras medidas que se imponen como necesarias se encuentra la inversión pública. Las que ofrece el estudio implican una clara necesidad de volcar las arcas del Estado hacia la educación, puesto que España, con una inversión del 4,4 de su PIB, se encuen-