Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 19 11 2005 Sociedad 57 Salud CARDIOLOGÍA CALEIDOSCOPIO JOSÉ MARÍA FERNÁNDEZ- RÚA FRONTERA CARDIOVASCULAR U Los servicios de Emergencia intentan reanimar a un infartado ABC Lo último sobre el corazón Nuevos avances en la reunión anual de la Sociedad Americana de Cardiología N. R. C. MADRID. La reunión anual de la Sociedad Americana, celebrada en Dallas esta semana, ha permitido conocer los últimos avances en una de las enfermedades más prevalentes, junto al cáncer. Cardiólogos de todo el mundo han acudido a una de las citas más importantes de la Cardiología para conocer los últimos tratamientos, las nuevas técnicas o repasar la lista de factores de riesgo cardiovascular, viejos y nuevos conocidos. Nuevos enemigos El café descafeinado eleva el colesterol Ni siquiera el café descafeinado se puede tomar sin control. Beber seis tazas diarias aumenta el riesgo cardiovascular al incrementar el LDL o colesterol malo según un estudio del Instituto de la Salud de Estados Unidos. El ensayo se realizó con 187 personas, que se dividieron en tres grupos: el primero tomó seis tazas de café, el segundo la misma cantidad de descafeinado y el resto ningún tipo de café. Los investigadores midieron el nivel de cafeína en sangre y otros indicadores cardiovasculares como la presión sanguínea y niveles de colesterol durante los tres meses que duró el estudio. El grupo que tomó descafeinado vio cómo se elevaron en un 18 %lo s ácidos grasos que pueden conducir a la producción de LDL o colesterol malo En los otros dos grupos no se observó cambios. corazón. Se pensaba que proporcionándola en dosis altas se podría prevenir un mayor número de muertes. Sin embargo, esta hipótesis ha sido derrotada por un trabajo realizado en 190 centros sanitarios del norte de Europa (Suecia, Noruega, Islandia, Países Bajos, Dinamarca y Finlandia) En contra de lo esperado, la terapia intensiva con atorvastatina no evitó más episodios coronarios agudos que las dosis utilizadas en la práctica clínica. El estudio se realizó con casi 9.000 pacientes. Una buena noticia para este prometedor fármaco es que podría estimular las células madre del corazón para facilitar su regeneración, según otra investigación de la Universidad de Buffalo. La discriminación del corazón Las mujeres, las peores tratadas El sexo femenino es la gran olvidada de la Cardiología. La reunión americana ha recordado que el corazón no es sólo cosa de hombres y ha pedido más medios para controlar una enfermedad que también es preocupante en la mujer. La enfermedad cardiovascular cada vez hace menos diferencias entre sexos, aunque recibe menos atención. La revista The Lancet también desvelaba esta semana un nuevo factor de riesgo cardiovascular femenino. Científicos de la Universidad de Toronto aseguran que las mujeres con preeclamsia y otras complicaciones durante el embarazo tienen más riesgo de problemas cardiovasculares precoces. Prevenir antes que curar Ejercicio y nutrición, valores en alza La cardiología no vive sólo de fármacos. Varias investigaciones han recordado estos días que el control de los estilos de vida son imprescindibles para atajar la epidemia cardiovascular. Un consejo repetido estos días es comer en casa para mejor la salud cardiovascular y aumentar el ejercicio. La actividad física en mayores de 50 años, mejora la salud cardiovascular y tiene un efecto en la esperanza de vida. La revisión de un amplio estudio con 5.000 personas incluso ha cuantificado en cuanto tiempo puede prolongarse: cuatro años más. El valor del análisis de urgencia Un test para el fallo cardiaco Cansancio, sensación de ahogo, hinchazón en los tobillos... Estos son algunos de los síntomas de la insuficiencia cardiaca, una afección que afecta a 14 millones de europeos y pocas personas identifican como un problema de salud serio. Ahora investigadores españoles del Hospital de la Santa Cruz y San Pablo de Barcelona, en colaboración con otros centros de Holanda y Nueva Zelanda han demostrado la utilidad de un sencillo análisis de sangre para confirmar o descartar el diagnóstico de fallo cardiaco severo en la sala de urgencias. Este análisis mide los niveles de una proteína llamada NT- proBNP y es, según el estudio, una prueba definitiva. El análisis internacional recopiló información de 1.256 enfermos, de los cuales 720 tuvieron fallo cardiaco. Fármacos y estilo de vida Estatinas que regeneran el corazón Las estatinas, los fármacos que reducen el colesterol, son una de las grandes armas terapéuticas para mantener a raya a uno de los peores enemigos del No todo son fármacos. Los cardiólogos insisten en mejorar los estilos de vida para atajar la epidemia n estudio realizado con mil voluntarios en la Universidad estadounidense de Yale evidencia que la apnea obstructiva del sueño aumenta significativamente el riesgo de sufrir un accidente cerebrovascular. El equipo de investigadores, dirigidos por Carl Hunt, concluyen en The New England Journal of Medicine que este incremento del riesgo es independiente de otros factores, entre ellos la tensión arterial alta, después de analizar durante más de tres años y medio a los pacientes que han participado en el estudio, mayores de 50 años y sin historial de ataques cardíacos o accidentes cerebrovasculares. El sueño, o sus alteraciones, se convierten así en una nueva frontera cardiovascular, según un editorial que acompaña a este trabajo original de Virend Somers, del Instituto Nacional del Corazón y Pulmón de Estados Unidos. Los clínicos saben muy bien que la apnea obstructiva del sueño tiene su origen en una oclusión intermitente y repetitiva de la vía aérea superior durante el sueño. Esta situación se traduce en una interrupción completa o parcial del flujo aéreo. Es decir, que las personas que padecen apnea obstructiva del sueño interrumpen su respiración muchas veces durante el sueño, como resultado de bloqueos parciales o completos de la vía respiratoria superior. En el estudio de este síndrome están implicados numerosos grupos de investigación de diversos países, entre ellos España, que tratan de explicar su conexión con las enfermedades cardiovasculares. La aportación que hace ahora el equipo de la Universidad de Yale es importante, ya que confirma la relación entre la apnea obstructiva del sueño y el riesgo de accidentes vasculares en personas que nunca antes habían padecido estos eventos. El pasado año investigadores de los hospitales Sagrado Corazón y Clínico- Idibaps, de Barcelona, concluían en European Respiratory Journal que este síndrome incrementa el riesgo de mortalidad por un infarto cerebral pero en personas que habían sufrido un ictus. Otro trabajo reciente es el protagonizado por científicos brasileños, en American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine Detectaron un endurecimiento prematuro de las arterias en un grupo de pacientes mayores de cuarenta años con apnea obstructiva del sueño severa, a pesar de la ausencia de signos de enfermedad cardiovascular.