Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 19 11 2005 Sociedad 55 Salud No existen recetas mágicas para prevenir el cáncer, pero una investigación estadounidense asegura que se podría evitar una de cada tres muertes en el mundo por esta temida enfermedad. El estudio ha identificado nueve factores de riesgo, la mayoría relacionados con estilos de vida inadecuados, con los que se podría reducir drásticamente la mortalidad por cáncer Nueve formas de armarse contra el cáncer TEXTO: NURIA RAMÍREZ DE CASTRO MADRID. A muy pocos les extrañará leer que quien abandona el cigarrillo, controla su peso, practica ejercicio físico y cumple con los consejos básicos de una alimentación equilibrada, vivirá más y mejor. Un equipo de científicos de la Escuela de Salud Pública de Harvard en Boston (EE. UU. ha trasladado estas normas conocidas desde hace años para ver cómo influyen en la aparición y desarrollo de tumores. Y han estudiado, además, el efecto del entorno en una enfermedad que pone fin a siete millones de vidas cada año. Al final identificaron nueve factores de riesgo, nueve enemigos que son responsables de 2,43 de los siete millones de muertes anuales por cáncer en todo el mundo. La obesidad y el sobrepeso, el consumo bajo de frutas y verduras, la falta de ejercicio físico, el tabaquismo, el alcohol, la actividad sexual sin protección, la contaminación atmosférica, el humo del carbón en el hogar y los contagios de hepatitis B y C con inyecciones contaminadas en los hospitales. Los investigadores de Harvard estiman que todos estos factores de riesgo tan previsibles determinan una de cada tres muertes mundiales por cáncer. Los responsables de los tumores 1 Boca y garganta: Total de muertes: 40.559 Factores de riesgo- Alcohol- Tabaco %33 %71 7 Pulmón: Total de muertes: 455.636 Factores de riesgo- Tabaco- Bajo consumo de fruta y vegetales- Contaminación atmosférica %86 %8 %3 1 2 Esófago: Total de muertes: 57.752 Factores de riesgo- Alcohol- Tabaco- Bajo consumo de fruta y vegetales %41 %71 %12 8 Mama: Total de muertes: 155.230 Factores de riesgo -Alcohol 9 -Sobrepeso obesidad 13 -Inactividad física 9 7 3 Estómago: Total de muertes: 146.267 Factores de riesgo- Tabaco- Bajo consumo de fruta y vegetales %25 %12 8 9 2 Cuello de útero: Total muertes: 16.663 Factores de riesgo -Tabaco 11 -Sexo sin protección 100 5 6 3 10 12 11 4 9 10 11 4 Colón y recto: Total de muertes: 256.791 Factores de riesgo -Sobrepeso obesidad 14 -Inactividad física 14 -Bajo consumo de fruta y vegetales 1 Útero: Total muertes: 26.955 Factores de riesgo -Sobrepeso obesidad 43 La peor alianza: tabaco y alcohol El tabaco, el alcohol y el sobrepeso encabezan la lista de carcinógenos en el mundo industrializado. El humo de los cigarrillos aparece en casi todos los tipos de tumor incluidos en la investigación, Sólo se libra el cáncer de colon, de útero y de mama. Aunque recientemente la Agencia californiana de Protección del Medio Ambiente responsabilizaba el humo que aspiraban las fumadoras pasivas de más de 50 años con un mayor riesgo de cáncer de mama. La obesidad, tan presente en las sociedades desarrolladas, se relaciona con tres tipos de cáncer, aunque otros investigadores han llegado a señalar hasta una docena de ellos. Desde cáncer colorrectal, hígado, endometrio a tumores de riñón y ovario. Unido al sobrepeso aparecen la inactividad física y el bajo consumo de frutas y verduras que participan en el desarrollo de cánceres del sistema digestivo como el de colon, pero también en zonas del organismo menos previsibles: en pulmones, traquea y bronquios. El sedentarismo también se señala, curiosamente, como un factor de riesgo para el cáncer de mama. El estudio también se fija en las relaciones sexuales sin protección, responsable casi al cien por cien, del cáncer de cuello de útero. La transmisión del virus del papiloma humano, por contacto sexual, tiene la culpa. 5 -Tabaco- Alcohol- Contaminación hospitalaria Hígado: Total de muertes: 102.033 Factores de riesgo %29 %32 %3 Vejiga: Total de muertes: 58.636 Factores de riesgo %41 -Tabaco Otros tipos de cáncer: Total de muertes: 509.507 Total de muertes por de cáncer: 6 Páncreas: Total de muertes: 110.154 Factores de riesgo- Tabaco %30 2.066.388 Factores de riesgo Factores de riesgo- Alcohol 4 -Sobrepeso y obesidad- Tabaco 29 -Inactividad física- Bajo consumo de fruta y verdura 3 -Contaminación hospitalaria- Contaminación atmosférica 1 -Sexo no seguro %3 %2 0,5 %1 12 Leucemia: Total de muertes: 73.110 Factores de riesgo- Tabaco %17 CG. SIMÓN La investigación estadounidense ha visto la influencia de los nueve factores de riesgo en tumores importantes, aunque deja fuera algunos de los más prevalentes como el de próstata, riñón, melanoma o los linfomas. El autor principal del estudio Majid Ezzati cuenta en su estudio que esos tumores se han relacionado con comportamientos de riesgo, factores múltiples que hacen difícil identificar un único culpable. Ezzati también advierte que en este trabajo no se han tenido en cuenta otros compañeros del cáncer, bien conocidos, como el amianto y otros tóxicos ocupacionales; la bacteria Helicobacter pylori relacionada con la mayoría de los tumores gástricos o la exposición a la luz ultravioleta. Pese a estas limitaciones, el estudio aporta una información global importante. Otras investigaciones previas habían cuantificado factores de riesgo en la incidencia y mortalidad de las enfermedades oncológicas. Pero la mayoría se fijaba en un único factor de riesgo, relacionado con algún tipo de cáncer o población determinada. Prevenir desde el origen El epidemiólogo Ezzati recuerda que la prevención primaria es hoy la principal vía para reducir la carga global del cáncer. Alfredo Carrato, presidente de la Sociedad Española de Oncología Médica coincide con el experto es- tadounidense: La prevención primaria en el cáncer es el arma más eficaz. Contamos con mamografías que pueden detectar precozmente el cáncer, pero el objetivo es evitar que esta enfermedad llegue siquiera a producirse explicó. El cáncer aparece cuando se combina un genoma con cierta predisposición a padecer esta enfermedad con un factor externo que pone en marcha el complejo mecanismo para su desarrollo. Evitarlo es una tarea de toda la sociedad apunta Carrato. Debemos educar a los niños en las escuelas en hábitos de vida saludables y transmitir esta información siempre que sea posible, con el apoyo de las autoridades sanitarias