Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 15 11 2005 Sociedad 53 REFORMA EDUCATIVA TRAMITACIÓN PARLAMENTARIA El PSOE incorpora 36 enmiendas, todas suyas, a la ponencia de la ley educativa El PP califica la decisión socialista de rodillo y teme un proceso acelerado b La oposición teme que el debate Salgado desvincula la gripe aviar del aumento de las vacunaciones b El 80 de los mayores de 65 de las enmiendas sea imposible y que el PSOE imponga su mayoría para que la ley sea vista en el Pleno del 1 de diciembre M. ASENJO MADRID. Un total de 36 enmiendas- -todas del PSOE- de las 1.365 que habían presentado los grupos parlamentarios al proyecto de Ley Orgánica de Educación (LOE) fueron aceptadas para incorporarlas a la ponencia, que quedó constituida ayer en el Congreso de los Diputados. Con ellas se elaborará el preceptivo informe que servirá de base para redactar el texto que la Comisión remitirá al Pleno. El resto de las enmiendas, un total de 1.329, serán debatidas en la Comisión de Educación que mantendrá sesiones entre el martes y el viernes de la próxima semana. La decisión del grupo socialista fue apoyada únicamente por ERC e IU y rechazada por PP y PNV, mientras que CiU y el Grupo Mixto se abstuvieron. La mayoría de las enmiendas son de carácter técnico y destinadas a modificar errores o clarificar cuestiones, salvo las que hacen referencia al preacuerdo establecido por el Ministerio de Educación con los sindicatos docentes para mejorar sus condiciones sociolaborales en el marco de la LOE. La decisión del PSOE fue calificada de rodillo por el portavoz popular. Eugenio Nasarre, quien considera que es una prueba de que el Gobierno quiere acelerar la tramitación de la ley al máximo El diputado del PP indicó que había preguntado al portavoz socialista Raimundo Benzal si la entrevista entre el presidente Rodríguez Zapatero y los convocantes de la protesta del sábado tenía algún efecto en la actitud socialista, y que su respuesta había sido negativa. Estamos- -lamentó Nasarre- -ante una situación de degradación del debate por el comportamiento del Partido Socialista Según el PP, el Gobierno quiere llevar el proyecto de ley al pleno del Congreso de los Diputados del 1 de diciembre y aprobarlo definitivamente antes de la primavera. Por el contrario, Raimundo Benzal resaltó el clima deferente de las negociaciones entre los diputados. Justificó la decisión de su grupo, destacó el carácter abierto y sostuvo que muchas de las enmiendas vivas pueden integrarse en el texto definitivo de la LOE. Según Benzal, el proceso de debate en la Comisión de Educación permi- La Comisión de Educación debatirá las 1.329 enmiendas que han quedado vivas en cuatro días tirá buscar acuerdos. Ante las acusaciones del primer partido de la oposición de que con cuatro días de trabajos en la Comisión- que habrá que hacer compatibles con el pleno de la Cámara -el trámite será necesariamente acelerado Benzal respondió que el calendario fijado es cuatro veces superior al que se estableció para la tramitación de la Ley Orgánica de Calidad de la Educación (LOCE) ahora paralizada en sus preceptos fundamentales. En parecidos términos se pronunció el diputado de la Chunta Aragonesista José Antonio Labordeta, que comparó este proceso parlamentario con el que se estableció en su día para la Ley de Calidad: La LOCE se debatió tarde y con nocturnidad, y el día que se votó en el Congreso muchos de los grupos nos marchamos porque pensamos que era una tomadura de pelo Por su parte, antes de quedar constituida la ponencia, el portavoz de ERC en el Congreso, Francesc Canet, expresó su confianza en alcanzar un acuerdo de mínimos en torno a los aspectos más conflictivos aunque reconoció que el proceso es muy complicado El Grupo Popular ha presentado 252 enmiendas, además de una de totalidad con texto alternativo; el PSOE, 68; ERC, un total de 178; CiU, 168 más una de totalidad sin texto de sustitución; IU- ICV, 170; el BNG, 156, y el PNV, 80. Algunas de ellas todavía podrían integrarse en el texto definitivo. años se vacunarán este año contra la gripe común, frente al 65 registrado la temporada anterior, según la ministra de Sanidad JANOT GUIL BARCELONA. La ministra de Sanidad y Consumo, Elena Salgado, pronosticó ayer que un 80 por ciento de los ciudadanos españoles mayores de 65 años se vacunarán este año de la gripe común, mientras que el año pasado sólo se vacunaron un 68 por ciento de ese sector de población. Sin embargo, la ministra no atribuyó este incremento en la vacunación a la alarma provocada por la amenaza de una pandemia de gripe aviar. No hay ninguna relación, simplemente hemos hecho un mayor esfuerzo para aumentar la vacunación entre los grupos de riesgo afirmó la ministra, quien, por otra parte, se lamentó de que la tasa de vacunación por gripe común entre los trabajadores sanitarios sea menor de lo deseable Las administraciones hemos incentivado y reclamado este año que se vacune un porcentaje mayor de personas siguiendo un llamamiento de la OMS, señaló la ministra, que añadió, ante la hipótesis de que mucha gente se haya vacunado de la gripe común para protegerse de una futura gripe aviar: Los pensamientos de cada ciudadano son libres Respecto a la posibilidad de que llegue una pandemia de gripe aviar, Salgado afirmó que hemos sido capaces de transmitir a la población un mensaje de tranquilidad No estamos ante un problema de salud pública en España afirmó la ministra, aunque aclaró que en caso de que llegara una pandemia de gripe aviar nuestro sistema de salud estaría preparado El coste sanitario de los turistas La ministra hizo estas declaraciones tras inaugurar en la capital catalana el Fórum Euromed Salud, un congreso que reúne a casi cuarenta países de Europa y de la cuenca mediterránea y que trata, entre otros asuntos, sobre la necesidad de impulsar políticas y estrategias de salud coordinadas entre los países de esta zona, así como de la libre circulación de pacientes y profesionales entre estos países. La ministra se mostró partidaria de consensuar entre todos los países de la UE una cartera básica de servicios sanitarios que se prestarían a sus ciudadanos y establecer un fondo para evitar problemas de países, como España, que atienden a muchos ciudadanos de la UE y no recuperan el coste. Cada año, el sistema sanitario público atiende a 182.921 turistas. Manifestación contra la LOE el pasado sábado en Madrid DANIEL G. LÓPEZ