Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 11 11 2005 105 Jennifer López y Marc Anthony, en la ONU. La actriz y cantante y su marido, el también artista Marc Anthony, participaron ayer en la entrega en Nueva York de los premios que concede la ONU a las iniciativas de microcréditos más relevantes de este año. La gala contó con Tim Robbins como maestro de ceremonias. El amor a primera vista de Madonna. La cantante estadounidense ha asegurado en una entrevista concedida al canal británico ITV que su historia con el director de cine Guy Ritchie fue un amor a primera vista Le vi jugando al tenis sin camiseta y esto ya fue un gran estímulo ha asegurado la diva del pop. EN SU PUNTO Huguet: Gaudí y Cibeles son de tercera división M. GÜELL BARCELONA. El estudio que encargó la Consejería de Comercio para investigar la salud de la Pasarela Gaudí dejaba muy claro las deficiencias de la moda en Cataluña. Desde aquella sonada radiografía no han parado de saltar titulares alarmantes sobre el futuro de los diseñadores consolidados que desfilaban hasta ahora en esta plataforma. Por su parte, el consejero de Comercio, Josep Huguet, de ERC, se ha ocupado de airear sus opiniones. Sin ir más lejos, ayer reiteró en un programa de la televisión autonómica que las pasarelas Gaudí y Cibeles son de tercera división, que no tienen ninguna proyección internacional Huguet puntualizó que la financiación de la pasarela Gaudí llegó a ser pública en un 80 por ciento, mientras que otras grandes pasarelas tienen una financiación privada El consejero reiteró su intención de generar un Gaudí internacional que se presentará al mundo además de fomentar a los jóvenes emergentes BEATRIZ CORTÁZAR Raúl y Mamen Sanz cuentan los días para que nazcan sus gemelos E El independentista Josep Huguet, en una imagen de archivo ELENA CARRERAS Desestiman la demanda de una esposa del rey Fahd El Tribunal de Apelaciones londinense decidió rechazar la reclamación con la que la británica Janan Harb, una de las esposas del rey Fahd de Arabia Saudí, pretendía obtener una parte de la fortuna del fallecido monarca, calculada en 75.000 millones de euros, por gastos de manutención, una petición que Harb debía haber hecho en vida del jeque saudí. El ya difunto rey Fahd, a bordo de uno de sus yates, en Marbella en 2002 EFE l futbolista Raúl González y su mujer Mamen Sanz están viviendo los últimos días que faltan para que nazcan sus gemelos con auténtica dedicación y prudencia. Mientras el delantero se entrena para el partido que mañana sábado jugará con la selección española contra Eslovaquia, su mujer guarda reposo por prescripción médica con el fin de alargar al máximo el embarazo. En estos momentos, Mamen se encuentra en la semana 34 de gestación y ante la inmediatez del doble alumbramiento le han aconsejado que no haga nada, que aguante al máximo, puesto que cada semana que gane son más ventajas para los pequeños y más tranquilidad para los padres. En cualquier caso es más que probable que el parto se adelante, como ocurre en muchos otros de este perfil. Los médicos les han asegurado que los bebés están bien, tienen un peso óptimo y periódicamente les vigilan con controles de monitorización para ver sus latidos y estudiar las contracciones de la madre, que sigue un tratamiento médico para aguantar el máximo tiempo posible. Padres de dos niños, Jorge y Hugo, ahora tendrán el cuarteto con la llegada al mundo de dos niños más cuyos nombres están por decidir, aunque tienen claro que ninguno de los dos se llamará Raúl como su padre. Con las lógicas molestias de un final de embarazo doble y con las clásicas ganas de cualquier madre por tener a sus hijos ya en brazos, Mamen aguanta paciente ese momento mientras sigue al pie de la letra las instrucciones de su médico. En cuestión de pocas semanas, o incluso de días, el matrimonio podrá ver la carita de sus dos niños. Salvo que después de esta experiencia se animen a seguir aumentando la familia, me temo que Mamen se va a quedar sin poder tener una niñita a la que poner lazos rosas. Por contra, va a contar con casi un equipo entero de fútbol sin salir de casa.