Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 Nacional LUNES 7 11 2005 ABC DISCURSOS Y PROYECTOS e podrá decir que los discursos parlamentarios, además de su forma y su contenido ideológico, deben atender a la eficacia política. Quizá por ello Rajoy podía exponer un modelo, el constitucional, bucear en sus fundamentos democráticos, dibujar la modernidad y criticar con ironía y contundencia los ataques que sufre, aunque se disfracen de progresía. Y quizá por lo mismo Rodríguez Zapatero podía pensar que debía, simplemente, pasar el trámite sin molestar a sus socios, establecer vagamente unos criterios- -ya conocidos, vaguedad incluida- -para comenzar de inmediato una negociación incierta. Ocurrió lo mismo en el debate de toma en consideración del plan Ibarretxe: Rajoy GERMÁN podía reflexionar políticaYANKE mente sobre el Estado y el nacionalismo, mientras Rodríguez Zapatero se sentía obligado a anunciar el voto en contra sin casi entrar en el fondo del asunto, para mantener abierta la puerta del diálogo con el PNV. Pero todo ello, en lo que se refiere al presidente del Gobierno, es más una explicación que una justificación. Revela, en primer lugar, su situación política, aunque él mismo haya contribuido a forjarla. Es decir, no puede, para mantener la ficción de que se entiende con todos (salvo, claro, el PP) ni formular en la tribuna la doctrina tradicional del PSOE: no la que a otros gustaría ni incluso la que teóricamente se podría atribuir al socialismo del siglo XXI, sino, sencillamente, ni la que se puede rastrear en las resoluciones de sus congresos y en las actividades parlamentarias hasta marzo del año pasado. La sensación de que está atrapado por las sumas parlamentarias es evidente, aunque puede haber algo más: un proyecto de una suerte de Nueva Patria que no encaja en el actual marco constitucional si no es forzándolo y que se puede construir mejor con las minorías nacionalistas (o las necesitadas del sostén gubernamental para tener razón de ser) que con el segundo partido político del país. Pero este pretendido proyecto no soslaya la sensación de que el presidente está atrapado. Es decir, sus hipotéticas pretensiones no se pueden llevar a cabo sin romper el consenso con el PP que ha dado lugar al entramado constitucional vigente, estatutos comprendidos, y sin ceder- -una y otra vez hasta límites no señalados- -a los nacionalismos. El precio que paga, y que pagaremos con él, no se disimula echando la culpa de todo a los conservadores. Y atrapado también porque, hasta hoy, el único motivo (ya que no es un argumento) para mantener a su propio partido en el empeño es la conveniencia política de sostenerse a toda costa, y a trompicones, para no dar la gran y definitiva baza al PP. Lo que le dure a Rodríguez Zapatero este inestable equilibrio interno se me escapa, pero queda reflejado simbólicamente en los dos grandes debates parlamentarios citados. A un lado, la cita ingenuamente malévola, de Alfonso Guerra. Al otro, las intervenciones del portavoz socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba, que, más brillante y más eficaz, de modo distinto pero sin contradecirle, ha salvado, en medio de la desolación, la cara del PSOE. S Francia extradita mañana a la etarra que negoció con González y Aznar Belén González, Carmen participó en al menos cinco asesinatos comando Madrid fue detenida en Francia con datos sobre objetivos, cinco meses después de escenificar un diálogo con el Gobierno J. P. MADRID. Las autoridades francesas extraditarán mañana martes a España a la etarra Belén González Peñalba, Carmen que personalizó el fiasco de la tregua de Estella. Mientras se reunía en Zurich junto a otros dirigentes de ETA con representantes del Gobierno de Aznar, recopilaba información sobre posibles objetivos. La ex pistolera del comando Madrid estará, por fin, a disposición de la Justicia española para responder por sus numerosos crímenes. Antes de formar parte del frente negociador de ETA, primero durante las conversaciones de Argel con el Gobierno de Felipe González, en 1989, y, después, tras el pacto de Estella, en la reunión con representantes del Ejecutivo de Aznar, González Peñalba protagonizó uno de los capítulos más sanguinarios de ETA como pistolera del comando Madrid junto a otros etarras como Ignacio Aracama Mendía, Makario y José Manuel Soares Gamboa. b La etarra del Una mediadora en prisión Expertos en la lucha antiterrorista no descartan que Belén González Peñalba, Carmen una vez en España, pueda incorporarse al equipo de interlocución que ETA tiene en las cárceles y que en la actualidad lo integran la ex concejal de Herri Batasuna Anabel Egües y Juan Lorenzo Lasa Mitxelena, Txikierdi Los citados medios se basan en que Carmen ha formado parte del aparato de negociación de la banda desde 1987 hasta 1998. En un hipotético proceso de negociación, los actuales dirigentes de ETA quieren dar más protagonismo a los presos para evitar lo sucedido durante la tregua de Estella cuando, al sentirse olvidados, amagaron con una deserción. director general de Política de Defensa. Después, el 11 de septiembre de ese mismo año, hizo estallar el coche bomba dirigido contra una furgoneta en la que viajaban guardias civiles, varios de los cuales resultaron heridos. Peor suerte corrió el súbdito norteamericano Eugene Kent, que salió de su casa a practicar footing y nunca regresó porque la onda expansiva le alcanzó mortalmente. La Justicia le relaciona también con el secuestro de Diego Prado y Colón de Carvajal, perpetrado en 1983. El rehén fue liberado después de que la familia pagara un elevado rescate. Pese a dejar en las calles de Madrid un reguero de sangre, en 1987 Carmen y Makario pudieron reunirse en Argel con el entonces jefe de ETA Domingo Iturbe Abásolo, Txomin para preparar las conversaciones con emisarios de Felipe González. Precisamente, ambos pistoleros fueron testigos de la muerte, en extrañas circunstancias, de Txomin que, según la versión de las autoridades argelinas, cayó desde un tejado. Tras el accidente Carmen y Macario acompañaron al nuevo interlocutor, Eugenio Echebeste, Antxon Argel- Santo Domingo- Francia Rotas, en marzo de 1989, las conversaciones, estos tres etarras, junto a Ángel Iturbe y Soares Gamboa, fueron trasladados en abril a Santo Domingo, donde mantuvieron su papel de interlocutores. El 18 de octubre de 1998, en plena tregua de Estella, Carmen e Iturbe consiguieron huir a Francia. El 20 de mayo de 1999 participó, junto con Miguel Albizu Iriarte, Mikel Antza y Vicente Goikoetxea, Willy en la reunión mantenida en Zurich con los emisarios de Aznar, Javier Zarzalejos, Pedro Arriola y Ricardo Martí Fluxá. Carmen que no abrió la boca, se limitó a tomar nota. Representantes gubernamentales y terroristas acordaron una segunda reunión que nunca llegó a celebrarse. El 25 de octubre de ese mismo año, cuando ETA aún no había anunciado la ruptura de la tregua, Belén González fue sorprendida por la Policía francesa en Pau en posesión de amplia documentación sobre posibles objetivos de Madrid, Barcelona y Andalucía que intentó destruir antes de ser detenida. Días después, el 14 de diciembre, fue localizado el piso donde se ocultaba. Los agentes encontraron más datos de seguimientos hechos durante la tregua a Juan María Atutxa, Carlos Iturgaiz, Enrique Villar, Javier Rojo y Luis Alberto Aguiriano, entre otros, así como informes sobre el Parlamento vasco. Reguero de sangre La Justicia española le acusa de participar en los asesinatos del coronel Vicente Romero González- Calatayud; su conductor, Juan García Jiménez, y del policía Esteban del Amo Puente, perpetrados el 12 de junio de 1985 en la capital de España. El 29 de julio intervino en el atentado que costó la vida al vicealmirante Fausto Escrigas, entonces Ataque proetarra con cócteles molotov a la subdelegación del Gobierno en Vitoria A. A. VITORIA. Un grupo de desconoci- dos lanzó la madrugada del domingo cinco cócteles incendiarios contra la Subdelegación del Gobierno en Vitoria, en cuya fachada causaron daños de escasa consideración, informaron fuentes de la Delegación del Gobierno en el País Vasco. El ataque lo protagonizó, tras la medianoche, un grupo que salió de las calles del casco viejo, lanzó los artefactos y regresó de nuevo. Sólo ardió uno de los cócteles molotov, y provocó un ennegrecimiento de la fachada. El delegado del Gobierno en el País Vasco, Paulino Luesma, recordó a Efe que a pesar de los escasos daños, es un episodio de terrorismo callejero como los ataques de las últimas jornadas. Luesma expresó su más rotunda condena y anunció que no bajamos la guardia y tenemos activos todos los mecanismos para detener a sus autores