Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 4 11 2005 Nacional 25 NACE LA INFANTA DOÑA LEONOR Don Juan Carlos desea viajar por primera vez a Ceuta y Melilla ABC MADRID. Su Majestad el Rey recibió ayer en audiencia y por separado a los presidentes de las Ciudades autónomas de Melilla, Juan José Imbroda, y de Ceuta, Juan Jesús Vivas, y a ambos les manifestó sus deseos de visitar, por primera vez, estas ciudades españolas, según manifestaron los dirigentes a la salida del Palacio de La Zarzuela. Ceuta y Melilla son las dos únicas ciudades españolas que Don Juan Carlos no ha visitado, ya que siempre se han tenido en cuenta las posibles repercusiones que podrían tener estos viajes en las relaciones bilaterales con Marruecos. En las dos audiencias, según contaron luego los presidentes, el Rey se interesó por las avalanchas de inmigrantes subsaharianos y los asaltos a las vallas registrados las últimas semanas. Los dos dirigentes autonómicos, ambos del PP, coincidieron tras sus reuniones en destacar el gran interés y el conocimiento profundo mostrado por el Rey hacia los asuntos de sus ciudades. Según explicó Ambroda, en la audiencia se abordó la nueva actitud de colaboración por parte de Marruecos, a pesar de que el origen del problema está en en África subsahariana. Frente a la actitud timorata mostrada con anterioridad por Marruecos, dijo el presidente de Melilla, ahora ha tomado una serie de medidas que se debían haber tomado antes. No obstante, Imbroda responsabilizó al Gobierno español del retraso en la adopción de estas medidas por no haberlas apremiado por vía diplomática. Doña Sofía recibe un regalo para su nieta, una muñeca Mariquita Pérez vestida de enfermera EFE El Rey destaca la importancia dinástica y constitucional del nacimiento La Princesa y la Infanta abandonarán la clínica a partir del domingo b Don Juan Carlos agradeció a todos de corazón la cercanía y el cariño entrañable con los que los españoles han acogido el nacimiento de Doña Leonor ALMUDENA MARTÍNEZ- FORNÉS MADRID. Su Majestad el Rey aprovechó ayer el primer acto público al que acudió después del alumbramiento de la Infanta Doña Leonor para destacar la importancia dinástica y constitucional de este nacimiento para la futura continuidad de la Monarquía parlamentaria y para su permanente vocación de servicio a España y a todos los españoles Don Juan Carlos subrayó la trascendencia de este feliz acontecimiento, más allá del júbilo familiar que supone el alumbramiento de un nuevo ser querido durante su intervención en el XXV aniversario del Consejo General del Poder Judicial, donde también agradeció las numerosas muestras de felicitación. Apreciamos sobremanera- -dijo- -la cercanía y el cariño con los que los españoles han acogido el nacimiento de la primogénita de los Príncipes de Asturias. Muchas gracias a todos de corazón Esta era la segunda ocasión del día en la que Don Juan Carlos agradecía a la sociedad española las atenciones que han brindado a la Familia Real tras el alumbramiento de la niña, que ocupa el segundo lugar en la línea de sucesión a la Corona, después de su padre, el Príncipe de Asturias. La Audiencia sólo juzgará genocidios cuando el país de origen no actúe N. V. MADRID. Tras la reciente sentencia del Tribunal Constitucional (TC) que permite a España investigar cualquier tipo de genocidio cometido en el extranjero con independencia de la nacionalidad de las víctimas, el Pleno de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha adoptado un acuerdo en el que unifica criterios en materia de jurisdicción extraterritorial. Entre las pautas, que limitan considerablemente la sentencia del TC y no son vinculantes, se señala que España sólo actuará cuando no lo haga el país en el que tienen o han tenido lugar los hechos objeto de la denuncia o querella o, en su defecto, el Tribunal Penal Internacional. La primera fue en un encuentro informal con la prensa, cuando el Rey acudió a la mesa petitoria de la Fiesta de la Banderita que presidía la Reina en la puerta del Congreso de los Diputados (antes, había visitado la mesa que presidía su hija Doña Cristina, en la plaza de la Villa) Después de entregar su donativo, Don Juan Carlos también comentó que la Princesa de Asturias y la Infanta Doña Leonor podrían abandonar la clínica el próximo sábado por la tarde, aunque precisó que serían los propios Príncipes quienes lo comunicarían cuando los médicos den el alta a Doña Letizia y a la recién nacida. Probablemente, el lunes o martes Momentos después, sin embargo, fuentes del Palacio de La Zarzuela precisaron que la salida del Ruber Internacional no se producirá el sábado, sino a partir del domingo, especialmente el lunes o el martes de la próxima semana. Las mismas fuentes aseguraron que tanto la madre como la hija se encuentran perfectamente. No obstante, los médicos han preferido que continúen ingresadas unos días más, en los que la pequeña, que nació tres semanas antes de la fecha prevista, ganará fuerzas y Doña Letizia se recuperará de la cesárea. Igual que la Reina y la Infanta Doña Cristina, Doña Elena también presidió una mesa petitoria de la Fiesta de la Banderita situada en la Puerta del Sol. Y numerosos madrileños aprovecharon la presencia de Doña Sofía y sus hijas para felicitarlas por el reciente nacimiento. Algunas personas también les llevaron regalos para la recién nacida, como una muñeca Mariquita Pérez vestida de enfermera, que fue entregada a Doña Sofía. A la mesa que presidía la Reina acudieron algunos políticos a entregar su donativo, como como la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, el ministro José Montilla, Eduardo Zaplana y Josep Antoni Duran Lleida, así como otras personas conocidas, entre ellas la actriz Concha Velasco. Pero la anécdota más comentada la protagonizó el ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, quien tuvo que pedir dinero prestado para entregar su donativo a Cruz Roja. Visita de los abuelos maternos Después de dedicar gran parte de la mañana a recaudar fondos para esta organización benéfica, Doña Sofía regresó a La Zarzuela con Don Juan Carlos para almorzar y, por la tarde, volvió a visitar a los Príncipes en la clínica. También fueron al Ruber los abuelos maternos de Doña Letizia, Francisco Rocasolano y su esposa, Enriqueta, que ayer conocieron a su bisnieta y que llegaron con su hija Paloma Rocasolano y su otra bisnieta, Carla Vigo Ortiz. Muchos madrileños aprovecharon la presencia de la Reina y las Infantas en la Fiesta de la Banderita para felicitarlas